Secciones
Juicio

Juzgan otra vez a un joven por el homicidio de su abuelo

Fernando Moreyra está otra vez en un juicio por el homicidio de Francisco Coronel. El joven había sido condenado a perpetua pero el primer fallo fue anulado.

Martes 06 de Julio de 2021

Lo que parecía una simple pelea vecinal en plena calle del barrio Nueva Ciudad, en Paraná, por una quema de ramas, escondía un trasfondo familiar conflictivo. Un hombre discutía fuertemente con su hija, cuando irrumpieron sus nietos en escena. El episodio ocurrido al atardecer del 7 de noviembre de 2017 terminó de la peor manera: Francisco Coronel, de 70 años, murió de un balazo en la cabeza. Por el homicidio juzgan desde ayer a Fernando Moreyra, nieto de la víctima. Es la segunda vez que el joven está es sometido a juicio por el mismo hecho: en la oportunidad anterior terminó condenado a prisión perpetua, pero ese fallo fue anulado por la Cámara de Casación con severas críticas a los jueces, fiscales y defensora.

La hipótesis de la Fiscalía, representada por Juan Francisco Malvasio y Santiago Brugo, es que aquella tarde Coronel discutía con su hija Teresita y su nieta C.O., quien lo golpeaba con un palo, cuando Moreyra, por entonces de 24 años, se sumó a la gresca con un arma de fuego y le disparó en la cabeza a su abuelo, quien murió en el acto.

Los nuevos abogados defensores de Moreyra, Patricio Cozzi y Miguel Ángel Cullen, buscarán mejorar la situación del joven, al plantear que existió un contexto que podría no absolver pero sí atenuar su responsabilidad en el trágico hecho.

Cabe recordar que los jueces de Casación (Marcela Badano, Hugo Perotti y Marcela Davite) anularon el fallo del primer juicio porque observaron una sentencia escueta y mal fundamentada, una acusación pública acotada a una versión y una defensa ineficaz que dejó al imputado en estado de indefensión.

crimen coronel nueva ciudad 2.jpg
El hombre de 70 años fue víctima del homicidio ocurrido en el barrio Nueva Ciudad. El joven acusado de pegarle un balazo en la cabeza es su nieto.

El hombre de 70 años fue víctima del homicidio ocurrido en el barrio Nueva Ciudad. El joven acusado de pegarle un balazo en la cabeza es su nieto.

Entre las numerosas críticas formuladas, plantearon que la abogada Corina Beisel planteó de inicio a fin que la autora del disparo mortal había sido la hermana de Moreyra (menor inimputable), pese a que hay testigos que señalan lo contrario, y sin “analizar alternativas posibles, como el exceso en la legítima defensa, la emoción violenta, la existencia de atenuantes, etc. dado lo complejo y confuso que fue el episodio”. A estas últimas posibilidades orientarían la defensa los actuales representantes de Moreyra.

El rimbombante fallo de Casación marcó la primera jornada del juicio que comenzó ayer. Los defensores pidieron al Tribunal la recusación de los fiscales, por lo planteado en aquella sentencia que los criticó, entre otras cosas, porque “la Fiscalía también se desentendió de su rol, y recortó la comprensión del hecho, desligándose de un importante principio de su función”.

La respuesta de los acusadores públicos en rechazo a esta petición no se hizo esperar y se originó una ardua discusión de un par de horas. El Tribunal integrado por Alejandro Cánepa, Rafael Cotorruelo y Gustvo Pimentel pasó a deliberar alrededor de una hora y resolvieron rechazar el pedido de la defensa, por lo que el juicio comenzó.

Así las cosas, están previstas las declaraciones testimoniales que transcurrieron en el juicio anterior, como el personal de la División Homicidios que actuó en la investigación del hecho como la madre del acusado e hija de la víctima y varios vecinos, entre ellos una testigo clave que presenció el episodio previo de la quema de ramas, la discusión de Coronel con su hija y la llegada de un hombre que “le apuntó con algo”.

Moreyra se encuentra desde febrero con prisión preventiva domiciliaria. Le permitieron dejar la cárcel por llevar más de tres años con preventiva, ya que el primer fallo de 2018 fue anulado.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario