Narcotráfico
Sábado 28 de Abril de 2018

Tras una investigación de dos años cayó banda narco que vendía droga en tres ciudades

El trabajo de Tóxico de la Policía probó que comercializaban cocaína y marihuana en Concordia, San Jaime de la Frontera y Villaguay

Después de casi 24 meses de investigación cayó una banda dedicada al narcotráfico en distintos puntos de la provincia de Entre Ríos. La organización delictiva operaba en las ciudad de San Jaime de la Frontera, Villaguay y Concordia. Tras los operativos, la Policía entrerriana detuvo a seis personas, cuatro hombres y dos mujeres. Además se secuestraron casi 10 kilos de cocaína y unos 8 kilos de marihuana. También se incautaron teléfonos celulares y vehículos. Todos los apresados fueron trasladados al Juzgado Federal de Concepción del Uruguay donde serán indagados por el juez Federal Pablo Seró.
Según pudo conocer UNO, los procedimientos arrancaron en forma simultánea el jueves a la noche y culminaron ayer a la mañana.
Fuentes judiciales indicaron que la investigación que finalizó con el desmantelamiento de la banda fue iniciada en 2016 por personal de la Dirección de Toxicología de Villaguay por la comercialización cocaína y marihuana en esa ciudad.
A través de tareas de observación encubierta y diversas averiguaciones, la Policía obtuvo teléfonos celulares y por medio de la pesquisa tecnológica se logró realizar un seguimiento a los sospechosos.
La red, que estaba conformada por personas hombres y mujeres, que se dedicaba a la distribución, fraccionamiento, resguardo de los estupefacientes y venta.
Los investigadores determinaron también que los delincuentes concretaban ventas diarias de distintas sustancias utilizando distintas líneas telefónicas que intercambiaban de modo frecuente para no ser detectados.
Entre los detenidos en Concordia estaría el proveedor de los otros arrestados. En los allanamientos realizados en la Capital del citrus, se incautaron 9, 800 kilos de cocaína y 6,600 kilos de marihuana. Además se secuestraron una camioneta Toyota Hilux, una Peugeot Partner y otros vehículos.
En San Jaime de la Frontera se secuestró una suma importante en dólares y unos 35.000 pesos, se informó. Además se incautaron cebollines de marihuana y cocaína, y un pan de casi un kilo de marihuana.

Gualeguaychú
En otro procedimiento en Gualeguaychú 10 personas fueron trasladadas a la Jefatura Departamental para ser puestas a disposición de la Justicia Federal por el secuestro de más de un kilo de marihuana, 11 gramos de cocaína y otros elementos que están relacionados a distintas denuncias.
El procedimiento se inició al mediodía y tuvo como escenario una humilde vivienda situada en calle Guastavino al 550, a metros de calle 10 de junio, en el barrio de la cancha de fútbol del club Sarmiento.
Hasta ese lugar llegaron las investigaciones policiales luego de varias denuncias por robos cometidos en distintos puntos de Gualeguaychú. El último había sido en el club Defensores del Oeste, en donde sustrajeron varios artículos relacionados al mantenimiento de la cancha.
En el lugar se secuestraron motopartes de vehículos presuntamente robados, máquinas de cortar el césped, juegos de jardín, e incluso hasta se secuestró un cardenal que había sido denunciado por un vecino del inmueble. Durante el procedimiento se identificaron a 10 personas, entre ellas un menor de 17 y dos mujeres. Una de ellas se habría escondido marihuana entre su ropa interior, pero al ser requisada se pudo localizar el estupefaciente.
Además, se pudo detener a la persona que está sindicada como el cabecilla de esta supuesta banda dedicada a los robos. Se trata de un hombre con amplios antecedentes policiales y judiciales. Todos los detenidos, con un rango de edades que llegan hasta los 55 años, fueron levados a la Jefatura y serán puestos a disposición de la Justicia federal por el secuestro de la droga, en tanto la fiscal Natalia Bartolo investiga lo relacionado a los robos.

Fueron por una estafa y encontraron droga

Ayer a la tarde personal de la Dirección de Investigaciones allanó una casa el barrio El Morro en una causa por una estafa. En el procedimiento se encontraron elementos por la defraudación, pero además se ubicó un kiosco de venta de estupefacientes a gran escala.
Se informó a UNO que cerca de las 18 se inició el procedimiento a cargo de pesquisas de la División Delitos Económicos. Bajo la coordinación del director de Investigaciones Flavio Jurajuría, se avanzó con el procedimiento en la casa del sospechoso de la venta de un terreno sin la documentación de respaldo a cambio de un vehículo entregado como parte de pago.
En la medida judicial, se encontró en la vivienda un kiosco donde además de vender comestibles y golosinas, se comercializaba a gran escala estupefacientes.
Al localizarse una importante cantidad de drogas dentro de la casa, es que se solicitó la intervención de la Dirección de Toxicología para avanzar con la causa vinculada con la venta de estupefacientes.
Es así que en el arranque del procedimiento se estimó que había cerca de 1.000 dosis de marihuana y cocaína listas para ser comercializadas. Además, en el interior de la finca, se pudo constatar la existencia de al menos cerca de 30.000 pesos en efectivo, como elementos de corte.
También fueron incautados el vehículo que había sido entregado en parte de pago, celulares y otros elementos vinculados con la investigación.
A las 19 se hicieron presentes en el domicilio las autoridades de la Dirección de Investigaciones con el fin de colaborar en la requisa que podría derivar en la inminente intervención de la Justicia Federal. Ante esto, se aguardará el tiempo prudencial de recolección de elementos de prueba para saber si desde la Justicia se ordena o no la detención del dueño de la propiedad.


Comentarios