Miradas
Martes 09 de Octubre de 2018

Recuperando su lugar

Gimnasia de Concepción del Uruguay tendrá el miércoles un partido clave, que puede definir sus aspiraciones para lo que venderá en el Torneo Federal A de fútbol. El choque ante Camioneros en su cancha marcará para los dirigidos por Norberto Acosta cómo encarar lo que vendrá tras la fecha libre y la visita a la ciudad de Paraná para medirse ante Atlético.
Hasta ahora, el equipo uruguayense es escolta del líder de la Zona 2, Unión de Sunchales, con tres encuentros ganados, dos empatados y tres perdidos. Pero lo más importante, más allá de los números, es el juego que mostró en la mayoría de esos partidos y en ello debe apostar para seguir en esos puestos de vanguardia.
De la mano del talento inoxidable de Luciano Leguizamón y un estado físico impecable del plantel, el DT logró armar una base de jugadores que le permiten realizar cambios sin resentir el rendimiento. Por eso, a lo largo de las seis fechas que se llevan jugadas Gimnasia no repitió nunca su formación, variando sus titulares de un encuentro a otro, más allá de algunas lesiones.
Este es un panorama, un presente, que hace mucho no se vivía en una de las instituciones más grandes del fútbol de la costa del Uruguay. Su equipo volvió a ser protagonista, girando esto en torno a su jugador emblema, con un esquema definido de juego, que puede no lucir (sobre todo cuando no aparece su 10) pero termina siendo efectivo fecha tras fecha. Por sobre todas las cosas se logró cierta tranquilidad que hasta hace un tiempo no se gozaba, repercutiendo en el hincha, que poco a poco está regresando al estadio Núñez.
Todo matizado por la presencia de varios jugadores surgidos de las inferiores del club y del rico semillero del fútbol uruguayense. Esto lo supo aprovechar Acosta, respaldando a varios de ellos, subiéndolos al plantel del Federal A para que sumen experiencias y cuenten con su espacio, su lugar en el equipo. Así, van reapareciendo los gurises que hace tiempo vienen jugando en el club, los que siempre han respondido cuando se los convoca, en la mayoría de las veces de urgencia y cuando las papas queman. Hoy son protagonistas y necesarios a la hora de armar el 11 titular en cada fecha, siempre apuntalados por los de mayor experiencia.
En medio de esto pueden aparecer algunos nubarrones, como la decisión de viajar el mismo día del partido el pasado sábado, lo que repercutió claramente en el humor del cuerpo técnico y los jugadores. Pero eso ya pasó. Ahora, el DT es inteligente para saber que debe volver a centrar el plantel en el juego, con el objetivo claro de seguir arriba, de recuperar el juego que mostró hasta hace dos fechas atrás, ese que lo llevó a estar en lo más alto de la Zona 2.
A una fecha de terminar la primera rueda recuperó parte de su historia, se siente protagonista, juega con autoridad dentro y fuera de su casa, volvió a ganar como visitante, permitiéndose soñar con algo más importante. Ojalá que este sea el momento del Lobo, esa institución que tantas alegrías y esperanzas le dio a la ciudad.

Comentarios