Paraná
Miércoles 20 de Febrero de 2019

Un municipal golpeó al director de la Unidad N° 2

Fue en medio de una discusión ante un reclamo por haber pasado una falta debido a una inasistencia del empleado administrativo. La Fiscalía le tomó declaración a la víctima, y ordenó el secuestro de las cámaras del lugar.

Un clima de violencia que se venía caldeando hace tiempo en la Unidad Municipal N° 2 de Paraná, estalló ayer poco antes del mediodía en una discusión por temas laborales. Un empleado agredió a trompadas al director del área y lo dejó ensangrentado. Se radicó la denuncia y la Fiscalía ordenó medidas para esclarecer el hecho, con pruebas y testimonios que incriminan al acusado.

La víctima del hecho es Osvaldo Guidone, un militar retirado y abogado que no es empleado municipal pero ocupa ese lugar por decisión política. Tuvo a su cargo el control de lo que sucede en la Unidad Municipal que fue copada por los narcos y por los códigos violentos del sindicato. Justamente quien es señalado como el agresor está vinculado al gremio y trabajaría como guardaespaldas de dirigentes. Incluso algunos dicen que tiene conocimiento de artes marciales. En este marco, ayer a la mañana en la sede municipal de calle Pronunciamiento, hubo una discusión entre este hombre y Guidone, donde el empleado administrativo le habría reclamado porque el director pasó una falta ante una inasistencia del trabajador, aunque otra versión indicaba que también le recriminó por el cobro de horas extras.

La cuestión es que el cruce se elevó de tono hasta que el empleado atacó a golpes, por la espalda, al director de la Unidad. El hombre fue asistido en el hospital San martín por la lesión que le ocasionó una hemorragia importante, pero no lo puso en peligro. Luego Guidone radicó la denuncia correspondiente ante la Fiscalía en turno, que ordenó el secuestro de las imágenes grabadas por las cámaras de vigilancia de la unidad, donde habría quedado registrado el momento del ataque. En diálogo con UNO, empleados de la Unidad contaron que hacía tiempo que venían los aprietes al director, y que incluso ya hubo denuncias por amenazas a otro empleado.

Afirmaron que Guidone puso cierto criterio para que se frenara el descalabro histórico en el área municipal, al menos en lo que ocurre dentro del edificio del ferrocarril: "Yo no puedo andar atrás del camión para que no se roben el gasoil, pero mientras esté acá adentro, se ha terminado", le dijo una vez a un empleado, según recordó este a UNO. Ayer hubo una intervención del sindicato, que aparentemente quería desplazar a Guidone del cargo, pero por ahora todo está en manos de la Justicia, y habrá que ver cuál es la versión defensiva del acusado, ya que no se descarta que diga que se defendió.

Comentarios