Narcotráfico
Domingo 14 de Mayo de 2017

La banda narco de Pokemon derecho al penal

Los cuatro detenidos del Paraná XVI fueron derivados a la cárcel de hombres y mujeres luego de los allanamientos del sábado a la noche y domingo a la mañana. Un trabajador municipal de baja categoría tenía un millonario movimiento económico.

La guerra narco que afecta toda la zona oeste, anoche y esta madrugada, sufrió un golpe que podría tranquilizar el Paraná XVI, XII y San Agustín, al menos por un tiempo. Estos últimos días fueron de terror, y no es para menos porque las balaceras y hechos de violencia eran moneda corriente en esa zona.

Tal como informó UNO, por los 15 allanamientos que ordenó la Justicia Federal de Paraná, se dispuso la detención de Lisandro Giménez de 33 años (alias Pokemon); Patricia Gómez, de 34; Julio Rollero, de 45, y Roberto Balcaza, de 33, (alias Ananá). Tras su inicio en el proceso judicial, hoy a la tarde fueron derivados los tres hombres a la Unidad Penal N°1 de Paraná, y la señora a la cárcel VI femenina.
La investigación judicial, a cargo del juez Leandro Ríos, y personal de la Dirección de Toxicología estableció, al menos en esta etapa de la causa que Pokemon era el jefe de la banda narco, su esposa Gómez, la mano derecha, en tanto que los dos restantes eran los que aguantaban la droga y tenían un rol jerárquico en la estructura piramidal de la organización delictiva.
Se informó a UNO que será muy complicado para Pokemon zafar de la investigación judicial, no solo porque hay escuchas telefónicas contundentes, un trabajo de inteligencia con recolección de importantes pruebas, sino que movimientos económicos que no tienen relación para un empleado municipal de baja categoría de la Unidad Municipal 3 que cobra no más de 15.000 pesos.

Tenía elementos muy costosos
De allí es que a Pokemon le secuestraron un Toyota recientemente comprado, una motocicleta de alta cilindrada, sino que hace menos de un mes se le incautó por el mismo problema un costoso Chevrolet.
A esta altura de la causa, a la Justicia Federal no le interesaba tanto encontrar poca o mucha droga, sino elementos que demostraran el funcionamiento de la banda. Y eso se secuestró. Además de localizar 45 bochitas de cocaína preparadas para ser comercializadas, se encontraron 10.000 pesos en billetes de baja denominación, un arma de fuego y otros elementos vinculados a la venta de estupefacientes en el Paraná 16 y barrios aledaños.
Por otra parte, se hizo saber que el considerado jefe narco, quería tener en la casa una apariencia de clase media baja, sin embargo en el procedimiento le encontraron aparatos eléctricos de última generación cuyo costo no condice a un trabajador municipal. "Desde plasma de 55", equipos de música, y aparatos inteligentes como lavarropas, heladeras y otros electrodomésticos formaban parte de la vivienda", señaló una fuente consultada por UNO.
Mañana los cuatro detenidos serán llevados al Juzgado Federal de Paraná donde se les comunicará que serán imputados formalmente de integrar una banda narco.

Comentarios