Santa Fe

Video: inédita procesión con una virgen destrozada

En el marco de la celebración de la Virgen de la Merced, hubo un incidente en San Justo. Un tropiezo que terminó en un desastre.

Lunes 26 de Septiembre de 2022

En el marco del homenaje a la Virgen de la Merced, este fin de semana se realizó el tradicional festejo en la localidad santafesina de San Justo. Sin embargo, la procesión empezó de la peor manera ya que la escultura cayó al suelo y quedó destrozada.

Embed

La escultura de la Nuestra Señora de las Mercedes cayó de la tarima cuando la sacaban de la iglesia, ubicada en el centro de la ciudad del norte de Santa Fe. El hecho quedó registrado en un video y rápidamente se viralizó.

“Es la primera vez en la historia que nos pasa algo así”, reconocieron desde la parroquia, en diálogo con Aire de Santa Fe. Según informó el mismo medio, la estructura cayó porque no estaba atada a la tarima.

“¡Ay, Dios!” se escucha de fondo en el video viral, que compartió en Twitter el periodista Mario Galoppo. Luego, se puede ver el intento de algunos de los presentes de juntar los pedazos de la virgen, junto a sollozos y consuelos.

Según apuntó el mismo medio local, el daño que sufrió la virgen es irreparable. Sin embargo, no se trata de la escultura principal, sino una auxiliar que se guarda en la secretaría de la iglesia y se utiliza en las procesiones.

Finalmente, las autoridades eclesiásticas decidieron continuar la procesión, pero en vez de la escultura se utilizó una cruz en la tarde del sábado 24 de setiembre.

El padre Antonio Ferigutti, de la parroquia Nuestra Señora de la Merced, habló sobre el hecho con el medio y pidió tener en cuenta que se trata “solo de una imagen”.

En esta línea, aseguró que no se debe buscar ningún tipo de significado religioso en la caída, y remarcó que se trató de un accidente. “En el momento, produjo estupor por la situación, porque no es un florero lo que se rompió, sino que es una imagen que representa a la virgen y que refleja y expresa mucho sentimiento de la ciudad de San Justo”, reflexionó Ferigutti.

Ferigutti explicó que el dolor no es tanto por la rotura, sino por el sentimiento que encierra la devoción a la virgen. Sin embargo, insistió en la necesidad de desdramatizar lo que sucedió.

“Creo que tenemos que tener en cuenta que la imagen es un pedazo de yeso que se rompió y que se puede reponer. Lo importante es que uno no esté tan preocupado por esas cosas materiales, sino que esté preocupado por otras dimensiones de la vida, que son más importantes”, aseveró.

“Ojalá tengamos la compasión que sentimos cuando se rompió la imagen, hacia las personas. A veces nos alarmamos por estas cosas, pero ante el dolor humano no”, concluyó.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejá tu comentario