Secciones
bares

Reabrieron los bares en Paraná y salió la desigualdad

Durante el fin de semana, con los bares abiertos, saltaron las realidades en la capital de Entre Ríos

Lunes 20 de Julio de 2020

Los colores que salían de las mesas de los bares, el domingo a la siesta, impactaban, sobre todo porque a la cuadra siguiente las veredas vacías y el polvillo acumulado recordaban la pandemia.

Sobre Alameda de la Federación, la arteria más recoleta de Paraná, abrieron tres bares y sacaron cientos de selfies para compartir en las redes sociales. Frente al Patito Sirirí, sobre la tierra de la polémica, colocaron mesas que los clientes fueron ocupando hasta el cierre pautado para las 18.

En Twitter y Facebook los paranaenses publicaron en contra de la apertura de estos lugares y reclamaron por la “libertad” para entrenar, pasear o simplemente ocupar los espacios públicos.

Hoy, en el Día del Amigo ya bajó la espuma, el sol quedó detrás de las nubes grises y permanecer en casa cumpliendo con el aislamiento es mejor que andar buscando una mesa para "celebrar"

Mientras un porcentaje de la sociedad tiene ganas y dinero para divertirse, sabemos que una porción grande de la población la está pasando muy mal. Solo basta mirar las noticias en la sección Policiales: tiroteos salvajes y muertes de jóvenes que pasan inadvertidas, sin marchas ni reclamos masivos.

En esta realidad, insostenible, los bares abrieron por la crisis económica que agudizó la cuarentena para frenar la propagación del Covid -19. Todo bien, pero ¿cómo piensan solucionar la crisis social en los barrios más postergados? El ministro de Desarrollo Social de la Nación, Daniel Arroyo, anunció este lunes (20/7), en declaraciones a CNN Radio, que se dispondrá de un fondo de 20.000 millones de pesos para impulsar la creación de 300.000 puestos de trabajo en 5 áreas consideradas esenciales: construcción, industria textil, producción de alimentos, cuidado de personas y reciclado.

Arroyo habló, una vez más, de la creación de una renta básica universal, el ministro dijo que ahora pagarán el tercer IFE (Ingreso Familiar de Emergencia, de 10 mil pesos) y prometió la urbanización de 4.000 barrios populares.

Me quedo con la idea de pagar dinero “por vivir” a los que menos tienen porque Rutger Bregman lo investigó en su exitoso libro titulado Utopía para Realistas, que resalta tres puntos en la tapa: “A favor de la renta básica universal; La semana laboral de cinco horas y Un mundo sin fronteras”.

El historiador holandés y fenómeno en las redes sociales, como lo describió la BBC, realizó un gran estudio sobre cómo a lo largo de la historia en países de Europa o en América, Estados Unidos y Canadá, realizaron experiencias con los pobres y, al parecer, fueron los políticos con sus cómplices de siempre los que boicotearon los resultados.

Todo indica que el gobierno nacional está en sintonía con las ideas de Bregman y ahora habrá que saber qué piensan las administraciones locales. Además de erradicar la pobreza de asentamientos como la Villa 351 hay que frenar tanto la contaminación de los arroyos como la explotación de espacios que hoy son públicos y verdes.

Es un momento histórico para tomar medidas que cambien la vida de los paranaenses. Como nunca antes, se habla de las crisis en Salud, Educación y Transporte. Porque si el plan de la Renta Básica Universal funciona, ¿dónde se invertirán esos fondos? Si bien cada uno será libre de ocuparlos en lo que quiera, estamos de acuerdo en que el sistema de movilidad colapsó hace años. Las administraciones tienen que preparar las calles para incentivar el uso de la bicicleta evitando la saturación de motos y autos.

Si nada de todo esto sucede, la foto muestra un futuro más desigual, contaminante y con bares abiertos para pocos.

Solo será cuestión de tiempo y esperar que los niños y adolescentes tomen las riendas de un mundo que viene padeciendo la ignorancia y avaricia de unos pocos.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario