Venta de drogas
Martes 27 de Marzo de 2018

Acordaron penas de cárcel 10 de los imputados en la banda de "Morrón"

Germán Herlein y Brian Páez lideraban la organización que vendía droga en las zonas este y oeste y de Paraná. Dos imputados irán a juicio.

Con un importante caudal de pruebas en un expediente extenso, 10 de los 12 imputados de conformar una organización dedicada al narcotráfico en Paraná prefirieron acordar penas de prisión efectiva en un juicio abreviado antes de que se ventilen en un debate las maniobras que se constataron en la investigación y las escuchas telefónicas donde se plasmaron las conversaciones relativas al comercio de drogas.
El acuerdo fue presentado ayer ante la vocal del Tribunal Oral Federal de Paraná, Lilia Carnero por parte del fiscal general José Ignacio Candioti y el adjunto Leandro Ardoy, y los defensores Alberto Salvatelli, Juan Pablo Temón, Corina Beisel y el oficial Mario Franchi, para quien fue su última audiencia debido a que se jubiló.
La pesquisa comenzó por Germán Ernesto Herlein, más conocido como Morrón, un hombre de la zona oeste de Paraná, y se supo que coordinaba acciones con Brian Páez, alias Puti, quien por entonces tenía a maltraer a los vecinos del barrio Lomas del Mirador II, con balaceras a diario. Para ambos se acordó imponerles penas de seis años de prisión efectiva, por ser las cabezas de la banda, como coautores del delito de Comercio de estupefacientes agravado por la participación de tres o más personas.
Quienes les siguieron en el monto de pena fueron José Ubiedo y fernanda García Sánchez, ya que en su domicilio fue donde se encontró la droga durante los allanamientos en 2016 que, aunque en escasa cantidad, demostró que ambos cumplían el rol de almacenadores de las sustancias. Ellos aceptaron purgar cinco años y seis meses de prisión.
Por otro lado, la pareja de Herlein, Estefanía Nores, y la de Páez, Brenda Prado, acordaron la pena de cuatro años y dos meses de prisión por tener un rol menor en la banda, pero no por eso menos grave. La misma sanción recayó sobre Alexis Monzón, Adriana Latorre y Mónica Arce, pero para ellos sin el agravante del delito, debido a que se consideró que se dedicaban a la venta de droga al menudeo, pero no formaban parte de la organización. Si bien se proveían de la droga de Herlein y Páez, su actividad era independiente.
Por último, se consideró que tuvo una participación secundaria Pamela Díaz, por lo cual acordó la sanción de tres años y ocho meses de prisión.
Quedó pendiente la situación de otros dos acusados: Nazaret Díaz, quien está imputado por coordinar acciones de la banda por celular desde la cárcel, y Kevin Páez, hermano de Puti. Ambos consideraron demasiado altas las penas que la Fiscalía propuso, por lo que próximamente irán a un juicio oral.
El punto sobre el que no hubo acuerdo en el abreviado fue el decomiso del dinero secuestrado en los allanamientos en dos domicilios. Unos 65.000 pesos había en la casa de Monzón, quien dijo que eran producto de la venta de un vehículo, para lo que presentó un boleto. El resto fue incautado a otra imputada, quien sostuvo que no era suyo, sino de sus padres, donde se produjo la requisa domiciliaria. Pero la Fiscalía argumentó que la plata era fruto de la venta de drogas, en base a los demostrado en las tareas investigativas, y que el boleto de compra venta era un documento privado del que no se puede corroborar que la fecha sea cierta.
Al momento de dictar sentencia, se sabrá si la jueza Carnero homologa el acuerdo y qué resuelve respecto del decomiso o devolución del dinero.

Comentarios