Secciones
Derrota electoral

Senadores del FdT amenazan con dividir al bloque oficialista

Por ahora son cuatro, pero podrían ser seis los senadores nacionales, entre ellos un entrerriano que buscan espacios de poder

Jueves 02 de Diciembre de 2021

El Congreso de la Nación hoy se convirtió en el centro de las negociaciones de la política. A pocos días de que se modifique la composición de las Cámara de Diputados y de Senadores, las conversaciones por los cargos, las comisiones y hasta los despachos se aceleraron.

En el caso del Senado, el escenario suma una complejidad para el oficialismo, ya que por primera vez perdió el quórum propio, lo que le aseguraba no sólo la posibilidad de sesionar sin tener que negociar con los otros bloques, sino también el poder de elegir las comisiones a presidir apoyándose en la mayoría propia.

Pero como esta realidad se modificará a partir del próximo 10 de diciembre ya que pierde el quórum propio -conserva la primera minoría- un grupo de senadores más ligados al peronismo que al kirchnerismo comenzaron a negociar espacios de poder dentro del bloque y, para hacerlo, pusieron sobre la mesa la posibilidad de crear un sub-bloque dentro del Frente de Todos.

Bancas Senadores PASO 2021.jpg

Estos senadores son el correntino Carlos Espínola, el entrerriano Edgardo Kueider, el jujeño Guillermo Snopeck y el salteño Sergio Leavy. “La intención es la de conformar un sub-bloque dentro del bloque que verá la luz a partir del 10 de diciembre”, explicó a Infobae una fuente cercana a este grupo de legisladores.

De conformarse esa situación, lo que pasará es que el Frente de Todos en la Cámara alta pasará a ser un interbloque en donde el formoseño José Mayans, actual presidente de la bancada, mantendría ese cargo. “No está en discusión la conducción de Mayans”, señalan.

Pero, aunque reconocen que está la decisión tomada del armado del nuevo bloque, también explican que no se anuncia porque se encuentran en medio de negociaciones dentro del oficialismo para lo que será el reparto de los espacios políticos a partir del 10 de diciembre cuando se modifique la conformación de la Cámara.

Una particularidad que presenta este grupo de senadores es que son de provincias en las que no tienen a un gobernador atrás que empuje sus designaciones. Espínola y Snopeck son de provincias gobernadas por el radicalismo, mientras que Kueider responde al gobernador peronista Gustavo Bordet de no muy buena relación con el kirchnerismo. El caso del salteño Leavy también tiene sus particularidades porque su ruptura con el kirchnerismo tiene que ver con que ese sector apoya al gobernador de su provincia, Gustavo Saenz, enfrentado políticamente con el legislador.

Los senadores optaron por el silencio. Hacen trascender sus elecciones y definiciones pero no lo hacen público. Quieren aprovechar todo lo posible los siete días que aún resta para la sesión preparatoria para seguir negociando. En el medio aclaran cada vez que pueden que no buscan una ruptura con el oficialismo. “Algunos fueron en la boleta del Frente hace menos de un mes”, explican.

El próximo 9 de diciembre será un día histórico para el Senado de la Nación. Ese día será la última sesión en la que el peronismo tenga quórum propio de manera ininterrumpida desde el regreso de la democracia en 1983.

Luego de un acuerdo parlamentario entre los presidentes de los dos bloques mayoritarios, Luis Naidenoff por Juntos por el Cambio y José Mayans por el Frente de Todos, se definió que en la previa a la jornada en la que jurarán los nuevos legisladores se realice la última sesión con la conformación actual.

El único punto importante que está en la agenda es la aprobación de los 116 Decretos de Necesidad y Urgencia que hace unos días atrás avaló la Comisión Bicameral de Trámite Legislativo con la ausencia de la oposición, que decidió retirarse.

senado kueider.jpg

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejá tu comentario