Secciones
foto

Una foto de Nora Dalmasso ganó un concurso internacional

La paranaense obtuvo mención honorífica en un certamen a nivel mundial. En su foto logró registrar a una beba en su bolsa amniótica tras la cesárea.

Sábado 20 de Febrero de 2021

En el marco del concurso denominado Annual Birth Photography Competition (anual de fotografías de nacimientos) del 2020, el cual es organizado por la Asociación Internacional de Fotógrafos Profesionales de Nacimientos (IAPBP, por sus siglas en inglés), la foto El milagro de la vida en tus manos de la paranaense Nora Dalmasso obtuvo mención honorífica en la categoría Delivery.

La IAPBP es una entidad formada por más de un millar de fotógrafos de 52 países especializados en este campo, de la cual Dalmasso es la única miembro de Argentina.

En este certamen participan año a año muchos profesionales del mundo con sus mejores fotografías sobre partos y nacimientos.

Se trata de capturar la belleza de momentos únicos e irrepetibles para cada mamá y su familia en la llegada al mundo de un bebé.

Desde Paraná, la fotógrafa profesional Nora Dalmasso retrata los nacimientos con una sensibilidad y sutileza incomparables, lo cual puede observarse perfectamente en sus imágenes. Esto es posible a partir de, en principio, su trato afectuoso y empático con las mujeres embarazadas que se acercan a solicitar sus servicios, y también por los profesionales de la salud que en cada instancia de parto natural o cesárea trabajan para que el alumbramiento se desarrolle de forma respetada y sin mayores inconvenientes.

En este sentido, Dalmasso logró su primer reconocimiento en el concurso a nivel mundial, y sobre la foto El milagro de la vida en tus manos recordó, en diálogo con Escenario, que la tomó en una cesárea de mellizas el año pasado en contexto de pandemia. “Una vez que salió la primera bebé, veo que empieza a aparecer la segunda pero en su bolsa, y fotografié cada instante hasta que el profesional de la salud la tiene en sus manos”, señaló.

nacimiento
La foto de Nora Dalmasso que obtuvo reconocimiento en la categoría "Delivery" del concurso.

La foto de Nora Dalmasso que obtuvo reconocimiento en la categoría "Delivery" del concurso.

juntos
Nora Dalmasso retrata momentos íntimos de nacimientos, como esta otra foto.

Nora Dalmasso retrata momentos íntimos de nacimientos, como esta otra foto.

cordón
llanto
juntas

La fotógrafa señaló que debido a que cabía la posibilidad de que la bolsa se rompiera o fisurara en ese momento, haber logrado capturar ese momento fue “una experiencia maravillosa”. Y agregó: “Todo ocurrió en menos de un minuto quizás, pero para mí fue un año porque yo no quería perderme nada y tomaba fotos de diferentes ángulos”.

El registro de cada nacimiento tiene un valor inconmensurable tanto para Dalmasso como para las familias que esperan guardar ese recuerdo y mantenerlo vivo en el tiempo. A su vez, la fotógrafa considera que en tiempos de pandemia, donde los familiares de las embarazadas no pueden asistir a los hospitales por precaución, el material fotográfico se vuelve una forma de contribuir a hacerlos parte de ese momento.

La profesional ya había participado en el concurso de 2019, pero sus fotos no lograron pasar tras el ojo riguroso y crítico de los jurados. Sin embargo, para la edición de 2020 ella y su trabajo integran la lista de los 26 ganadores. “No lo podía creer, pero no porque no estuviera conforme con mi trabajo sino porque era difícil poder competir con fotógrafos de todo el mundo que hace muchos años que están en el rubro y que tienen una cultura muy distinta a la nuestra. Es común para ellos hacer una fotografía de nacimiento”, mencionó Dalmasso.

En el certamen se presentaron 1.100 fotógrafos con sus trabajos y el jurado evaluador estuvo compuesto por 25 miembros de diferentes países. La fotografía que obtuvo la mención tuvo muy buenas devoluciones según comentó su autora quien señaló: “Los requisitos que se tienen en cuenta al momento de evaluarla son buen enfoque y ángulo, no tiene que estar distorsionada, tiene que ser clara y entenderse en el contexto que está, los colores deben ser reales, si la presentás en blanco y negro se tiene que ver real. El enfoque es muy importante porque tiene que ser una foto totalmente nítida”.

A propósito de su trabajo, la profesional remarcó que casi no utiliza programas de edición como Photoshop, ya que prefiere que la imagen sea natural.

El trato con las mamás

Dalmasso tiene una forma de trabajar que se caracteriza por su trato cálido con las mujeres embarazadas, por lo cual con cada una mantiene una entrevista previa para conversar sobre lo que se espera del registro fotográfico. “Yo siempre les explico a las mamás que es un documental real, hay movimientos imprevistos, sombras imprevistas, obstáculos y elementos que pueden salir de forma inesperada. Retrato el momento crudo y real. No es una foto posada”, referenció. También se destaca en su labor por el respeto a la decisión de las familias acerca del uso de las fotografías. Generalmente Dalmasso no comparte en sus redes el material y prefiere cuidar la identidad y el momento íntimo retratado.

Desde su primer registro a la fecha, la profesional lleva retratandos casi 100 nacimientos en menos de dos años.

El hecho de dedicarse a los nacimientos, la lleva a permanecer en “guardia” a partir de la semana 37 de las mamás que buscaron sus servicios. Es un gran compromiso porque el alumbramiento puede suceder en cualquier momento y horario.

“Tengo una devolución muy linda de las familias. Hay veces que me dicen ‘cómo me hiciste llorar’, o ‘me volví a emocionar’. Y eso para mí es muy importante porque si no logro emocionar quiere decir que algo estoy haciendo mal, y me pongo muy feliz si puedo generar esos sentimientos”, manifestó Dalmasso.

Muestra fotográfica

La pandemia que comenzó en 2020 hizo que Dalmasso no pudiera realizar su muestra de fotos el 24 de marzo. No obstante, espera el momento en que la situación sanitaria permita llevarla a cabo y donde la gente pueda detenerse a contemplar la belleza y el arte.

Se trata de una muestra de fotos que hizo para el hospital materno infantil San Roque de Paraná, donde la autorizaron a retratar el nacimiento y el trabajo de los profesionales en los partos respetados. Sobre esta iniciativa, la fotógrafa sostuvo: “Hice las fotos con el consentimiento de los papás y lo importante era retratar el primer contacto piel a piel”.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario