Secciones
Cristina

Cristina calificó de "disparate" la causa por el Memorándum

Cristina Kirchner expuso a través de la plataforma Zoom ante el Tribunal que debe resolver si declara o no la nulidad del proceso por el entendimiento con Irán.

Viernes 16 de Julio de 2021

La vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner calificó de "disparate judicial, institucional y político" a la causa por el Memorándum de Entendimiento con Irán, en el marco de su exposición durante la audiencia pública que se realiza este viernes.

"Estamos acusados de ser encubridores del más terrible atentado terrorista que sufrió nuestro país. Es un disparate judicial, institucional y político esta acusación", subrayó en el inicio de su exposición la expresidenta, que era escuchada por más de 20.000 personas a través del canal de YouTube del Consejo de la Magistratura de la Nación.

Embed

Cristina Fernández de Kirchner expresó que los imputados en la causa por el Memorándum con Irán no tienen "ninguna conexión ni responsabilidad institucional" y consideró que "uno de los problemas de la impunidad del atentado tiene que ver con este manejo político que se le dio a la causa".

"Montaje de una mentira"

La vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner expresó con la voz quebrada su dolor por "estar discutiendo a 27 años de la tragedia" del atentado a la AMIA una causa que a su juicio es "el montaje de una mentira para poder ganar elecciones, mantener entretenida a la gente y echar la culpa a los que, mal o bien, cuando les tocó gobernar lo hicieron para que la gente pudiera vivir mejor".

"Me duele tanto, tengo 68 años, fui presidenta dos veces, lo que me mueve es dejar un país mejor", dijo la vicepresidenta, al tiempo que se preguntó si todo lo realizado para involucrarla a ella y al resto de funcionarios en el presunto encubrimiento del atentando a la AMIA fue "por perseguir opositores" y "estigmatizarlos" y reflexionó que "hay algo más" y apuntó a los "fondos buitres" que "intentaron doblarle la mano" para que pagara "cualquier cosa".

"Intentaron doblarme la mano y me negué. Me banqué lo que me banqué y no me doblaron el brazo, porque era condenar a la Argentina", dijo la vicepresidenta en relación a lo que fue la negociación de la deuda con bonistas privados que le tocó afrontar cuando fue presidenta.

cristina memorandum.jpg
"Todos queremos saber la verdad sobre la AMIA". dijo Cristina al hablar en la audiencia por la causa del Memorándum.

"Todos queremos saber la verdad sobre la AMIA". dijo Cristina al hablar en la audiencia por la causa del Memorándum.

Por otro lado, afirmó que los jueces Julian Ercolini y el fallecido Claudio Bonadio eran los magistrados que le tocaban "siempre" en el marco de distintas causas que se le iniciaron durante el gobierno de Mauricio Macri. "Eran como jueces de atracción. Ercolini y Bonadio, siempre eran esos dos jueces", indicó.

En otro tramo afirmó que durante el gobierno de Mauricio Macri "se hicieron maniobras persecutorias" para perjudicarla a ella y su familia "desde la UIF, la Oficina Anticorrupción, la AFI, la AFIP y el Banco Central".

"Además se ponían a dedo jueces y se intentó poner un tribunal oral a dedo, el número 9", afirmó Cristina. Agregó que "desde el primer día del gobierno de Mauricio Macri ocurrieron hechos gravísimos y el Poder Ejecutivo buscó controlar al Poder Judicial para usarlo para perseguir a opositores".

"Pepín Rodríguez Simón asesoró a Mari y hoy está prófugo. Pepín armó la llamada mesa judicial" durante el Gobierno macrista, dijo la expresidenta.

Expresó también que los imputados en la causa por el Memorándum con Irán no tienen "ninguna conexión ni responsabilidad institucional" y consideró que "uno de los problemas de la impunidad del atentado tiene que ver con este manejo político que se le dio a la causa".

"Todos queremos saber la verdad sobre la AMIA. Siempre fui sumamente critica del curso de la investigación. Esta causa es un dislate, un disparate", afirmó Cristina.

Aniversario

La audiencia judicial coincidió con el acto que realizó la AMIA por el 27 aniversario del ataque terrorista perpetrado el 18 de julio de 1994, que provocó la muerte de 85 personas y más de 300 heridos, que se realizó en forma virtual, bajo el lema "Conectados contra la impunidad".

Tanto la querella de AMIA-DAIA como los familiares de víctimas del atentado que participan de esta causa habían manifestado disconformidad con la fecha fijada para la audiencia convocada por los magistrados María Gabriela López Iñiguez, Daniel Obligado y José Antonio Michilini.

Los jueces escuchan los argumentos vinculados a un planteo de algunas defensas para declarar la nulidad de la causa, desde que la Cámara Federal de Casación dispuso su reapertura con los votos de los jueces Mariano Borinsky y Gustavo Hornos.

Estos magistrados están cuestionados por sus visitas al entonces presidente Mauricio Macri, en momentos en que debían resolver sobre la reapertura de la causa, originada en una denuncia por supuesto "encubrimiento agravado" del atentado presentada en enero de 2015 por el fallecido fiscal Alberto Nisman.

La pesquisa había sido cerrada por inexistencia de delito en una decisión del juez federal Daniel Rafecas, pero Borinsky y Hornos dispusieron su reapertura en 2016.

El TOF8 hizo lugar a la audiencia que pidieron defensas de procesados, para debatir de manera oral y pública la validez de esta decisión de Casación, ante las denuncias contra los dos camaristas.

El pedido de nulidad, nuevas medidas de prueba y de convocar a esta audiencia fue de la defensa de la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner, a cargo del abogado Carlos Beraldi, y la del ministro de Desarrollo Social bonaerense, Andrés Larroque, que ejerce Lucila Larrandart.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario