Secciones
club

Estudiantes: "Julio Ledesma fue el primer entrenador de todos"

El rugby entrerriano perdió a Julio Ledesma, uno de los pilares del club Estudiantes de Paraná. Emilio Fouces lo recordó como un "formador de lazos de amistad".

Sábado 22 de Agosto de 2020

Todos los clubes de rugby tienen colaboradores. Esas personas que dedican gran parte de su tiempo en organizar viajes, encuentros y los terceros tiempos. Hoy son varios y se destacan en cada una de las divisiones. Pero años atrás no abundaban, porque no muchos tomaban esa decisión de involucrarse hasta el punto de pasar horas y horas adentro de una entidad. Y los que lo hacían dejaban muchas cosas de lado para dar una mano en donde sea.

Julio Ledesma era una de esas personas. Fue jugador, entrenador y dirigente, y su partida inesperada dejó un gran dolor en la familia del Club Atlético Estudiantes. Julito falleció en la noche del jueves, dejado una huella imborrable en todas las camadas del rugby Albinegro. Porque era querido por todos. Por los que fueron entrenados por él o por los que compartieron diferentes momentos dentro del club. Su legado está en las divisiones infantiles, ya que fue un intenso colaborador y siempre buscó la forma para que los chicos se acerquen al club.

Lo hizo en su juventud y con el paso del tiempo no claudicó en su objetivo de darle al CAE un semillero que nutra luego a las divisiones mayores. “Hoy uno ve el rugby Infantil tan grande y tan consolidado en el club, pero esto es gracias a Julio. Fue él quien a principios de los años 70 se puso al hombro esa actividad. Era jugador del club y con 22 o 23 años empezó a crear la divisiones formativas”, destacó Emilio Fouces, presidente de Estudiantes.

julio.JPG

“En las redes sociales todos pusieron que fue su primer entrenador y fue así. Julio fue el primer entrenador de todos durante muchos años. Vos llegabas al club y el que te recibía era Julio. Les explicaba a los padres de qué se trataba este juego, sobre todo a las madres que tenían los temores de un deporte con fama de violento. Después, era el único que se encargaba de la coordinación de todo el rugby Infantil, y lo hizo durante años. En una época donde había que viajar mucho para poder jugar. Siempre tenía colaboradores, pero todo pasaba por él. Se fue una persona con una importancia mayúscula en la historia del club”, agregó el dirigente en diálogo con Ovación.

Fouces remarcó que uno de los legados que Julio Ledesma deja en la entidad Albinegra fue la de formar colaboradores. “La filosofía de vida de Julio era darle participación a los padres y madres de los chicos, sobre todo a las madres. Era su marca registrada. Permitirles que pueda acompañar a sus hijos en un deporte, que se encarguen de los trabajos recaudatorios que son tan tradicionales en el rugby Infantil. Eso lo hizo Julio todo el tiempo, hasta el año pasado estuvo colaborando. Hubo períodos en los que aflojó un poco por distintos motivos, pero estaba muy activo. Por lo tanto, no solamente impuso una tradición hace 40 o 50 años atrás, sino que la mantenía vigente con su presencia”, señaló el dirigente.

En cuanto al trato que tenía con los más chicos, la máxima autoridad del CAE expresó que era una persona que iba más allá de formar jugadores de rugby. “Hay cosas especiales que Julio buscaba en los jugadores de Infantiles. Él te enseñaba que la pelota se pasaba para atrás y que se corría para adelante. Eran los dos conceptos que te daba, no te decía más nada de rugby. Después, todo el tiempo se dedicaba a formar grupos, a formar amigos, a incluir en los grupos a los nuevos o a los chicos más tímidos. Estaba siempre pendiente de eso, que no haya divisiones ni peleas. Por eso formó muchos lazos de amistad que son propios de nuestro club que perduran en el tiempo”, indicó.

Por último, Fouces también marcó un rasgo particular de Julio Ledesma: “Una nota de color de Julio es que, con todo lo bueno y divino que era como persona, también era muy estricto con la disciplina. Los que no nos portábamos tan bien teníamos un gran temor, porque sabíamos que si nos agarraba haciendo alguna macana, los castigos eran importantes. Eso es algo también para destacar en su personalidad”, recordó.

Despedida

A raíz del fallecimiento de Julio Ledesma, distintas entidades comunicaron sus condolencias a su familia y amigos. Los clubes de la provincia, de otros puntos del país y la Unión Entrerriana de Rugby publicaron en las redes sociales su pesar y el acompañamiento a su esposa Silvia y a sus hijos Sabrina e Ignacio. También lo hizo el Iafas, donde Julio trabajó durante muchos años.

Embed

Embed

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario