Secciones
cementerio

El cementerio de Concepción crece como atractivo histórico

Es sometido a un trabajo de revalorización para su funcionamiento. El cementerio uruguayense pasará a formar parte de la primera guía de camposantos en el país.

Sábado 14 de Noviembre de 2020

El cementerio de Concepción del Uruguay es una joya cultural e histórica. Su patrimonio arquitectónico y su acervo histórico lo ubican como un verdadero punto de atracción para los visitantes que encuentran allí llamativos monumentos funerarios, rebuscadas esculturas, y nombres que han forjado la historia de Entre Ríos, y también del país.

Este cementerio, y su anexo judío ubicado dentro del mismo predio, pasarán ahora a formar parte de la Primera Guía de Cementerios de la República Argentina.

Esta iniciativa, llevada adelante por la especialista María Laje a través de un grupo dedicado al Patrimonio Funerario Mundial, incluye artículos sobre una enorme cantidad de cementerios de todo el país, entre los que se encuentran también los de las ciudades de Colón, San José y Villa Elisa, entre otras necrópolis entrerrianas.

A principios de este año la administración del cementerio municipal de Concepción del Uruguay pasó a manos de Ana Almeida, una especialista en este tipo de espacios, y una investigadora del arte y el patrimonio funerario.

A partir de ese momento, Almeida comenzó un duro trabajo para reorganizar el archivo, poner en valor las tumbas que fueron declaradas históricas a través de un decreto provincial, pero también para anexar muchas tumbas de personalidades locales a esa declaratoria histórica.

Antes de ser funcionaria, Almeida ya trabajó en forma particular en conjunto con la Red Argentina de Cementerios y sumó a la necrópolis uruguayense a esa red, como así también participó de encuentros latinoamericanos y europeos dedicados a preservar estos espacios.

Uno de los objetivos de su gestión es convertir el cementerio de La Histórica en un museo a cielo abierto, para lo que se continúa trabajando de forma constante.

En total el cementerio ocupa ocho hectáreas, y están regidas por una cartografía funeraria de raíz francesa de mediados del siglo XIX, donde hay un desarrollo del núcleo monumental y una parte de bosques de cipreses, tipas blancas y acacias donadas por Dolores Costa de Urquiza en 1873.

Tanto el Cementerio Municipal, como el Cementerio Israelita, serán parte de esta Primera Guía de Cementerios, y lo hará a través de un trabajo elaborado por la propia Ana Almeida, junto al historiador Gustavo Sirota

La guía tendrá una primera presentación de forma virtual a partir de la jornada de hoy, y ha sido caratulada como de un gran valor cultural “del que la ciudad puede enorgullecerse”, según las palabras de la propia administradora del cementerio uruguayense.

La iniciativa

María Laje, la compiladora de esta guía, señala al respecto que “me di cuenta que no existe una guía con información turística y cultural de los cementerios de Argentina, entonces se me ocurrió que era el momento de construir esta primera versión de difusión cultural sin fines de lucro, y a título gratuito”, señalaba al comienzo de este trabajo.

“Este proyecto consiste en la recopilación de artículos que fueron elaborando y enviando más de 30 autores, sobre casi 50 cementerios”, afirma desde su grupo Patrimonio Funerario Mundial, que ya tiene más de tres años de trabajo, sumando colaboradores y aportes desde diferentes lugares del mundo.

Adaptación y excelencia

Según el detalle brindado por Almeida en diálogo con UNO, el trabajo de transformación de la necrópolis de Concepción busca un funcionamiento de excelencia, adaptado al Siglo XXI y de acuerdo a las nuevas costumbres funerarias. “No es que las cosas se hayan hecho mal hasta ahora, cambiaron las costumbres, y debemos estar a la altura de las circunstancias. A modo de ejemplo señalamos que hoy el cementerio no tiene cinerario, el único que hay en la ciudad está en la Basílica, pero todos aquellos que no son católicos no tienen lugar donde depositar sus cenizas”, señaló.

Una de las primeras participaciones concretas del cementerio uruguayense en organizaciones dedicadas a rescatar el valor de estos lugares, fue como parte de la Red Argentina de Cementerios. Aquí se trabaja en unión con coordinadores y autoridades de muchos cementerios del país y de Latinoamérica dedicados a valorar los espacios, refuncionalizarlos de acuerdo a las costumbres lugareñas y adecuarlos a las medidas de higiene y seguridad que demandan las normas vigentes.

A través de esta idea, se busca fomentar el reconocimiento de los cementerios argentinos como espacios de memoria donde se reconozca su valor patrimonial. Almeida forma parte de esta red desde hace bastante tiempo, y ahora como funcionaria a cargo del cementerio municipal, resaltó que la Red de Cementerios es una entidad totalmente autónoma, sus cargos son ad honorem y es un espacio consultado a menudo por distintos gobiernos locales que intentan preservar sus cementerios y transformarlos en lugares de visita considerando la historia que guardan muchos de ellos.

“Se trata de un trabajo interrelacionado. Siempre se busca asesoramiento, materiales, experiencias, y todo lo que conlleve a resignificar estos lugares” explicó la funcionaria municipal, quien busca entre otras cosas, resignificar la historia nuestra a través de la necrópolis.

En el año 1993, el Concejo Deliberante de Concepción del Uruguay sancionó una ordenanza que declaró al cementerio como “Construcción de Interés Histórico Arquitectónico a todo panteón existente en el cementerio Municipal, y cuya construcción sea anterior al año 1940”.

Con esa base se trabaja para sumar al cementerio municipal como otro espacio que resalta el valor del pasado, la cultura y la memoria de una ciudad realmente histórica.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario