Policiales
Jueves 18 de Enero de 2018

Detuvieron en la costa del Paraná al cuñado de Petaco Barrientos, que se encontraba prófugo

Gustavo "Fredy" Olivera, se había fugado en una salida familia del penal de Paraná. Estaba purgando una condena por tentativa de Homicidio. Fue encontrado en la Toma Nueva donde estaba escondido en una precaria vivienda. Se lo acusó de organizar una parte de la barra brava de Patronato.

En la tarde de este jueves fue detenido en la zona del camino costero de la Toma Nueva, Roberto Gustavo "Fredy" Oivera, quien se encontraba prófugo, luego de no haber regresado al penal de Paraná de una salida familiar en mayo del años 2017. El hombre, que es cuñado de Gustavo "Petaco" Barrientos, fue acusado además en este tiempo de haber intentado reorganizar la barra brava de Patronato.

Se informó a UNO que desde hacía un tiempo una de las mano derecha del Barrientos, era su cuñado quien estaba purgando una pena de ocho años de prisión por una Tentativa de Homicidio y otros hechos delictivos.

En mayo del año pasado, había logrado una salida familiar, pero en la misma se fugó y no regresó al penal de la capital entrerriana.
Desde ese tiempo, Fredy "fue escondido" por distintos sectores ligados con el mundo delictivo de Paraná. Es así que la Policía realizó varios procedimientos, pero no lo logró atrapar.

Desde hacía 48 horas personal de la Dirección Investigaciones, de Homicidios y de Trata de Personas fue anoticiado que Olivera estaría "viviendo" transitoriamente en un rancho de la costa. Familiares y amigos fueron visto recientemente, lo que ayudó a ser localizado.

En la tarde, tras un operativo especial, los investigadores lo individualizaron cerca de la costa del río Paraná y al darse la voz de alto, intentó escapar. Rápidamente fue reducido.

Informada de la aprehensión de Olivera a la jueza de Ejecución de Penas de Paraná, Cecilia Bértora, ordenó su inmediato traslado a la Unidad Penal I donde quedará alojado. Se le adelantó que por la fuga, ya perdió todos los beneficios que estaba logrando y de esta manera deberá cumplir el resto de la condena sin salir del penal.

A los investigadores, también les llegó la información que -aparentemente- desde la clandestinidad, Olivera organizó durante todo este último tiempo una parte importante de la barra brava de Patronato, incluso se mencionó que pudo haber estado en el exterior e la cancha del equipo Santo cuando se produjeron los severos incidentes de los cuáles fueron víctimas niños de la delegación de Strobel.

Un lector de UNO envió una foto con el preciso momento en que personal policial lo sorprendió fuera de su escondite.

Comentarios