Secciones
Mundial

Por la pandemia suspendieron el Mundial y Maxi Llañes lo aprovechó

El paranaense está clasificado al Mundial de parkour. Ahora entrena y ahorra para el pasaje a Japón.

Lunes 11 de Mayo de 2020

Ligado a la gimnasia deportiva desde chico, el paranaense Maximiliano Llanes se animó a más, se tiró a la pileta del parkour y vaya si encontró agua porque su producción lo llevó a clasificar al Mundial de Hiroshima, en Japón. Por el brote del coronavirus la cita ecuménica debió suspenderse, pero esta noticia no bajoneó a Maxi ya que en ese momento no llegaba con el dinero para tan costoso viaje así que el parate le vino bien para poder recaudar lo que aún falta y llegar mejor técnica y físicamente.

“La suspensión por el coronavirus me vino bárbaro porque nosotros estábamos con el tema del dinero ajustados. El Mundial es en Hiroshima y para abril había que presentar el pasaje a la organización para que ellos te habiliten. La verdad es que era muy caro y aún no teníamos el dinero así que por un lado bien. Y después yo ya había tomado la decisión de no ir antes de la suspensión porque ya sabíamos de cómo se venía la pandemia.

park.jpeg
En casa se entrena como se puede

En casa se entrena como se puede

"No me quería arriesgar a ir solo pero la suspensión me vino bárbaro. Ahora estoy esperando la reanudación”, le aseguró el gimnasta a Ovación y de inmediato contó cómo logró la clasificación para el Mundial: “El tema de la competencia en el parkour es nuevo dentro de la Federación Internacional de Gimnasia. El parkour siempre existió, pero el año pasado empezaron con el tema de los Torneos Nacionales como un deporte más. El año pasado se hizo el Primer Nacional de Parkour en Rosario, en diciembre. Fui a participar con chicos de todo el país y en una de las modalidades que se llama Freestyle, estilo libre de trucos, quedé segundo y junto al primero clasificamos al Mundial. Después hay otra modalidad de velocidad, por tiempo y en esa no me fue tan bien porque hay chicos muy ágiles y mejores”.

Cuándo se hará el Mundial no se sabe, pero en todo este tiempo Maxi juntó más ganas y, sobre todo, más dinero para poder decir presente. “No se sabe mucho y nadie sabe cuándo vamos a poder volver a practicar y mientras tanto debemos seguir en casa como lo venimos haciendo. Del Mundial no voy a saber nada por el tema del virus. Mis expectativas son que pase esto, volver a entrenar y poder ir al Mundial. Quiero seguir también compitiendo en lo mío que es la gimnasia de trampolín así que con muchas ganas. Se extraña entrenar, pero hay que estar tranquilos esperando la vuelta. Quiero viajar a Japón y esperar el año que viene a ver que pasa con la gimnasia que seguramente tendrá un año movidito. Después sueño con llegar a un Juego Olímpico con el parkour porque es la idea que se olímpico para el 2024”.

Embed

“Esta cuarentena ha sido positiva en algunos aspectos. Yo soy profe de Educación Física y estoy trabajando con mis alumnos. Además también tengo alumnos de parkour. Doy clases virtuales y con eso me entretengo un poco. También entreno y hago gimnasia de trampolín ya que estoy en la Selección. Hago algo de parkour en casa porque siempre se puede hacer algo, después está en cada uno decidir, o hacés algo mínimo o esperar que todo esto pase. No sabemos cuándo va a terminar esto así que en casa preferimos seguir trabajando con lo que se pueda y tenga a mano. Es una forma de pasar el día y te sentís mejor”, confesó el paranaense qué pasa la cuarentena entrenando y dando clases virtuales desde su hogar.

Finalmente habló de sus inicios. “Estaba con Joaquín porque yo además de hacer parkour hago gimnasia, entrenando en el gimnasio de Ciclista y vino un amigo que salta en moto. Él nos mostró a Joaquín y a mí un video de un chico inglés haciendo algo raro porque no sabíamos todavía lo que era y nos re gusto. Así empezamos a probar cosas y a practicar. Obviamente los comienzos fueron en el gimnasio y de a poco cuando ganamos confianza y seguridad hacíamos las cosas en la calle. A mi viejo no le gustaba al principio porque era todo nuevo y sabía además de lo peligroso que es, porque cundo no se tienen los cuidados pertinentes, es así. No le gustó la idea, pero después como saben como me manejo, lo aceptaron. Desde los 15 práctico y hoy tengo 26”.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejá tu comentario