Secciones
Gualeguaychú

Inició el juicio al policía acusado de asesinar a Iván Pérez

La fiscalía y la querella dijeron que probarán que el policía Gómez actuó con abuso de funciones. La defensa sostuvo que el disparo fue "involuntario".

Viernes 26 de Marzo de 2021

Este viernes por la mañana comenzó el primer Juicio por Jurados en Gualeguaychú. Se trata del proceso que se le sigue al policía Mauricio Javier Gómez, acusado de asesinar a Iván Pérez el 9 de octubre de 2019, en un hecho que la familia de la víctima y los organismos de derechos humanos califican como un caso de gatillo fácil.

La causa está caratulada “Gómez, Mauricio Javier S/ homicidio agravado por tratarse su autor de un miembro de las fuerzas de seguridad en abuso de sus funciones”. En el juicio se intenta determinar la responsabilidad del sargento Gómez en el homicidio de Iván Pérez, quien falleció por impacto de una bala 9 mm en el marco de una fuga y persecución policial.

La jueza Alicia Vivian está al frente de las audiencias que se desarrollarán durante cuatro días. La fiscalía está representada por Martina Cedrés, mientras que la querella la ejerce Pablo Di Lollo y en la defensa de Gómez actúa Alfredo Vitale. El debate continuará el lunes, martes y miércoles en el Centro de Convenciones de Gualeguaychú.

Por decisión de la Sala Penal del Superior Tribunal de Justicia, el juicio por jurados es transmitido en vivo y en directo por el Canal de YouTube del Servicio de Información y Comunicación del Poder Judicial, en todas sus instancias incluidas las testimoniales de aproximadamente 23 personas. Tal medida fue adoptada para garantizar la publicidad exigida por las normas procesales de todos los actos en que se desarrolla el juicio oral con las excepciones que las mismas normas establecen.

Embed

"Es un asesino que mató por la espalda"

Héctor Pérez, el padre de la víctima, se mostró este viernes esperanzado en que "el jurado va a tomar la decisión correcta y Gómez deberá pagar por lo que hizo”.

"Es un asesino que mató por la espalda a una persona que estaba desarmada en forma cobarde y artera”, sostuvo en declaraciones El Día. En cuanto a la prisión domiciliaria de Mauricio Gómez, opinó que “nadie debería tener este tipo de privilegios, quizá por ser policía se lo otorgaron”.

“Llevamos un año y seis meses esperando que se haga justicia. No se entiende la demora y parece que los jueces se sacaron el lazo de encima y recurrieron a un jurado popular”, cuestionó, y consideró que “este asesino ya debería estar condenado y preso”.

El hecho

El 9 de octubre de 2019, aproximadamente a las 10.48, en el marco de un procedimiento policial efectuado a raíz de una denuncia por sustracción de objetos del interior de una vivienda en el barrio Molinari de Gualeguaychú, acudieron al lugar en el móvil N° 647 de Comisaría Octava los funcionarios policiales sargento ayudante Juan Alberto Zapata y sargento Javier Mauricio Gómez. Ambos comenzaron una persecución de una de las personas sindicadas como posible autora del robo.

ivan perez gualeguaychu.jpg

Según la fiscalía, la persecución se extendió hasta la continuación de calle Los Algarrobos y calle Furquez, momento en el cual los policías detuvieron la marcha del vehículo y el sargento Gómez se bajó y con un arma de fuego, tipo pistola calibre 9 mm, disparó contra la persona que perseguían. El arma sería la reglamentaria y asignada al funcionario por la autoridad policial.

Según la acusación, Gómez actuó abusando del cargo policial de manera injustificada y antirreglamentaria, al disparar contra quien intentaban capturar, a una distancia aproximada entre los 90 y 100 metros. El proyectil dio en la zona del cráneo de Iván Pérez, quien falleció inmediatamente en el lugar.

"El policía no corría ningún peligro"

Pablo Di Lollo, abogado querellante por la familia delIván Pérez, dijo en el juicio que "Mauricio Gómez no corría ningún peligro de vida, es un detalle fundamental y que tiene que ver con el abuso funcional, con el abuso de poder”. Agregó que "Iván Pérez se encontraba de espaldas y además estaba desarmado". Consideró también que será "difícil" para la defensa acreditar que el disparo fue accidental.

El fiscal Lisandro Beherán, al presentar su alegato en el comienzo del juicio, manifestó que logrará probar que el policía “utilizó un arma y no hay autorización legal o reglamentaria que lo habilitara”, y además que “al momento del disparo se encontraba a más de 90 metros de distancia de la persona, que le daba la espalda al funcionario”.

“No son las partes con sus alegatos los que determinan el juicio, lo determinan las pruebas”, remarcó el fiscal, según recogió Radio Máxima de Gualeguychú.

"El disparo fue involuntario"

Por el contrario, el defensor Alfredo Vitale manifestó en el juicio que Iván Pérez había robado un destornillador que podía ser “un arma punzante” y que los policías recibieron la orden de perseguir al joven.

Añadió que a Gómez “su superior lo abandonó, y no podía darse vuelta y decir me voy a mi casa, sintió que debía cumplir con su deber”, y sostuvo: “Pregunto dónde está prohibido que el funcionario pueda extraer el arma y llevarla en la mano, sabiendo el riesgo que corría. Y cuando quiso guardar el arma, el disparo fue involuntario, no hubo intención de quitarle la vida a Iván Pérez, fue una fatalidad”.

"Se va a probar que no hubo intención ni voluntad de quitarle la vida. Nunca apuntó a Iván Pérez con su arma, y tampoco abusó de su cargo como funcionario policial, y se demostrará a lo largo del juicio", dijo Vitale.

"Nadie puede alegrarse por la muerte de otra persona, pero fue una fatalidad, por lo que lamentablemente la parte acusadora han arremetido equivocadamente solicitando una pena muy grande”, lamentó.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario