Secciones
Corrupción de menores

Se inicia el juicio al doctor Rivas por corrupción de menores

El caso escandalizó a Gualeguaychú porque el protagonista es un reconocido abogado, historiador y excandidato a gobernador por la Ucede.

Jueves 28 de Marzo de 2019

El lunes 1° de abril comenzará ante el Tribunal de Juicio y Apelaciones de la ciudad de Gualeguaychú el juicio oral al abogado Gustavo Rivas, en la causa Nº J/454 caratulada "Rivas Gustavo/ promoción a la corrupción de un menor por promoción a la prostitución de un menor de 18 años de edad reiterada".


El Tribunal de Juicio y Apelaciones estará integrado por los doctores Alicia Vivian, Arturo Dumón y Mauricio Deruri.

El Ministerio Público Fiscal estará representado por los fiscales doctores Lisandro Beherán y Martina Cedrés y la querella por los doctores Alfredo Vitale y Estela Esnaola. En tanto que la defensa de Rivas la llevará adelante el doctor Raúl Eduardo Jurado.

El juicio se llevará adelante sin público debido a que es una causa sensible a la dignidad de las personas, por lo que habrá restricción al respecto.


Las audiencias comenzarán el 1 de abril y continuarán los días 3; 4; 8; 9; 10; 15; 16; 17; 22; 23; y 24 de abril, aunque el cronograma dependerá de la dinámica del juicio. Y al final de cada audiencia se informará sobre lo ocurrido.


El caso

Embed

El caso escandalizó a Gualeguaychú porque el protagonista es un reconocido abogado, historiador y excandidato a gobernador por la Ucede.


Rivas fue denunciado por supuesta prostitución y corrupción de menores por el fiscal coordinador de Gualeguaychú, Lisandro Beherán.


En un allanamiento en la vivienda particular de Rivas y su casa de fin de semana donde se encontraron más de 100 videos VHS e innumerables fotografías que comprometen al abogado.


Embed


Según la denuncia periodística de la Revista Análisis, durante 40 años (1970 - 2010) el abogado pudo haber corrompido a más de 2.000 adolescentes de entre 15 y 16 años, preferentemente de bajos recursos, con una modalidad perversa y manipuladora. "Les pasaba videos pornográficos; los masturbaba; les practicaba sexo oral; se hacía penetrar o colocar elementos importantes en su ano, en encuentros semanales en su casa. Nunca nadie lo denunció ante la Justicia", indicó en su momento la investigación.


Embed


Las repercusiones


Embed
Embed


En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario