Paraná
Lunes 03 de Julio de 2017

Se robaron un cachorrito rastreador de los Bomberos especialistas en encontrar personas

Este mediodía un ladrón se llevó de la casa del jefe de los Voluntarios de Paraná el pastor belga de ocho meses. Los socorristas buscan Max hijo de los perros que fueron héroes en Rosario.

Los Bomberos Voluntarios de Paraná piden la colaboración de la población para poder encontrar a Max, un perro de ocho meses que hoy fue robado del interior de la casa del jefe de cuerpo, en el barrio El Sol. Este can, no es uno más, está capacitado para buscar a personas muertas y vivas.

Carlos Almada es el más afectado, no sólo como jefe del Cuerpo de Bomberos Voluntarios de Paraná, sino también porque del interior de su casa en calle José María Paz, un muchacho tomó al perro que se encontraba en el garage "y a la rastra se lo llevó con destino incierto".

Almada no ocultó su enojo y malestar: "Hemos invertido dinero y tiempo para que Max hoy esté capacitado para buscar a personas, y viene de una raza con muchas experiencias, ya que los padres trabajaron en la explosión fatal de Rosario", explicó a UNO.

"Por cualquier información sobre su paradero, por favor hacerlo saber al número 911 o a los Voluntarios", solicitaron.


El jefe de Bomberos contó que "el hecho se produjo en una hora, un rato antes del mediodía. Y se aprovecharon que Max no es agresivo. Me contaron algunos vecinos que vieron al delincuente entrar y llevarse casi ahorcándolo al perrito. No pueden hacer esto, es pura maldad".

"Max estaba siendo capacitado para localizar a cadáveres o personas vivas, por lo que es un perro rastreador muy especial y con grandes capacidades. De allí su valor por todo lo que puede hacer, por su juventud, y porque puede seguir emprendiendo".

"Espero que el delincuente recapacite, no le haga nada a Max y estaría muy bueno que lo devuelva para que ayude en la comunidad", reflexionó Almada.




Comentarios