ambiente

Construcción: Retak afianza crecimiento con ladrillos amigables

En plena pandemia la empresa de construcción fortaleció su política de exportación: pasó del 6% al 11% de la facturación. Proyectan ampliar las inversiones.

Viernes 17 de Diciembre de 2021

El sector de la construcción está experimentando su momento más favorable desde el comienzo de la pandemia de coronavirus. Con la flexibilización de las restricciones se dinamizó un mercado esencial porque involucra a una amplia cadena de actores: las empresas de construcción que volvieron a tener participación en la obra pública y privada.

Pero quizás el dato más saliente es que muchos obreros recuperaron cierta estabilidad laboral por la mayor demanda en diferentes proyectos constructivos. Asumir desafíos en tiempos de crisis es una prueba de carácter que tuvieron que afrontar muchas empresas. Retak puede servir como testimonio de resiliencia en un período que profundizó las desigualdades.

La firma radicada en la ciudad entrerriana de Victoria atravesó la primera etapa de pandemia con crecimiento y amplió su exportación pasando del 6% de las ventas al 11% en el ejercicio 2020-2021. Fernando Vidal, gerente general de Retak, se refirió a los orígenes de la planta en la Ciudad de las siete colinas y su relación permanente con Buenos Aires, donde funcionan las oficinas administrativas.

“La empresa nace en Buenos Aires, pero la fábrica siempre estuvo en Entre Ríos. Así sucedió durante los 25 años de nuestra historia. La actividad arrancó en una fábrica de una empresa que se llamaba Ladricom, que había quebrado, y Ardal SA compró los activos. Allí se montó una inversión y luego se amplió: actualmente la capacidad productiva es cuatro o cinco veces de lo que tenía en su momento”,

LEER MÁS: Industria, construcción y exportaciones guian reactivación

detalló el empresario en diálogo con UNO. Ladrillo de “otra dimensión” En el sitio web de la compañía se presentan los diferentes productos y servicios que se brindan para diferentes desarrollos de construcción en seco. El producto “estrella” es el ladrillo de Hormigón Celular Curado en Autoclave, un proceso en el que se requiere de un horno para lograr un ladrillo con las máximas cualidades del mercado. “Los ladrillos de Retak tienen cualidades superiores en base a la innovación y el aumento de su tamaño. Optimizan la energía desde su fabricación y transporte hasta la aislación térmica que generan de por vida en las construcciones. Se trata de un producto sustentable”, describen sobre el potencial del material.

La planta de Retak se despliega en la zona del puerto Viejo de Victoria, afianzada como un polo generador de nuevas tecnologías para la fabricación de ladrillos. Para sus dueños las expectativas en el corto plazo pasan por cumplir varias metas: una de ellas es seguir por el camino de la expansión integral “Para el año que viene tenemos planificado 600.000 dólares de inversión, solo para la planta de Victoria. Son todas inversiones que tienen que ver con la mejora de la seguridad, de la parte técnica y las mejoras productivas. Sobre todo porque esta empresa pasó en los últimos tres añosde tener casi nada de exportación al 11% en su facturación. Para hacer ladrillos es un montón, porque no estás exportando un producto de altísimo valor agregado. No estamos exportando una camioneta o un electrodoméstico, que requieren de procesos industriales más complejos. Exportar es un logro bastante importante”, ilustró Vidal.

Actualmente se exporta la producción a la República Oriental del Uruguay y están avanzadas las tratativas para poder comercializar ladrillos a Paraguay. La experiencia en pandemia En los primeros meses de la cuarentena declarada en el país para prevenir el avance de la pandemia de Covid-19, Retak debió paralizar su actividad durante tres meses.

LEER MÁS: Construcción: a fin de año aumentan las obras de refacción y mejoras en hogares

Construcción.jpg

“Tuvimos el personal suspendido. La pudimos sortear gracias a que tuvimos la ayuda del Programa de Asistencia de Emergencia al Trabajo y la Producción (ATP) del gobierno nacional. Y también accedimos a un préstamo del Fondo de Garantías Argentino (Fogar). Gracias a eso nos pudimos sostener y no tener que despedir gente”, recordó el entrevistado.

Retak participa de un mercado cada vez más competitivo, ya que no es la única que ofrece un producto de estas características. “Hay una empresa que se llama Brimax, ubicada en la localidad de San Lorenzo, y otra que se llama Herblok, con la cual tenemos un acuerdo para producir en su planta”, reseñó.

Ventajas

El ladrillo Retak en su proceso de producción no contempla el agregado de arcilla ni toscas ni tierra. Es una faceta que lo diferencia del ladrillo cerámico: “Esto quiere decir que no impacta en el medio ambiente, y en el proceso industrial se hace una mezcla de cemento, yeso, cal, aluminio, arena. Y después requiere de un proceso térmico con vapor de agua. Nuestros ladrillos tienen la misma capacidad portante, es decir que resiste la misma carga que un ladrillo cerámico. Pero en una pared de un metro cuadrado pesa la mitad. Es un ladrillo esponjoso, que si uno lo cortara, se verían como un montón de poros”.

Propuestas para mejorar la educación

Según la breve reseña que se publica en el sitio web de la compañía, Retak es un producto elaborado por Ardal SA, una empresa argentina con núcleo familiar, que desde sus inicios en 1997 enfoca su investigación, desarrollo y tecnologías en la fabricación de ladrillos de Hormigón Celular Curado en Autoclave (HCCA).

Con una planta productiva en Victoria, provincia de Entre Ríos, se informó que se está avanzando en la obra de la segunda planta en Cardales, provincia de Buenos Aires.

“Abastecemos a todo el país siendo la única empresa argentina de HCCA con dos plantas productivas, reafirmando así nuestro liderazgo en el mercado”, destacaron.

Sobre las ventajas del producto y el potencial de la tecnología HCCA, la firma señaló: “El HCCA es un material noble logrado gracias a componentes simples, principalmente arena, que combinada con el cemento, la cal, y un agente expansor, da como resultado una pasta que contiene millones de celdas de aire internas e independientes entre sí, que luego de un curado en autoclave, logran un ladrillo con las máximas ventajas del mercado”.

La apuesta es seguir creciendo en este nicho comercial dedicado a la construcción

LEER MÁS: Paraná es sede de la primera muestra de la Construcción

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejá tu comentario