Secciones
Detenido

Arrestaron a dos amigos que cometían violentos robos a mano armada en Paraná

La División Robos y Hurtos de la Policía halló elementos que incriminan a los "socios" en diversos episodios ilícitos ocurridos en Paraná.

Domingo 02 de Agosto de 2020

El hombre tiene varias causas abiertas, pero jamás había quedado detenido más de un día. La mujer siempre estuvo vinculada amorosamente a sujetos ligados al delito, pero no cuenta con un prontuario propio. Sin embargo los días de libertad parece que se terminaron este fin de semana, cuando el fiscal Ignacio Aramberry ordenó a la División Robos y Hurtos que ejecute la aprehensión de ambos por una serie de asaltos violentos acontecidos En Paraná.

El minucioso trabajo investigativo de los policías le permitió a la Fiscalía tener pruebas para requerir la detención. Es así que el personal de la División Robos y Hurtos ejecutó procedimientos en calle Los Jacarandaes y Facundo; y en calle Los Ceibos entre Ortiz y Gianelli de la ciudad de Paraná. Ambos finalizaron con la detención de los dos amigos que se juntaban para salir a robar, en especial a comerciantes.

En las próximas horas serán imputados y se dispondrá una medida de coerción.

Cebados por el delito

El raid delictivo de los amigos comenzó el 24 de julio, cuando irrumpieron en una peluquería de calle Galán. Bajo amenaza de arma de fuego y tras privar de la libertad al dueño del local se llevaron 4.000 pesos, un secador de pelo, una cortadora de pelo y un teléfono celular.

El otro hecho que le endilgan a los jóvenes sucedió el 25 de julio. Ese día entraron a la Despensa Los Abuelos, en calle Barco Centenera. En la misma, la pareja ingresó con la excusa de comprar cigarrillos y al darse vuelta la empleada, el hombre, con un arma blanca, la tira al piso y le sustrae 12.000 pesos que tenía guardados, más 4.000 de la caja registradora y su teléfono celular.

Después pasaron tres días para que los amigos volviesen a robar. En esta oportunidad el dueño de la panadería Willy, ubicada en calle Banda Oriental terminó lesionado. Según contó la propia víctima, y quedó registrado, el hombre ingresó al local con la excusa de compra de pan, cuando quedó solo con la empleada la redujo de forma violenta, tomó el dinero y cuando se disponía a salir fue interceptado por el dueño del local, donde se produjo un forcejeo, producto del mismo el propietario terminó con dos cortes de consideración en su rostro producidos por arma blanca.

El último hecho sucedió el 30 de julio, en calle Gobernador Febre y Diagonal Corrales. Allí ambos fueron detenidos por Tenencia y portación ilegal de arma de fuego. En el procedimiento se le secuestró un arma de fuego de puño tipo revólver calibre 32 con numeración suprimida con dos cartuchos en su almacén cargador apta para disparar. Ese día quedaron en libertad, pero este fin de semana la perdieron.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario