finanzas

Martín Guzmán negó versiones de default de deuda en pesos

El ministro de Economía, Martín Guzmán, rechazó las versiones sobre un posible reperfilamiento de los bonos tras varios días de incertidumbre en los mercados.

Lunes 13 de Junio de 2022

El ministro de Economía, Martín Guzmán, negó la posibilidad de un default de la deuda en pesos. Al salir al cruce de una nota del diario Clarín, el titular del Palacio de Hacienda advirtió: "En cuanto a la barbaridad de defaultear deuda en pesos: nuestro Gobierno jamás haría eso".

En ese marco, agregó en Twitter que "el crédito en la moneda propia es un pilar de todo Estado soberano". En el mismo posteo, el ministro de Economía desmintió que haya suspendido su presencia en un foro de minería en Canadá, como lo publicó Clarín.

La nota afirma que "las próximas horasserán decisivasy Guzmán estará en Buenos Aires para neutralizar los temores a un default, que en su entorno atribuyen a una 'opereta' de la oposición". También indica el artículo que "el Banco Central seguirá comprando bonos hasta que se estabilice la situación. La instrucción que bajaron es "no dejar que el mercado de pesos entre en default".

El funcionario salió al cruce, negó la versión del matutino porteño y descartó un eventual cese de pagos a los ahorristas y acreedores del Estado nacional en pesos.

Embed

"Yo no suspendí el viaje. La empresa canceló el vuelo y no llegaba al Foro de Minería. Asistiré de forma virtual", explicó el funcionario.

Su mensaje no es casual: el Gobierno enfrentará su primer test ante los mercados tras la caída de los bonos CER y el aumento del riesgo país registrado la semana anterior, en un contexto de pronósticos críticos realizados por distintos exfuncionarios y economistas vinculados a la oposición que ven posible que la administración nacional entre en una cesación de pagos de la moneda local, recordó Ámbito.

El Ministerio de Economía enfrentará una nueva licitación de bonos del Tesoro nacional en un contexto de desconfianza. A esto se le suman los datos de la inflación que darán una suerte de respiro tras el pico de marzo pero aún en niveles elevados y preocupantes. El jueves, la suba de tasas parece ser un hecho.

El mercado se demuestra reticente a renovar en los próximos meses esa deuda en moneda nacional a corto plazo y la dolarización de las carteras que se preveía para julio ya comenzó. Dos datos para tener en cuenta: en abril, el Tesoro intentó estirar los plazos y reducir el porcentaje de bonos CER colocados, ante lo cual el mercado respondió dejando al gobierno sin cubrir la totalidad de los vencimientos por primera vez desde agosto del año pasado.

Otro dato, es que en la última licitación de mayo solo un 10% de los inversores compró títulos en pesos que vencen en 2023 y el 35% fue colocado en instrumentos ajustables por CER mientras que el 1% en dólar linked. En este marco, el dato del IPC medido por el INDEC parece ser que traerá un tenso alivio (rondará el 5%) pero demostrará que la perspectiva es muy pesimista para este año. Vale recordar que las últimas proyecciones de inflación para el 2022 se dispararon y los consultores ya esperan un alza del 72,6%.

LEER MÁS: Renta inesperada: el Presidente presentó el proyecto junto a Guzmán

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejá tu comentario