Secciones
Robo

Cerrito: salvaje agresión a un almacenero

Sebastián Molaro, asaltó a un hombre de 88 años y lo golpeó. La víctima se recupera en el hospital

Lunes 19 de Diciembre de 2016

Un joven de 28 años identificado como Fabián Molaro, atacó a golpes a un hombre de 88 en su almacén para robarle. Fue detenido en Cerrito.
A don José Ángel Basso lo conocen todos en la zona. Está en el hospital de la localidad de Paraná Campaña, recuperándose de la brutal golpiza que recibió el viernes a la noche, en su almacén de ramos generales ubicado en Pueblo Moreno, que pertenece a Cerrito, pero está cruzando la ruta nacional 12. Con suerte, hoy le darían el alta y se iría a su casa.
"Casi lo mata, pensó que estaba muerto, por eso se fue, le tiró hasta con un televisor viejo de 25 pulgadas", contó a UNO María, su cuñada.
Molaro había estado, como tantas otras veces, tomando unas copas hasta que el boliche cerró a las 22.15. Pero regresó 15 minutos después, le golpeó la puerta y le pidió a Basso que le vendiera cigarrillos. El hombre le abrió, lo hizo pasar y cuando se dio vuelta Molaro agarró una banqueta de madera y se la partió en la cabeza. Cuando el hombre estaba en el suelo, le pegó patadas en todo el cuerpo y trompadas en la cara. "Mi cuñado dijo 'me hago el muerto', para que se vaya", dijo María. Cuando no se movía, el agresor le gritaba "te maté viejo hijo de puta". Finalmente, Molaro agarró 15.000 pesos que la víctima tenía guardados y se fue.
Basso estuvo dos horas en el suelo hasta que pudo pedir ayuda. Su cuñada contó que "perdió tanta sangre que se resbalaba, esperó a que se coagulara y así se pudo levantar. Llamó a la hija, cuando le dijo que lo habían asaltado, ella fue a la comisaría y fueron con el jefe al almacén. El comisario le preguntó quién fue, y él le dijo Sebastián Molaro".
Al agresor lo encontraron a las 6.30 del día siguiente. Estaba escondido en una plantación de sorgo, en Colonia Rivadavia, y tenía consigo solo 6.000 pesos, no se sabe qué pasó con el resto del dinero robado.
A Basso lo trasladaron al hospital San Martín, donde le hicieron las primeras curaciones, placas y análisis. Luego lo enviaron al nosocomio José María Miranda de Cerrito. Los médicos constataron lesiones en el brazo, el pecho, la espalda, el rostro y varios cortes en la cabeza.
La víctima vive sola en su casa, donde también tiene el almacén. El lugar es muy conocido porque es una parada obligada de todos los días para los pobladores de la colonia o los chicos de la zona que van a comprar golosinas o gaseosas, según refirió su cuñada. Incluso, "en la época que Carlino fue intendente, él fue concejal de Pueblo Moreno", recordó la mujer.
Luego de ser detenido, Molaro (quien no posee antecedentes penales) fue enviado a la Alcaidía de Tribunales, en Paraná, donde quedó alojado por disposición de la fiscal de la Unidad de Respuestas Rápidas Evangelina Santana.

Tras la imputación formal por el robo y las lesione graves, se informó a UNO que se acordó entre las partes la medida cautelar de prisión domiciliaria por el término de 45 días mientras avanza la investigación penal preparatoria. Anoche, el personal de la comisaría de Cerrito lo trasladaba desde Paraná hacia su domicilio, de donde no podrá salir.


En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario