"Un libro sobre drogas"
Viernes 23 de Junio de 2017

"Si la premisa es cuidar a las personas, el Estado tiene que regular el uso de sustancias"

El biólogo Pablo González, integrante del colectivo El Gato y La Caja que publicó "Un libro sobre drogas", adelantó que hay que aprovechar que se está hablando de drogas para generar un cambio de raíz.

"Un libro sobre drogas" es una compilación de ensayos realizada por El Gato y La Caja para brindar una mirada crítica y, al mismo tiempo, analítica sobre la forma en la que se crearon e implementaron las políticas públicas sobre drogas.

UNO charló vía telefónica con Pablo González, uno de los autores del libro, que es Biólogo especializado en biología molécular.

En Paraná están cayendo las bandas narcos que operaban en el oeste de la ciudad y más allá de las repercusiones periodísticas y políticas, nadie por fuera de estos círculos, intentó proponer un análisis de la situación general en cuanto a las drogas en la provincia.

González contestó con muchas preguntas para intentar seguir elaborando algún tipo de respuesta: "¿Capturar a una persona de alto rango es una solución? La segunda pregunta es ¿Cuál es el problema de las drogas. Es el consumo, o los riegos y los daños devenidos del consumo?".


Embed


Otro punto interesante es saber qué pasa con "los riegos devenidos del estatus ilegal de las drogas. Si calculamos los riegos que corre una persona que decide fumar marihuana, son mayores los del consumo en sí o los que se generan con la ilegalidad del proceso de la venta o con las consecuencias judiciales si es detenido?".

El biólogo se basó en las estadísticas duras para adelantar que "hay un sector de la población que no va a dejar de consumir drogas". Entonces en un mercado en donde la demanda está presente, tarde o temprano alguien va a satisfacer esa demanda.

En Paraná está la sensación de que la sociedad, por lo bajo, sabe que cayeron unos y ahora se elevarán otros. Incluso ya hay nombres dando vueltas.


"Estamos de acuerdo que los mercados ilegales son negativos y es un nicho de ilegalidad que hay que solucionarlo con un Estado presente. Las drogas tienen que estar reguladas no prohibidas", sentenció.

Además propone interrogarnos "¿Cuál es nuestra premisa como sociedad?" Él subraya que el Estado tiene que reducir los riesgos del uso de drogas o tratar los abusos del consumo.

libro drogas.jpg
Una de las presentaciones del libro que busca cambiar el problema de raíz.
Una de las presentaciones del libro que busca cambiar el problema de raíz.



"¿Qué atribuciones tengo como Estado para prohibir. De qué manera es válido que al consumidor se lo declare criminal, cuando el alcohol o el tabaco, que son drogas reguladas, son las que sabemos y hemos podido medir que más daños generan a las personas y terceros".

En materia de drogas, es importante tener en mente los derechos humanos, que las personas tomen decisiones lo más informadas posibles y si tienen un problema contenerlas, ayudarlas o cuidarlas.

"Sabemos que la prohibiciones terminan en el crimen organizado. Siempre que prohibimos empujamos hacia el borde ilegal". "Sabemos que la prohibiciones terminan en el crimen organizado. Siempre que prohibimos empujamos hacia el borde ilegal".

Además remarcó que "desde 1999, la Argentina procesó con éxito sólo siete casos de lavado de dinero" y vuelve a cuestionar "¿Si sos una persona con mucho poder querés tener las drogas reguladas o preferís que sean ilegales? El integrante de El Gato y la Caja está seguro que a los poderosos les sirve tener mayor "flexibilidad para el dinero" y esto sucede en un marco ilegal.

También explicitó que, si la premisa es cuidar a las personas, sabemos que la forma efectiva es tomar una perspectiva de Salud Pública para "minimizar los riegos y los daños incluyendo la idea de regular y no prohibirlas".


libro drogas adentro.jpg


Como ejemplo, expuso una campaña publicitaria que lazó Urugua en donde recuerdan que "fumar marihuana tiene sus riesgos pero más riesgos tiene el narcotráfico".

Sobre la marcha, hablando de los dos golpes contundentes que recibieron las organizaciones narcos en la ciudad, reconoció que "todos simbronazo es importante para generar un cambio, ya que se habla de drogas y se trató un síntoma hay que ir por más y atacar la raíz del problema".

Otro de los temas es reconocer que "ya que tuvimos ¡una buena! investigando a los capos del crimen organizado, hay que ver las cuestiones de seguridad, que no tienen que ver con el narcomenudeo, sino intentar comprender el contexto de estos agentes, que son muy grandes, y que vienen operando hace tanto tiempo".

Comentarios