Causa de los Cuadernos
Viernes 24 de Agosto de 2018

La detención de Taselli vuelve a poner en agenda la parálisis del frigorífico Santa Elena

La planta que daba trabajo a 1.800 operarios hoy es sinónimo de decadencia. La alternativa judicial movilizó a la dirigencia política de la localidad

La detención del empresario Sergio Taselli, dispuesta por el juez federal Claudio Bonadio en la denominada causa de los cuadernos de las coimas, provocó un efecto rebote en la provincia de Entre Ríos: Taselli en 2005 había decidido hacerse cargo de la quiebra del frigorífico Santa Elena, un imponente complejo industrial que destinaba la mayor parte de su producción a la exportación y que supo brillar de la mano de una comunidad que sentía una verdadera pertenencia con la causa. El nombre del empresario involucrado en una causa por supuestos hechos de corrupción hizo que se volviera a hablar de la situación de la planta, en qué condiciones se encuentran sus instalaciones y si es posible pensar en una futura reactivación de la actividad fabril. La realidad indica que las autoridades políticas de Santa Elena no se reunieron para abordar el tema, aunque en el horizonte siempre estuvo la inquietud de poder motorizar a una empresa que hoy es sinónimo de decadencia.
"Es tan volátil el tema de Taselli que incluso ha sonado un poco después de los allanamientos a Cristina", contó a UNO el secretario de Gobierno y Hacienda del municipio, Guillermo Vega. El funcionario se entusiasmó con recuerdos de la época dorada, cuando la empresa era modelo de la industria cárnica, pero enseguida aclara que todo va a depender de diferentes variables. Dijo que Taselli nunca colaboró para que la reapertura fuera una realidad, y la designación de algunos empleados parece ser solo una parodia de algo que ya no es. "Nunca tuvo demasiadas intenciones porque tampoco buscaba a nadie para iniciar esa actividad. En este enredo uno tiene claro que hay un pueblo que lo ha sufrido, que no hay una clara visión de lo que ha sido la planta para toda la región o el país. Hay mucha gente que no tiene ni idea de lo que llegó a producir el frigorífico: se llegaron a faenar alrededor de 1.300 animales por día. Con esto queremos decir que manejaba la economía de la Mesopotamia; acá hubo ganaderos, transportistas, vendedores de insumos, agropecuarios. Cuando empieza la debacle lo hizo enredada en dirigentes políticos que terminaron condenados por enriquecimiento ilícito, en privatizaciones que evidentemente han traído beneficios para algunos dirigentes", graficó el dirigente peronista.

La promesa que no fue
A dos semanas para la elección presidencial de 2015, el entonces candidato a la primera magistratura por Cambiemos, Mauricio Macri, visitó la localidad del Departamento La Paz, y entre otras actividades realizó una breve recorrida por una infraestructura hoy obsoleta por el paso del tiempo. "Entre todos pondremos la Argentina de pie y vamos a volver a abrir el frigorífico para que haya trabajo en Santa Elena", prometió el candidato desde un palco improvisado.
Ese día lo acompañó la fórmula a la Gobernación por la alianza Cambiemos, Alfredo De Ángeli y Lucio Godoy, además del candidato a intendente de Santa Elena, Marcos Gómez.
Guillermo Vega sigue recordando aquel anuncio de campaña y todas las gestiones que se realizaron posteriormente ante el gobierno nacional para lograr la reactivación del frigorífico entrerriano. "Tuvimos la desgraciada experiencia de tenerlo a Macri 15 días antes de la elección nacional que lo consagró como Presidente y a Alfredo De Ángeli, que era candidato a gobernador. Lo trajeron a Santa Elena, lo llevaron al frigorífico, recorrió las diferentes instalaciones y después fue al acto político. Posteriormente dijo que lo iba a reabrir. En este enredo general, donde Taselli queda detenido y no sabemos muy bien porqué, a alguien le pidieron permiso para poder entrar a un candidato a presidente de la Nación, que tenía chances ciertas de ganar. ¿Con quién hablaron para recorrer el frigorífico junto a una comitiva? Acá un punto de conexión tiene que haber", se preguntó el funcionario.
La gestión del intendente Silvio Moreyra le envió una carta al presidente Macri, pero la respuesta llegó de parte de un secretario privado de la Presidencia de la Nación. Desde ese área el pedido fue derivado al Ministerio de Agroindustria de la Nación: "Pedimos audiencia con el Ministerio del Interior y también a De Ángeli porque es entrerriano y porque el día del anuncio estuvo en el palco. Siempre nos fueron derivando y nunca nos contestaron nada, a tal punto que junto a un grupo de concejales de Cambiemos que me acompañaron a Paraná tuvimos una entrevista con monseñor (Juan Alberto) Puiggari. Le conté sobre los trámites, pero nunca nos dieron bolilla. Pido un poco de respeto, porque si te pasás de vuelta en la campaña... Queremos un gesto para charlarlo, intentarlo".

Comentarios