Secciones
Salud

Cómo descansar la vista con cuatro ejercicios sencillos

La fatiga visual puede producirte muchas molestias. Para cuidar la vista es importante que mantengas unos hábitos saludables

Viernes 09 de Julio de 2021

Muchas veces pasamos todo el día trabajando en la computadora y en nuestros ratos de descanso aprovechamos para mirar el teléfono celular sin pensar que quizás deberíamos frenar el ritmo. ¿Cómo descansar la vista de pantallas electrónicas? Muy probablemente hayas tenido alguna vez estos hábitos, pero lo cierto es que con esto solo consigues que tus ojos se sientan más cansados.

ojos2.jpg

Mantén hábitos saludables

La fatiga visual puede producirte muchas molestias, como por ejemplo dolor de cabeza o sequedad en los ojos. Si quieres evitar que esto te suceda, es importante que mantengas unos hábitos saludables en el día a día.

Si te estás preguntando cómo descansar la vista, lo primero que has de hacer es mantener una distancia adecuada con el ordenador. Este debe estar situado un poco por debajo de tus ojos, de modo que el parpadeo sea lo más natural posible.

Asimismo, es muy beneficioso para ti que la luz sea indirecta, y natural siempre que sea posible, así como hacer descansos cada poco tiempo. En estos descansos, procura no mirar el teléfono, has de intentar hacer actividades que dejen descansar la vista por un periodo de tiempo considerable. Una buena opción puede ser hablar con otra persona. Además, esto también te permitirá relajar tu mente.

Por último, si te notas la vista muy cansada, puedes utilizar gotas humectantes para refrescarlos. Hacerlo ayudará a que se relajen.

Estas son algunas de las recomendaciones que puedes tener en cuenta en tu día a día. A continuación vamos a hablarte de cómo descansar la vista gracias a algunos ejercicios que puedes llevar a cabo activamente.

ojos1.jpg

Cómo descansar la vista con cuatro ejercicios sencillos

1. Mira a la lejanía

Para descansar la vista es bueno dejar de mirar la pantalla del ordenador o el teléfono por un tiempo y aprovechar para mirar a un punto lejano. Mejor si puedes salir al balcón o mirar por la ventana, pues esto te ayudará además a despejarte.

2. Parpadea

Por supuesto, el parpadeo es algo natural, pero puedes hacerlo más frecuentemente si notas los ojos cansados. Este ejercicio te ayudará a evitar la sequedad ocular. Parpadea varias veces con fuerza y termina con los ojos cerrados durante un minuto aproximadamente. Este es un truco muy útil si no sabes cómo descansar la vista.

Si estás trabajando frente a una pantalla, intenta cerrar los ojos cada 20 minutos. Además de proporcionarte descanso mental, relajar tus ojos cada cierto tiempo es importante cuando trabajas frente a un ordenador.

3. Masaje con los dedos

Si aún quieres más trucos para saber cómo descansar la vista, prueba con este masaje. Es muy sencillo, solo tienes que cerrar los ojos y hacer movimientos circulares muy suavemente con la punta de los dedos. Estas estarán situadas a más o menos un centímetro de la ceja, y puedes terminar estirando las cejas hacia fuera y hacia dentro.

Este masaje te ayudará a descansar la vista y que se relaje más todavía por la oscuridad que tendrás al hacerlo con los ojos cerrados.

ojos3.jpg

4. Hacer movimientos rotatorios con los ojos

Este ejercicio consiste en mover tus ojos hacia todas las direcciones mientras están cerrados. La sensación será parecida a la que tendrías si te hicieras un masaje, y lo mejor es que aliviarás la tensión de los músculos.

Estos son algunos de los ejercicios que puedes llevar a cabo si no sabes cómo descansar la vista. Por supuesto, lo ideal sería poder limitar el tiempo que pasas frente a una pantalla. No obstante, sabemos que muchas veces esto no es posible, sobre todo por motivos laborales.

Lo que sí que puedes hacer es minimizar los efectos negativos de las pantallas en tu vista es mantener ciertos hábitos. Como te decíamos, puedes prevenir el cansancio en tus ojos haciendo descansos, colocándote a una distancia adecuada del ordenador y trabajando en un entorno iluminado. Procura que la luz no te dé directamente a los ojos y aprovecha la luz del sol siempre que sea posible.

En el caso de que lleves gafas graduadas o lentillas, no dejes de usarlas, pues esto solo conseguirá provocarte molestias. Si no las llevas pero notas que la fatiga visual se está convirtiendo en algo demasiado frecuente, consulta con un especialista.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario