Secciones
medicina

Medicina: crece cada año el interés por cursar la carrera

En la UNER y la UAP se confirma tendencia. Hay más de 3.000 estudiantes de Medicina en formación, con presencia de extranjeros y cada vez más mujeres.

Sábado 20 de Febrero de 2021

La propuesta educativa de formación en Medicina, recurso humano en salud con serio déficit crónico, muestra en la provincia en los últimos años un importante crecimiento de adhesión por parte de los jóvenes.

Y en este año, pandemia del Covid-19 mediante, la tendencia no se revirtió, tanto en la Universidad Nacional de Entre Ríos (UNER) como en la Universidad Adventista de Plata (UAP). Entre ambas casas de altos estudios se anotaron este año 831 ingresantes: 548 en la sede académica de Concepción del Uruguay, y 283 en Libertador General San Martín.

Contemplando todos los años de formación, la matrícula en la carrera de Medicina supera los 3.000 alumnos en la provincia.

El decano de la Facultad de Ciencias de la Salud de la UNER, Jorge Pepe, indicó que sumando todos los años, la cantidad en formación supera los 2.000 estudiantes en esa sede académica.

El incremento permanente de estudiantes en esa institución obedece, dijo, a que hasta que se inició el dictado de Medicina en Concepción del Uruguay, jóvenes de la región, hijos de profesionales de la salud, debían ir a estudiar a Rosario, Buenos Aires o La Plata. “Se está valorando la cercanía, al no tener que ir a ciudades más grandes”, planteó en relación a la carrera que comenzó a dictarse en forma total desde 2016, ya que anteriormente contemplaba una formación inicial en los primeros años que debía continuarse en Rosario.

“Ha ido incrementándose la matrícula año a año en nuestra facultad, no solamente en Medicina sino en todas las carreras”, dijo a UNO. Al respecto, precisó que en 2021, hubo 129 ingresantes a la Licenciatura Binacional en Obstetricia, 160 en Enfermería, 24 en Licenciatura en Enfermería y 67 en Instrumentación Quirúrgica. En tanto que la oferta que la Facultad ofrece en Villaguay, hubo 244 inscriptos a la Licenciatura en Kinesiología y Fisiatría. En total, la facultad tuvo casi 1.200 ingresantes, y concentra una matrícula superior a los 6.000 alumnos.

“Esta situación –acerca del incremento en todas las carreras de salud– tiene que ver con que la provincia de Entre Ríos no tenía esta opción en Medicina. Y en las otras carreras, con las licenciaturas y la tecnología educativa de avanzada que incorporamos, con dispositivos de educación a distancia y hospital simulado y tecnologías educativas de alta definición, permite que nuestras carreras tengan reconocimiento social y en los servicios de salud”, planteó.

Pepe indicó también que como acontece en otras facultades de Medicina del país, la gratuidad en la universidad pública determina la presencia de estudiantes extranjeros. “Tenemos una carrera binacional (Licenciatura en Obstetricia) y también muchos estudiantes de otros países latinoamericanos, como Brasil, Colombia, Paraguay, Chile. Ello hace que estas carreras tengan una variedad de estudiantes, y eso también enriquece, porque no solo se aprende de profesores y tecnologías, sino también del intercambio entre los estudiantes en su formación no solo profesional, sino humanística”, aportó el decano.

Privada

En el caso de la UAP, al curso de ingreso se presentaron 283 estudiantes, de casi 20 países. “Venimos teniendo en los últimos cinco años un promedio de postulantes de 250 a 290”, expresó a UNO Daniel Heissenberg, director de la carrera de Medicina, quien explicó que en 2020 el examen de ingreso había sido rendido por 270 aspirantes.

“Por la pandemia y la presencia de extranjeros, creíamos que iba a bajar el número, teníamos expectativas menores. Pero llamativamente hubo 283”, contó, acerca del examen que para algunos fue presencial, y para otros con modalidad a distancia, con un estricto sistema de control.

En esa sede académica ingresa un cupo de 80 alumnos, junto a otro grupo de alrededor de 13 denominados “por transferencia”, que llegan procedentes de otras facultades e ingresan a la UAP.

“Para ingresar, los aspirantes tienen que pasar dos instancias: una entrevista con médico y psicólogo, un test, preguntas, y luego se le hace un examen de conocimientos en cinco áreas: Física, Química, Biología, Comprensión de texto y Biblia, ya que al ser una institucional confesional se realiza un examen básico”, indicó Heissenberg, más allá de que aclaró, las carreras de la Facultad de Ciencias de la Salud están abiertas a estudiantes de todos los credos.

PRE-universidad-adventista.jpg
Medicina. Muchos extranjeros estudian en la UAP para convertirse en profesionales de la salud.

Medicina. Muchos extranjeros estudian en la UAP para convertirse en profesionales de la salud.

“Argentinos eran 59, y el resto extranjeros. Hay mucha demanda de postulantes de Brasil. Pero esto ocurre no solo en nuestra comunidad universitaria, sino en todo el país, en la UBA o en Rosario”, mencionó.

“Tiene que ver con que en algunos países se está volviendo difícil por los cupos bajos” que Medicina tiene en todo el mundo, y como sucede en el país, como requisito para la calidad de la formación.

En el país el ingreso es irrestricto, pero hay ciclos básicos que deben completarse previamente.

Pero también, para la presencia de extranjeros, incide la diferencia de costos: con la devaluación de la moneda nacional, a estudiantes de otros países les reditúa más estudiar en Argentina.

Otra singularidad que advirtió Heissenberg es que en los últimos 15 años, creció la cantidad de postulantes femeninas en la Facultad. Alrededor del 60% son mujeres, y 40% son varones. En otras universidades está sucediendo lo mismo, cuando 40 años atrás eran todos varones” en Medicina, apuntó.

La matrícula en Medicina de la UAP es de 640 estudiantes.

“Venimos haciendo un análisis estadístico: un fenómeno es el aumento de la matrícula, del 30%, en los últimos 10 o 15 años; el otro es la deserción, en 1º y 2º Año, y para eso estamos trabajando fuertemente”, planteó.

Junto con las carreras de Odontología, Kinesiología, Nutrición y Enfermería, la Facultad de Ciencias de la Salud en Libertador San Martín tiene una matrícula de 1.200 estudiantes.

En cuanto al perfil de los estudiantes, y los motivos que inciden en la decisión de estudiar Medicina, Heissenberg apuntó: “Muchas veces, cuando hay problemas de salud personal, familiar o social, muchos sienten la vocación de estudiar carreras de salud. Uno de los motivos que dicen quienes ingresan es que quieren estudiar por esos motivos. Pero en algunos se notó el tema de la pandemia”, respondió, ante la consulta de UNO acerca de si había tenido un impacto la peste del Covid-19, en la elección de la carrera, más allá de lo prematuro. “Uno podría suponer que la pandemia despierta miedo, pero también despierta vocaciones. Porque hay gente que ve una problemática, y siente un llamado o vocación a ayudar y sumarse a un equipo. No todas las personas son iguales, y la vocación se reafirma ante estas situaciones. Los motivos de la elección de esta carrera (Medicina) son profundos: hay ejemplos familiares, personal de salud que quiere que los hijos sean médicos, hay deseo de servicio, de ayudar, de cumplir una misión, e incluso está la mirada sobre la cuestión económica”, opinó.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario