Secciones
La Plata

Arzobispo cuestionó a Fernández por su idea de legalizar el aborto

Manuel Fernández criticó al presidente electo por su deseo de enviar un proyecto de ley en el corto plazo

Lunes 18 de Noviembre de 2019

En un gesto fuera de los común, el arzobispo de La Plata, Víctor Manuel Fernández, se dirigió públicamente y por su nombre a Alberto Fernández y le expresó su preocupación por el aparente cambio de posición del presidente electo sobre el aborto.

"Si yo pudiera hablar con Alberto le preguntaría si vale la pena comenzar su mandato con un tema que tanto divide a los argentinos y que tanta tensión ha provocado", dijo hoy el religioso, uno de los hombres más cercanos al papa Francisco.

"Pero me preocupa más otra cosa: yo le escuché decir, antes de las elecciones, que no consideraba que este tema fuera una prioridad o una urgencia, que dividía al país y que había que analizarlo bien y con tiempo. Muchos le votaron confiando en estas palabras.", afirmó en un mensaje difundido por las redes sociales.

"Escribo esto con toda sinceridad -dijo el Arzobispo-. Podemos estar codo a codo defendiendo los derechos sociales, buscando un país productivo e inclusivo, pero es mi derecho decir lo que pienso sobre este tema, aunque sé que también me expongo a una nueva catarata de descalificaciones, como me ocurrió cuando di la bienvenida a quienes venían al encuentro de mujeres en La Plata", expresó.

La carta abierta se dio a conocer doce horas después de que Fernández anunciara en una entrevista periodística publicada ayer en el diario Página 12 que enviará el proyecto para legalizar el aborto al Congreso a la brevedad, una vez que asuma su mandato.

"Es un problema de salud pública que debemos resolver", dijo el presidente electo. Aseguró que enviará "cuanto antes" el proyecto al Congreso. Pero se esperanzó en mantener un debate sobre salud, más allá de las convicciones de cada credo.

Qué dijo el presidente electo

"Quisiera que el debate no sea una disputa entre progresistas y conservadores, entre revolucionarios y retrógrados, es un problema de salud que debemos resolver y hay que asumirlo así", dijo Alberto Fernández.

"Yo soy un activista de ponerle fin a la penalización del aborto", dijo el Presidente electo. "Va a haber un proyecto de ley mandado por el presidente", aseguró al diario Página 12. "No se puede convertir en otro elemento de disputa entre nosotros", pidió. "Todos tenemos que entender que tenemos que respetar tanto a la mujer que siente que es un derecho sobre su cuerpo como a la mujer que siente que Dios no le permite hacerlo", sostuvo quien asumirá en menos de un mes como jefe del Estado.

Quisiera que el debate no sea una disputa entre progresistas y conservadores, entre revolucionarios y retrógrados, es un problema de salud que debemos resolver y hay que asumirlo así

Hoy el Arzobispo de La Plata difundió una reflexión al respecto en su cuenta de Facebook: "Me preguntan si no estoy en contra del aborto. Siempre lo estuve, desde que tengo 12 años. No por ser conservador o misógino o machista, sino porque creo que esa niña que está creciendo dentro de su madre también tiene derechos. Recuerdo una vez más que el presidente Tabaré Vázquez, de izquierda y agnóstico, vetó una ley de aborto. No hace falta ser creyente ni dogmático para defender la vida por nacer", comienza la nota difundida por las redes sociales.

"Escribí decenas de artículos sobre este tema. Quien quiera saber qué pienso lo verá escrito. No lo digo en los pasillos a oscuras", comenzó el arzobispo, y continuó: "Vamos al asunto: valoro la capacidad del presidente electo, Alberto, y espero que pueda levantar y pacificar el país. Pero me llamó la atención leer que enviará inmediatamente un proyecto de ley para avanzar en el aborto. Teniendo en cuenta lo que él dijo creo que hay que hacer dos aclaraciones".

"Una cosa es despenalizar a la mujer que ya abortó y otra cosa es legalizar el aborto. La realidad es que casi ninguna mujer va presa por haber abortado. Despenalizar sería simplemente blanquear esa situación -dijo el prelado-. Pero otra cosa es legalizar el aborto libre, facilitar el aborto para quien quiera hacerlo por cualquier causa. Eso era en definitiva la ley que se estuvo discutiendo el año pasado. Pero eso implicaría que afirmemos que el niño por nacer es solo un montón de células animales y que no tiene ningún derecho", afirmó Tucho Fernández.

"Si se dice que se trata solo de un tema de salud pública, entonces estamos queriendo agarrar al chancho por la cola, o poniendo el carro antes que el caballo. Porque de las muertes maternas que hay en el país, una pequeña parte es por aborto procurado. Más del 80 por ciento de estas mujeres se mueren por llegar al parto desnutridas, diabéticas sin tratar, etc. Otras abortan con inmenso dolor, porque desearían ser madres, pero no tienen cómo sostener a ese hijo que han engendrado. ¿Alguien las está tomando en serio en este momento?", se lamentó el arzobispo platense.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario