Secciones
Paraná

Paraná XX: Sigue en estado crítico el joven acribillado

Se espera que hoy, más de 48 horas después de ser baleado en Paraná, Martín Insaurralde, de 20 años, pueda estabilizarse y comenzar a recuperarse.

Domingo 12 de Julio de 2020

La violencia regresó para quedarse, a menos que las autoridades correspondientes actúen a tiempo, en la zona este de Paraná. En la madrugada de ayer, luego del intento de asesinato ocurrido el día anterior en el barrio Paraná XX, las balaceras continuaron. “Así no se puede estar, queremos volver a vivir y dormir tranquilos”, expresaron vecinos que enviaron mensajes a UNO.

Martín Insaurralde, de 20 años, sufrió tres balazos en un ataque artero ocurrido a las 0.30 del sábado, en calle Celia Torra y Garcilazo. Volvía de trabajar en moto a su casa del barrio Paraná XX, donde vive con su pareja y su hija. Cuando se dirigía por calle Celia Torra, al llegar a la intersección con Garcilazo (en el límite con el barrio Jauretche), dos personas salieron de un montículo de tierra que hay en un terreno, con armas de fuego, y comenzaron a dispararles. Llevaba de acompañante a Martín Palacios, vecino del barrio, para quien iban dirigidos los tiros. Los investigadores de la División Homicidios detuvieron a dos hermanos, uno mayor y otro menor de edad, quienes están a disposición de la Fiscalía.

Embed

La trama del episodio estaría relacionada al ataque a puñaladas, robo e intento de abuso sufrido por la madre de Palacios un mes atrás. A su vez, se mencionó que la madre de los hermanos detenidos estaría en pareja con un conocido personaje del Lomas del Mirador II, que tiene ocupados los anexos de la escuela homónima, y es señalado por diversas actividades delictivas. En este sentido, lo señalan como el proveedor de armas a los jóvenes que balearon a Insaurralde.

crítico
La violencia regresó para quedarse, a menos que las autoridades correspondientes actúen a tiempo, en la zona este de Paraná. 

La violencia regresó para quedarse, a menos que las autoridades correspondientes actúen a tiempo, en la zona este de Paraná.

Según comentaron a UNO, el sábado al atardecer Palacios habría intentado vengar el ataque con un tiroteo en la casa de los acusados. En horas de la madrugada de ayer, se siguieron escuchando tiros y sirenas. La situación es complicada, y todos apuntan a la inacción de la comisaría 12°.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario