Ley de Narcomenudeo
Lunes 02 de Julio de 2018

Un joven acordó prisión por venta de droga y sus hermanos por encubrirlo

Diego Latorre irá cuatro años preso, Hugo dos y Maximiliano cumplirá dos años de condicional. Los detuvieron en mayo con 32 gramos de cocaína

Diego Latorre estaba a punto de cumplir una leve condena que le impuso la Justicia por haber acribillado a un adolescente cuando era menor de edad, en el barrio Consejo. El lunes 14 de mayo lo detuvieron con cocaína, junto a sus hermanos Maximiliano y Hugo. Como ya regía la Ley de Narcomenudeo, fueron imputados por tenencia de drogas para la venta. Luego de un mes y medio, la causa se resolvió con un juicio abreviado, donde Diego acordó ser condenado a la pena mínima del delito, y sus hermanos aceptaron recibir una sanción menor por encubrirlo.
El caso tuvo la particularidad de que el procedimiento policial quedó totalmente registrado por la cámara de vigilancia de la empresa Johnson Acero. Los policías interceptaron el auto en el que iba Diego Latorre, por avenida Almafuerte, con unos envoltorios de cocaína en su poder, y atrás lo seguían Maximiliano y Hugo en una camioneta, quienes descartaron otras bochitas de droga y se dieron a la fuga.
En total, la sustancia secuestrada arrojó un peso aproximado de 32 gramos, ya que cada envoltorio tenía 8 gramos cada uno.
Los imputados, asistidos por el defensor oficial Juan Carlín, llegaron a un acuerdo de juicio abreviado con el fiscal Martín Wasinger. El mismo fue presentado el viernes ante el juez de Garantías N°2, Eduardo Ruhl.
Diego Latorre aceptó cumplir cuatro años de prisión por Tenencia de estupefacientes con fines de comercialización. En tanto que Hugo estará dos años preso por Encubrimiento, pena que es comprensiva de la condena a un año y medio de prisión condicional que estaba cumpliendo por otro delito. Mismo delito que confesó Maximiliano, quien pactó cumplir dos años de prisión condicional, el único de los tres sin antecedentes penales.
Los Latorre, domiciliados en la zona de Vicente del Castillo y 3 de Febrero, siempre fueron vinculados a la venta de drogas, pero llamativamente nunca fueron juzgados por este delito. Principalmente se sindicó a los mayores de la familia como los responsables, más que los jóvenes que fueron detenidos aquella noche.
El homicidio de Ulises Ronaldo Nani Aguilar ocurrido en la esquina de Vicente del Castillo y Sudamérica de Paraná, el 25 de marzo de 2013, se vinculó a las disputas que existían en la zona, y los allegados a la víctima afirmaron que el chico de 15 años se negaba a vender droga para los Latorre. Incluso, trascendió que Diego, que tenía 16 años había sido mandado por un mayor de su familia a cometer el crimen.
Este jueves, el juez Ruhl dará a conocer si homologa o el acuerdo de juicio abreviado.

Prorrogan cárcel preventiva
Los imputados por tenencia de estupefacientes para la comercialización, agravado por intervenir más de tres personas fueron detenidos el sábado 12 de mayo por la noche durante el allanamiento que se realizó en una vivienda de calle Guastavino al 500, en Gualeguaychú. Según informó El Día, la fiscal Martina Cedrés les tomó indagatoria y a las 48 horas se realizó la audiencia de prisión preventiva; el juez de Garantías, Guillermo Biré, concedió la medida solicitada por el Ministerio Público Fiscal y determinó 45 días de prisión preventiva. Esa medida venció el viernes y se prorrogó por otros 20 días.
Estos seis detenidos son parte de los 10 que hubo a fines de abril señalados de formar parte de una supuesta banda dedicada a robos. La Policía fue buscando elementos sustraídos y encontró un kilo de marihuana y 11 gramos de cocaína. Como aún no regía la Ley de Narcomenudeo, las actuaciones quedaron bajo la órbita del Juzgado Federal de Concepción del Uruguay, que ordenó la liberación. La Justicia local prosiguió con la causa por los elementos robados y ya con la entrada en vigencia de dicha comenzó a investigar que esos elementos tendrían relación a la tenencia y comercialización de estupefacientes.

Comentarios