Educación
Miércoles 01 de Noviembre de 2017

Uader: aprueban régimen especial de cursado para los trabajadores

inclusión y permanencia. Luego de más de un año de debate, la universidad provincial aprobó una norma que beneficiará, con una ampliación de derechos, a los alumnos que tienen ocupación laboral y también familiares a cargo

Con una serie de facilidades operativas, prioridades y reconocimientos justificados de ausencias, la Universidad Autónoma de Entre Ríos (Uader) aprobó días atrás, un Régimen de Cursado para Estudiantes Trabajadores o aquellos con familiares a cargo, con el propósito de evitar la deserción y fortalecer la permanencia y el avance de los alumnos en sus carreras.
La iniciativa se aprobó por unanimidad, en el marco de la octava reunión ordinaria del Consejo Superior, que sesionó el viernes en la ciudad de Villaguay. A esa norma, autoría del Frente estudiantil Uader Entre Todos se llegó luego de un extenso debate de más de un año, en tres comisiones: Asuntos Estudiantiles, Asuntos Académicos e Interpretación y Reglamento.
Uno de los estudiantes que trabajó en su redacción fue Ana González, exconsejera superior durante los años 2015 y 2016, que estuvo presente en el recinto de deliberaciones dispuesto en la sede de la Facultad de Ciencia y Tecnología, ubicada en el predio de la Escuela Agrotécnica Justo José de Urquiza.
Durante su mandato como representante estudiantil –estudia Psicología en la Facultad de Humanidades, Artes y Ciencias Sociales– se presentó el proyecto. Al respecto, explicó que en los últimos años vienen advirtiendo las dificultades de la permanencia de los estudiantes en las aulas, por razones de trabajo: "Es casi contradictorio que la universidad no tenga examen de ingreso, favoreciendo el ingreso irrestricto de todos los interesados, pero al mismo tiempo, durante el cursado, no se puedan solucionar los problemas circunstanciales que van teniendo y que atentan contra su avance en la carrera. Por esa razón surgió este proyecto", indicó.

Modelo
Tomando como modelos experiencias similares en las universidades nacionales de Córdoba, Misiones y La Plata –según aportó–, indicó que el régimen especial aprobado, contempla por ejemplo, permitir hasta un 40% de inasistencias en el cursado de cátedras, sin quedar libre. Actualmente, la obligación de asistencias oscila entre 70% y 80%, para las clases téoricas, y teóricas-prácticas. Asimismo, se permitirán justificar demoras, atrasos o incluso salidas anticipadas, ante la necesidad de cumplir compromisos.
La Uader cuenta con una matrícula estimada en alrededor de 23.000 estudiantes; y cada año ingresan unos 6.000 nuevos alumnos. Por su presencia territorial en toda la provincia, y un centenar de oferta de carreras, su claustro estudiantil es heterogéneo en cuanto a las edades.
Sin estadísticas rigurosas, González estimó que en función de charlas con distintos directivos de facultades, al menos la mitad de los estudiantes desarrollan un trabajo, o tienen obligaciones familiares como hijos, o incluso hermanos o padres a cargo.
El nuevo régimen contempla a los beneficiarios también una mayor flexibilización y facilidad para cambiar de comisiones en cada cátedra –por razones de horarios-, prioridad a la hora de inscribirse en cada comisión, la posibilidad de hacer en forma individual, trabajos que determinadas cátedras exigen como condición que sean grupales, y la alternativa de reprogramar parciales. "En la actualidad, cuando un chico pierde un parcial, se lo manda directamente a la instancia recuperatoria. Ahora, aquellos que no pudieron asistir por razones de trabajo, podrán pedir una reprogramación del parcial, para no perder un derecho, y que no afecta al recuperatorio", indicó González.
El nuevo marco normativo entrará en vigencia con el inicio del ciclo lectivo. Antes, el Consejo Superior de la Uader habilitó que cada facultad pueda disponer modificaciones específicas que crea conveniente, aunque sin alterar las reglas generales, y trabajar en su aplicación y en la adaptación con otras reglamentaciones existentes, atendiendo a su particularidad.
En cuanto al reconocimiento como trabajadores, abarca no solo a los registrados formalmente, sino aquellos insertos en la economía no formal. Ellos podrán presentar como constancia, una declaración jurada firmada ante la Policía.
"La realidad es que hoy, cada vez más nos cuesta a los estudiantes mantenernos, enfrentar los gastos diarios para el estudio y para vivir, y por eso la mayoría ya tiene alguna ocupación. En función de esa situación es que se elaboró esta norma", fundamentó González.

Datos
Por su presencia territorial y su amplia y variada oferta educativa, la universidad provincial cuenta con una matrícula heterogénea en edades.
Actualmente tiene alrededor de 23.000 alumnos.
El régimen especial de cursado para alumnos con trabajo –formal o informal– y con familiares a cargo, consiste en ampliar la cantidad de ausencias, fundamentar retrasos, reprogramar parciales, y brindar mayores facilidades para el cambio de comisiones.

Otros temas
Durante la sesión, en materia de investigación, el cuerpo aprobó también el proyecto de interés regional denominado Fundamentos para la declaración del mate como patrimonio inmaterial, dirigido por la abogada Norma Levrand; y otros relacionados a conservación de anfibiofauna, humedales y plaguicidas, cultivos agrícolas.
Asimismo, durante la sesión se compartieron dos producciones audiovisuales que sirvieron para solicitar la adhesión a la campaña Promover derechos es proteger: tod@s contra el abuso sexual a niños y niñas. El Consejo avaló la iniciativa, que se lanzará en breve, en la que estuvieron involucrados el Programa "Género, Derechos y Salud" (Secretaría de Integración y Cooperación con la Comunidad y el Territorio) y la Secretaría de Comunicación, junto a entidades y organismos vinculados a la temática.

Comentarios