Secciones
hermana

Hermana de joven asesinada: "Quiero saber la verdad"

Betiana, hermana de Gilda Klocker, asesinada en Paraná, expresó el pedido de Justicia. Una versión apunta por el homicidio al suegro de la víctima, Julio Dayer.

Martes 11 de Mayo de 2021

En medio del dolor por la muerte de Gilda Estefanía Klocker, la familia pide justicia. La hermana de la joven de 20 años baleada el domingo y que falleció hoy en el hospital San Martín de Paraná, dijo a UNO que, ante versiones distintas a las difundidas sobre cómo ocurrió el homicidio, que circulan en las redes sociales, quiere saber la verdad de lo que pasó esa noche en la vivienda de Miguel David y Gobernador Parera.

Como se informó, Gilda falleció como consecuencia de las heridas sufridas por un escopetazo en la cabeza. La principal hipótesis del hecho es que su novio, Jonathan Dayer, y su suegro, Julio Dayer, estaban peleando y forcejearon con el arma de fuego de por medio; en ese momento, alguno de los dos gatilló y el disparo alcanzó a la chica.

No obstante, ni los investigadores de la División Homicidios, ni la fiscal Melisa Saint Paul ni la familia de la víctima, van a quedarse con esa versión sin constatarla con otras evidencias, sean testimonios o informes médicos y de Criminalística.

En este sentido, la hermana de Gilda, Betiana Páez, dijo a UNO: “La declaración de Julián Dayer (hijo y hermano de los dos acusados, y cuñado de la víctima), dice que los dos estaban forcejeando con una escopeta y no se sabe cuál de los dos gatilló y lamentablemente mi hermana sufrió este impacto de bala. Pero hay testigos que me comentaron en Facebook que el que tenía la escopeta y tiró a matar fue Julio Dayer”.

gilda klocker homicidio.jpg
Gilda Klocker tenía 20 años y fue víctima de un homicidio en Paraná. Su hermana Betiana pidió que se aclare todo lo que pasó y reclama Justicia.

Gilda Klocker tenía 20 años y fue víctima de un homicidio en Paraná. Su hermana Betiana pidió que se aclare todo lo que pasó y reclama Justicia.

Sobre el momento del disparo mortal y los instantes posteriores, según versiones aún no oficializadas, contó: “Me dijeron que el hombre disparó a matar, esto también me da tranquilidad que no fue el marido el que gatilló la escopeta. Porque ellos se querían. Dicen que le padre lo desafiaba Jonatahn que se acerque, que lo iba a matar, y mi hermana estaba a metros diciéndole ‘Jonathan venite para acá’. Cuando el viejo gatilla se escuchó una explosión, mi hermana recibió el impacto y se cayó. Jonathan le pidió a Julián que lo ayude, que busque una ambulancia, que Gilda estaba muerta y lloraba, pero Julián Dayer le dijo ‘manejate’”.

“Ayer fui a homicidios y me dijeron la declaración que dio Julián Dayer. Pero ahora están investigando porque pasé factura por mi Facebook que era una versión distinta y se lo mandé a Investigaciones que van a tratar de investigar también por esa información, porque quiero que la encuentren. Quiero que Julián Dayer también pague porque es cómplice y dio un falso testimonio defendiendo a su papá”, agregó la hermana de la víctima.

“Hoy a las 9 de la mañana nos enteramos que mi hermana había fallecido, ahora por lo que se sabe Julio Dayer, suegro de mi hermana, se entregó a la Justicia y el que sigue detenido es Jonathan Dayer, desde el domingo”, contó Betiana.

Por otro lado, la mujer se refirió a lo que esperan en estos días de parte de la Justicia: “Yo sé que el hombre tiene 65 años y está enfermo porque tiene asma, pero no quiero que le den prisión domiciliaria, yo sé lo que se viene, porque la Justicia es así. Quiero que esté como debe estar, pagando en la cárcel, yo quiero eso porque si no, no sirve de nada, porque así también como disparó en su casa, va a volver a hacerlo y va a haber otra víctima más”.

Embed

En cuanto a la relación entre su hermana y Jonathan Dayer, y los conflictos en el grupo familiar, Betiana recordó: “Gilda estaba viviendo hace un año y medio ahí, en pareja con Jonathan, no tenían hijos. Ella lo que me contó es que Jonathan hace rato venía peleando con el padre, estaban peleados. La última vez que la vi fue el 29 de marzo, después a la semana me manda mensaje porque había conseguido un celular, y así estábamos comunicándonos continuamente. Ellos vendían verduras en un carro con un caballo por las calles. Y el domingo pasó lo que pasó”.

Por esto, Betiana dejó en claro: “Lo único que quiero es saber la verdad, lo que realmente pasó, uno dice una cosa, otros otra cosa, quiero que la Justicia se encargue de saber qué fue lo que realmente pasó”.

Mientras, en la causa que recién comienza, quedan varias cuestiones por resolver, como qué tipo de delito se imputará a padre e hijo, ya que si bien manipulaban un arma de fuego, la hipótesis principal señala que no tenían intención de matar directamente a Gilda, aunque era evidente para todos que el accionar que estaban llevando adelante podía causar la muerte de cualquiera que se encontrara en las cercanías. Posiblemente en la causa disputen las versiones del homicidio simple con la del homicidio culposo. Y se podría agravar la situación del suegro de Gilda si se obtiene el testimonio que lo ubica como quien tiró a matar.

Como se recordó en UNO, hace 16 años, Julio Alberto Dayer fue acusado de matar a un hombre de un escopetazo en la zona de Las Piedras, en Paraná, pero lo absolvieron porque para el Tribunal, en el juicio no se probó su autoría porque el único testigo estaba muy ebrio. Hace cuatro años, su hijo Jonathan Alberto Dayer mató de un escopetazo a un hombre que intentaba agredir a su madre, y recibió una pena de prisión condicional por el delito de homicidio simple en exceso de legítima defensa.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario