Concordia
Miércoles 30 de Noviembre de 2016

Una balacera dejó un hombre muerto y un chico grave

Un conflicto entre dos grupos se dirimió a los tiros en Concordia. Un joven de 19 años se entregó

Un conflicto entre dos grupos de personas en Concordia terminó en una balacera que dejó el saldo de un hombre muerto y un menor herido de gravedad. Fue en horas de la noche del lunes, en la intersección de Gregoria Pérez y Cortada 47.

Alguien dio aviso a la Policía, y al llegar los uniformados al lugar supieron que Javier José Benítez, alias Titi, de 37 años, había sido alcanzado por un balazo en el lado derecho del pecho, y trasladado al hospital Masvernat. Pero pocos minutos después falleció en el nosocomio como consecuencia de la herida.

En los primeros pasos de la investigación, los familiares de la víctima señalaron a un joven de 19 años como el autor del disparo mortal. Se trata de un vecino lindero a la vivienda de Benítez, quien en principio se pensaba que se encontraría herido y que se había dado a la fuga con la colaboración de otro sujeto, que pudieron identificar, a bordo de un vehículo Ford Eco Sport. También los acompañaba otro hombre de 30 años a bordo de un Toyota Corolla. Estos dos automovilistas también habrían efectuado disparos en el lugar del hecho.

Poco después, a las 21.20, ingresó al mismo nosocomio un menor de 15 años, hermano del señalado como autor del asesinato. El chico tenía una herida de bala a un costado del pecho, los médicos lograron estabilizarlo y lo operaron en el quirófano. Luego quedó internado en Terapia Intensiva.

La Policía, bajo las directivas de la Fiscalía, efectuó allanamientos para tratar de localizar al presunto autor del hecho y elementos de interés para la causa.

En la escena del crimen se reforzó la presencia policial dado que se había generado una gresca generalizada y había una clara intención de los vecinos y familiares de la víctima para incendiar la casa del agresor. En este episodio resultó herido un suboficial de la comisaría séptima, al recibir un golpe en la pierna derecha.

En los procedimientos policiales posteriores se secuestraron proyectiles que se encontraban en la ropa del fallecido, y luego hallaron los vehículos utilizados por los agresores en la fuga. Ayer al mediodía, el sospechoso de apellido Báez (más conocido como Ramallo) se presentó en los Tribunales, a disposición del fiscal Fabio Zabaleta.


Comentarios