Secciones
Violencia de género

Pulsera electrónica para el joven empresario acusado de golpear y maltratar a su novia

En un audio y en varios mensajes de texto queda en evidencia el delito de manipulación. Además la golpeó varias veces según quedó registrado.

Martes 25 de Junio de 2019

—Hacé lo que se te cante el orto.

—Obvio, como siempre. Mirá, hasta que no te vea suplicar arrodillada diciendo ‘por favor no me hagas más maldades’, no voy a parar.

Después, silencio y sollozos. Así termina un estremecedor audio de casi seis minutos en donde quedó registrada la pelea que tuvieron el sábado Camila S., una modelo y estudiante de Psicología de 22 años, y Esteban Mallorca Tebaldi, un joven empresario porteño, de 32, su entonces novio.

Esteban y Camila tenían una relación desde noviembre de 2018 y habían decidido convivir desde enero. Sin embargo, aunque la relación comenzó de forma idílica, no tardaron en surgir las peleas y discusiones violentas, casi siempre motorizadas por los celos que él tenía de ella. La pelea en la madrugada del sábado fue el final definitivo.

Camila decidió registrar la violenta discusión con Esteban en su auto, según contó en su cuenta de Instagram, luego de haberse ido a los gritos y en medio de un escándalo del cumpleaños de una amiga porque, supuestamente, el novio de otra amiga en el lugar simplemente la había mirado. En el audio que Camila grabó a escondidas, Esteban la acusa de “hacerle caritas” al chico y de “faltarle el respeto” mientras golpea objetos, la insulta y la amenaza.

“Me saludó con un asco. ¿Sabés cómo lo puse pillo? ‘Puto’, le dije. ¡A mí me saludás como corresponde, la concha de tu madre! Le dije: ‘¿quién sos? ¿quién te conoce? A mí me respetan, eh’”, se escucha en la grabación entre él, completamente desencajado, y ella, llorando y pidiendo por favor “basta”.

“A mí venís, me saludás con respeto y me decís qué quiero tomar.

Si me vas a llevar a un lugar, que me traten así, como corresponde. Si no, que se banquen el vuelto”, sigue Esteban, iracundo por el episodio de esa noche, mientras Camila le pide que maneje más despacio y le pregunta por qué está así.

“Ni a tu novia la tratás bien, pero pretendés que los demás te traten bien a vos”, le dice ella tratando de marcarle el sinsentido del reclamo. “Obvio, si vos me faltaste el respeto”, le contesta Mallorca.

“Decí y hacé lo que quieras. Esta es la última vez que yo a vos te miro a los ojos”, le dijo Camila sobre el final de la pelea que quedó registrada en un audio. “Preparate”, le retruca él, y la amenaza: “Te mato ahora, eh”.

Esteban Mallorca Tebaldi tiene 32 años e integra el directorio de dos empresas familiares de asesoramiento legal y financiero

“Nunca creí que iba a tener que caer en compartir algo así”, escribió entonces el domingo Camila en una publicación en su cuenta de Instagram, junto a una serie de fotos de lesiones en su cara y su cuerpo y recortes del audio de la pelea. El posteo acumulaba casi 30.000 likes hasta ayer.

En el texto que acompaña la foto, Camila denunció que Esteban la golpeó y ahorcó con sus manos. “Salgo viva de casualidad porque él se resbala del baño mientras me ahorcaba y puedo escaparme”, escribió. También agregó detalles del tiempo que pasó con él como su novia y dijo que vivía controlada, alejada de sus amigas y abocada a la casa que compartían.

Después de la discusión, Camila pasó el fin de semana en el sanatorio Dupuytren de Almagro, desde donde radicó una denuncia que quedó en manos de la Fiscalía N° 11 de la ciudad, a cargo del fiscal Federico Tropea, junto a Mariana Barbitta, presidenta de la Asociación de Mujeres Penalistas de Argentina, que se constituirá como querellante en los próximos días, según confirmó Barbitta.

Ante el revuelo que provocó la publicación del audio de Camila, apareció otro testimonio sobre el carácter violento de Mallorca Tebaldi. Es el de Natalia Cometto, su anterior pareja. Ella lo había conocido en enero de 2017 a través de amigos en común y la relación, que duró aproximadamente un año, tomó el mismo rumbo que la que mantuvo después con Camila.

Natalia Cometto convivió un año con Mallorca Tebaldi hasta que decidió irse del país, cansada de los maltratos.

“Al principio me trataba como una princesa. Era el más dulce del mundo. Al poco tiempo de conocernos nos mudamos juntos y a medida que fueron pasando los meses empezaron estos ataques de locura”, contó Natalia, y dijo que los motivos de las peleas iban desde celos hasta insignificancias como no haberse despertado a horario para pasear a su perro. “Yo no entiendo cómo ella se animó a grabarlo porque a mí una vez me rompió un teléfono contra la pared”.

“Después me bloqueaba, no me hablaba un día entero, y al día siguiente otra vez paz y amor. ‘Perdón, estaba nervioso, no lo voy a volver a hacer’. Hay mucha gente que vio en persona estas situaciones. No podíamos salir a la noche porque me daba vergüenza que vean todo el show que él me hacía”, recuerda Natalia.

“Si pasaba un tipo y me saludaba, me agarraba, me llevaba en el auto manejando a toda velocidad, maltratándome psicológicamente, diciendo que soy una puta, que ya iba a ver lo que me esperaba en la casa. Me manipulaba tanto que hasta me hacía pensar que yo realmente tenía la culpa y no él”, continúa.

Camila y Natalia se pusieron en contacto y compartieron lo que vivieron con Mallorca Tebaldi.

A fines de 2017 Natalia se fue del departamento que compartían, luego se fue de vacaciones y decidió no volver al país: “Estuvo un año llamándome . Me decía ‘atendeme o me suicido’”. “Sabés las veces que sentía necesidad de hablarte y preguntarte cómo era con vos”, le escribió Camila. “Jamás me había golpeado así”.

Tras la denuncia, fuentes policiales confirmaron que Mallorca es monitoreado desde el lunes con una tobillera electrónica a cargo de la División Monitoreo de Alarmas Fijas y Móviles de la Policía de la Ciudad de Buenos Aires.

El empresario –a diferencia de lo que hizo Rodrigo Eguillor, el joven hijo de una fiscal de Lomas de Zamora denunciado por violación– desapareció de las redes sociales y prefirió guardar, por ahora, silencio.

Ante la consulta del sitio porteño de noticias Infobae, Esteban respondió breve y colgó: “No voy a dar declaraciones, lo manejan mis abogados”.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario