Obras de teatro
Martes 18 de Septiembre de 2018

"El Partener", una impecable adaptación del texto de Mauricio Kartun

Un comentario sobre la versión llevada a escena por la directora Valeria Folini junto a los actores Celina Zamero, Saúl Cuello y Daiana D'Elía

El Partener podría ser un paréntesis dentro de una road movie. La obra teatral dirigida y adaptada por Valeria Folini muestra a Nico, un adolescente que sigue a su padre a través de pueblos de Santa Fe, Entre Ríos y Buenos Aires, como un perro detrás de su dueño que tiene la manía de abandonarlo para vivir aventuras en solitario. Pero es en un bar rural a las afueras de Campana donde el jovencito hace un clic, donde el viaje comienza a surtir efecto y el viajero cambia.

La obra está basada en el texto homónimo de Mauricio Kartun, pero el giro que se le da en esta versión le añade un plus más que interesante. Aquí, el personaje de Nico es interpretado por la actriz Celina Zamero, que habilita a que la cuestión de la diversidad sexual se convierta en uno de los ejes de la trama.

El Partener se puede ver los sábados de septiembre, a las 21, en Sala Metamorfosis (Alameda de la Federación 453, Paraná) y narra las andanzas de Pacheco (Saúl Cuello), recitador que se gana la vida en peñas y bares del interior del país. Es padre de Nico, su partener, a quien ha abandonado en un hospital de alguna localidad perdida en el mapa, luego de que se quebrara una pierna, lo que le impide realizar su número de zapateo. El joven regresa a recomponer el dúo, pero ha sido reemplazado por Nydia (Daiana D'Elía), una profesora de danzas folclóricas que sueña con dejar el pueblo, a la que Pacheco ha envuelto con promesas de giras y estrellato para obtener sus favores.

Si bien Pacheco recibe a su hijo con sorpresa y hasta hostilidad, luego irán hablando de su historia y un cierto afecto suavizará un poco las asperezas. Pero las constantes intervenciones de Nydia los hará retroceder casilleros.

Entre los tres se desarrolla un triángulo de cariño, celos y tensión sexual. El joven Nico –nacido Nicolasa– comienza a asumir su sexualidad. Su atracción hacia (y con) la amante temporal de su padre empieza a aflorar con vehemencia y algo de violencia. Mientras tanto su padre hace la vista gorda, y hasta lo anima a "verle la cara a Dios".

Pero, es en este punto de su viaje que Nico comienza también a madurar y a entender, que su padre no va a cambiar. Así, su enojo se va convirtiendo en aceptación.

Aunque los diálogos ocurrentes, los insultos y las situaciones cómicas atraviesan casi toda la obra, de ninguna manera es una comedia ligera. Los momentos tensos e incómodos también interpelan fuerte al espectador en este grotesco criollo: de la risa explosiva y los comentarios del público a que por la sala repleta no vuele una mosca puede haber una sola frase.

Los actores se ponen al hombro un texto brillantemente adaptado, dando vida a un hecho teatral impecablemente consumado. Cada cual posee un trasfondo y cada actitud tiene su correlato. Aquí, música, palabra y gesto se complementan.

El espectáculo mantiene atrapado al público durante casi 90 minutos, y lo consiente con un final abierto que deja entrever un posible desenlace feliz.



Ficha Técnica
Autor: Mauricio Kartun
Actrices y actor: Celina Zamero, Daiana D´Elia, Saúl Cuello
Dirección: Valeria Folini
Asistente de Dirección: Walter Arosteguy
Vestuario: Solange Franco

Comentarios