Secciones
Teatro

Teatro: presentan Manada en Arandú y continuará en febrero

La fuga de lo cotidiano a través de la virtualidad y la resignificación del cuerpo es lo que propone la obra de teatro que tendrá lugar en Paraná.

Miércoles 10 de Febrero de 2021

En la ciudad de Paraná poco a poco se reactivan las actividades vinculadas al arte y la cultura. Una de las propuestas para el viernes es Manada, una obra de teatro que se presentará en la sala Arandú, ubicada en Racedo 389, y que tendrá lugar durante todo el mes.

Manada gentileza Daniela Osella.jpg
La obra de teatro plantea "la fuga de lo cotidiano en la virtualidad y otras versiones del cuerpo"

La obra de teatro plantea "la fuga de lo cotidiano en la virtualidad y otras versiones del cuerpo"

Las funciones también se desarrollarán los viernes 19 y 26, y los sábados 13, 20, y 27. Todas a las 21.30, bajo protocolo sanitario y capacidad limitada de hasta 10 personas. En tanto que la entrada tiene un valor de 400 pesos, cuyo pago se realiza por transferencia bancaria a fin de evitar la manipulación de dinero físico y el contacto.

Tanto la sala como el espectáculo cuentan con el apoyo del Instituto Nacional de Teatro.

En la obra de teatro actúan Ángela Martínez, Sabina Piccini, y Juan Cruz Rivasseau, bajo la dirección de Victoria Roldán y Daniela Osella.

Se trata de un espectáculo que plantea la fuga de lo cotidiano en la virtualidad y otras versiones del cuerpo.

Acerca de esta producción teatral, la directora Daniela Osella comentó a Escenario que el estreno oficial fue el 28 de febrero de 2020, “casi hace un año donde hicimos seis funciones en tres fines de semanas seguidos. El 13 de marzo fue la última función, sin imaginarnos lo que iba a llegar con la pandemia”.

Las circunstancias hacen que la vuelta a los escenarios sea motivo de alegría y emoción, y así lo vive el grupo de artistas de Manada.

Osella indicó que en las presentaciones anteriores donde era posible la sala llena, había una cercanía corporal importante y que iba en consonancia con el planteo de la obra. “En Manada se pone en juego el resonar de los espectadores y los cuerpos del conjunto de actores y actrices”, manifestó la actriz. Y pese a las distancias que habrá que mantener, consideró que será posible llevar adelante la obra en las presentes condiciones.

Tras ser consultada acerca de la propuesta, Osella referenció que la puesta invita a pensar “qué pasa con nuestros cuerpos cuando las relaciones están mediadas por un dispositivo, con las imágenes que vamos construyendo de los cuerpos y las fragmentaciones que se producen”.

El nombre de la producción teatral guarda relación con pensar las formas de vinculación que se tienen en la sociedad que generalmente son en manada, a partir de la integración de grupos y de la necesidad de tener un sentido de pertenencia. Aunque estas vinculaciones también generan exclusiones.

Las formas de transitar en manada a veces potencian las formas de ser y estar en el mundo de las personas, y otras veces no. Desde ese lugar es que el equipo detrás de Manada insta a reflexionar desde su puesta en escena.

“La palabra manada es polisémica, porque de acuerdo a cómo la contextualicemos devela algo de nuestro comportamiento como sociedad que nos interesa problematizar” señaló la directora de la obra.

Por último, Osella subrayó que debido a que se trabaja con un tercio del aforo, lo cual implica un gran esfuerzo abrir la sala y organizar todos los aspectos técnicos, es necesario el apoyo de la gente a los artistas que apuestan al arte en Paraná.

Cabe señalar que el diseño de Iluminación y espacio escénico está a cargo de Pablo Vallejo; mientras que la realización audiovisual y sonora Ariel Dutria; y en el diseño grafico está a cargo de Julian Villaraza.

LEER MÁS: Teatro del Bardo: escuela propone dos talleres en febrero

teatro deñ bardo.jpg

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario