Secciones
2022

El sector porcino proyecta crecer en consumo y exportaciones

En 12 años se duplicó el plantel de madres: pasó de 7.000 a 29.000. La ventaja comparativa del precio del capón en pie contra cortes vacunos disparó el consumo.

Jueves 06 de Enero de 2022

os productores del sector porcino de Entre Ríos están cerrando un año con buenas perspectivas y es bueno medirlo en base a estadísticas brindadas por la Cámara de Productores Porcinos de Entre Ríos (CAPPER). De las 7.000 madres que había en la provincia en 2009 se pasó a 29.000 en la actualidad, lo que demuestra el potencial de reinversión que tiene el sector.

Es uno de los indicadores que corrobora la expansión de la actividad, tanto a nivel de la inversión para mejorar la infraestructura como las condiciones para producir. El consumo de carne de cerdo per cápita por persona en la Argentina se acelera de manera exponencial: en 2021 llegó a los 20 kilos por habitante.

“Viene creciendo en los últimos años en forma sostenida, a un ritmo de 0,7 kilos por año, que es un montón y todavía estamos lejos del techo. Porque se consumía muy poca carne porcina. Argentina debería estar consumiendo unos 25 kilos y obviamente somos un país consumidor de carne vacuna. Pero ahora con todo este tema de la brecha que hay entre el precio del vacuno y del capón en pie, que se ve claramente en la góndola, hace que sea más conveniente consumir cerdo”.

El que habla es el presidente de CAPPER, Sebastián Bouzada, quien realizó un balance de 2021 y habló de los proyectos que se tiene en mente para el nuevo año. “Este año comenzó un poco complicado con los precios del capón en pie. El balance fue mejorando a medida que pasó el año, empezó a acompañar un poco un aumento del precio del capón, eso a atado a un consumo que ha ido creciendo, a una demanda que ha ido creciendo. Hay un montón de interrogantes para adelante, de temas que siempre se proponen a ir mejorando, impositivos, de infraestructura, de financiación. Es un sector que invierte mucho”, valoró el empresario en diálogo con Economía y Negocios.

Mejora en la rentabilidad

En términos de la rentabilidad económica, los productores comenzaron el año cuesta arriba por diversos factores: el precio del capón en pie equiparaba a los cotos, por eso los márgenes del egocio no eran alentadores. Pero toda esa ecuación pudo cambiar, aseguró Bouzada. “Después empezó a subir el precio del capón; el mercado del cerdo obedece casi en forma perfecta a la ley de la oferta y la demanda. Si hay demanda empieza a subir el precio, en caso contrario se derrumba el precio del capón. La verdad que el aumento del precio del capón ayudó al crecimiento del negocio”, ilustró el entrevistado.

Por otro remarcó que el balance para los productores en materia económica “ha sido bastante bueno” y ello se tradujo en “una rentabilidad que es atractiva para los que no están en la actividad. Para lo que estamos siempre intentamos en mejorar las instalaciones. Es una actividad sumamente intensiva, riesgosa, que demanda una inversión muy fuerte. Hoy los márgenes han sido interesantes en el sector”.

Sistema de integración

Según el registro del Ministerio de Producción de Entre Ríos son 170 los productores dedicados a la actividad, aunque todavía es incipiente la cantidad de productores nuevos que se han sumado.

“Se habrá sumado un 5% de productores, el crecimiento lo tenés en los que están produciendo y que viene ampliando. Es notable la incorporación de nuevos sistemas de producción que consiste en la integración: es decir, en las granjas desde que nace el lechón, se definen determinados espacios, hasta que el capón llega a la venta. En la integración en la última fase de la producción se buscan a productores que integren la cadena. Hay un productor que lleva un lechón hasta los 30 kilos, ese lechón se va a un integrado y se lo lleva hasta los 130 kilos. Algo similar a lo que hacen los polleros. Eso ha incluido mucha ente”, subrayó.

Proyectos

La Capper adelantó que la cantidad de madres va a seguir creciendo en la Argentina, al igual que el nivel de producción que este año cerró en el 4%. Uno de los temas que se impone como un desafío del sector es mejorar los resultados de las importaciones de carne porcina.

“El 2020 se dio algo histórico ya que por primera vez se logró exportar más de lo que se importó, es decir que se logró una balanza comercial positiva. Este año se rompió eso: volvimos a los años anteriores, donde siempre la importación le ganaba a la exportación. Esto se explica por hay una caída de la demanda en China que concentraba el 90% de las exportaciones argentinas. Hay un tema con el costo argentino, sobre todo el tipo de cambio, lo cual hace casi imposible poder exportar algo. El tema importaciones vuelve a ser preocupante para el sector porcino de nuestro país”, graficó.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejá tu comentario