Secciones
Femicidio

Femicidio de Fátima: mensajes de texto complican a Martínez

En el juicio por el femicidio de Fátima Acevedo se reveló otro mensaje que Martínez escribió pero no mandó. Evidenciaría que planeaba matarla desde antes.

Miércoles 24 de Febrero de 2021

Cuando Fátima Florencia Acevedo todavía estaba desaparecida y su búsqueda se extendía por toda la ciudad, surgió una prueba fundamental que consolidaron las sospechas contra su expareja Jorge Nicolás Martínez: un mensaje de texto que el hombre escribió en su celular, en la aplicación de notas, y luego se lo envió, desde su teléfono pero con otro chip, a la amiga de Fátima, haciéndose pasar por ella. Esta evidencia fue uno de los tramos centrales en la jornada de este martes, la segunda del juicio por el femicidio de Fátima Acevedo, que conmocionó a Paraná y al país.

Juicio femicidio Fàtima Acevedo Jorge Martinez6.jpg
Vista de la audiencia del juicio por el femicidio de Fátima Acevedo.

Vista de la audiencia del juicio por el femicidio de Fátima Acevedo.

El testigo en torno a aquel mensaje y a otras pruebas que resultaron de las pericias a los celulares que se secuestraron en los allanamientos fue Gabriel Ferro, comisario profesional de la Dirección Inteligencia Criminal de la Policía. Hizo referencia al análisis efectuado sobre el teléfono propiedad de Martínez, y al hallazgo del sugestivo mensaje de texto que el acusado escribió en la aplicación de notas, y luego se lo envió, desde su teléfono pero con otro chip a una amiga de Fátima, haciéndose pasar por ella.

“Hola Negra, soy la Rusa, este es mi nuevo número, no estoy en Paraná, tengo un buen trabajo y me pagan muy bien, me voy hasta fin de mes, pero tendré mucha plata para nosotras y para irnos, Encargate si podés que Silvia (N.deR.: por Silvia Primo, directora de la Casa de la Mujer) le dé el enano al padre. El celular me lo rompió el jefe de los gitanos, usamos uno en común a escondidas con la chica que está conmigo. Estoy bien, no me dejan usar el cel, pero me van a dar una casa. Extraño mucho nuestros mates ya acá ni eso podemos. Al enano lo super extraño, solo avisá y pasame un número para que cuando pueda llamar y explicar la situación lo pueda hacer. Cuando pueda te mando para que sepas dónde estamos y me puedan sacar”.

Desde aquellos primeros días de marzo de 2020, la Fiscalía está convencida de que se trató de un ardid de Martínez para sembrar la versión de que la joven se había ido por su propia voluntad.

Además, las pericias confirmaron que un chip que fue hallado en la casa de Martínez, por calle Hernandarias al final, era el que pertenecía a la línea de Fátima, pero no estaba el teléfono. Estas evidencias indicaban por aquellos días en que la chica de 25 años estaba desaparecida, que se podía esperar el peor final.

En tanto, en el teléfono de Martínez surgían otras sorpresas. El 20 de febrero le había enviado un mensaje de San la Muerte a Fátima. Y el 28 de febrero creó en la misma aplicación de Notas de su teléfono un mensaje que dice: “Nicolás, esto es un trabajo que si me va bien me van a dar una casa, no se que hago dándote esta explicación”. Es decir, en la hipótesis de la acusación, era un mensaje que pretendía auto enviarse luego de matar a su expareja. A su vez, esto indicaría que el hombre tenía planeado desde al menos el día antes, que iba a citar a Fátima a su casa para matarla.

LEER MÁS: Femicidio de Fátima: alegaron a favor y contra Martínez

Asimismo, en las pericias surgieron sugestivas búsquedas realizadas por Martínez en páginas de internet desde su teléfono: buscó fotos de salas de velatorio. En su momento, el imputado explicó que le había prestado su celular a un vecino.

Por otro lado, declararon este martes, entre otros, un familiar directo de Martínez, y la integrante de la División Montada y Canes de la Policía, María Álvarez, quien relató su trabajo durante la búsqueda de Fátima, con perros entrenados para el rastreo de personas vivas y de cadáveres.

Asimismo, el subdirector de Investigaciones de la Policía provincial, Ángel Ricle, en una larga declaración testimonial dio precisiones y respondió preguntas sobre las distintas tareas realizadas en el marco de la investigación, primero de la desaparición de Fátima, y luego del femicidio.

Un testigo clave de la defensa

La jornada de este miércoles tendrá una larga lista de testigos. Entre varios peritos, se destacará la presencia del médico forense Luis Moyano, quien practicó la autopsia y referirá centralmente las causas y fecha aproximada de la muerte de la víctima.

Además, está prevista la declaración de un testigo clave para la defensa, quien diría que vio a Fátima el 2 de marzo, es decir al otro día del momento en que la joven estaba muerta según la Fiscalía. Se espera que sea uno de los testimonios más controversiales del juicio.

Las partes intentarán que este miércoles se acumulen todos los testimonios para que finalice esta etapa del juicio, y el viernes sean los alegatos. De este modo, el mismo viernes o bien el sábado, podría haber un veredicto del jurado popular.

LEER MÁS: Femicidio de Fátima Acevedo: de qué se acusa a Martínez

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario