Secciones
Transporte público

Funcionarios nacionales negocian para resolver el paro de transporte

Manuel Troncoso, del Ministerio de Trabajo, llevó adelante el diálogo con el gremio y funcionarios municipales y provinciales

Domingo 11 de Agosto de 2019

Tras cumplirse ayer el quinto día de paro del transporte urbano de pasajeros de Paraná, se especuló a media tarde con la posibilidad de que la medida de fuerza se levantara, lo que hasta el cierre de esta edición no había sucedido.

La gestión del ministro del Interior Rogelio Frigerio, a través del funcionario del Ministerio de Trabajo, Manuel Troncoso, y del dirigente paranaense Juan Domingo Zacarías (ambos diputados provinciales electos), permitió avanzar en la intención de destrabar el conflicto.

Zacarías hizo el viernes los primeros contactos con los empresarios que tienen la concesión del servicio, uno de ellos Marcelo Lischet, con quien mantiene una amistad de décadas; y luego Troncoso dialogó con el intendente, Sergio Varisco, con autoridades provinciales como el gobernador Gustavo Bordet y la ministra de Gobierno Rosario Romero, y también con la dirigencia gremial.

En la edición de ayer se informó sobre las negociaciones iniciadas ayer y también sobre la preocupación que Frigerio y su equipo tenían ante la inacción del gobierno municipal. Concretamente, se señaló que en colaboración con la Provincia, se logró acercar a las partes, y a la vez obtener una suma de 5 millones de pesos para completar el pago del medio aguinaldo a los trabajadores.

También se indicó que se esperaba una comunicación entre el gobernador, Gustavo Bordet, y el dirigente de UTA Roberto Fernández para concretar el levantamiento de la medida de fuerza.

La gestión

Tal como informó ayer UNO, el gobierno nacional había iniciado gestiones para intentar un acercamiento con los titulares de las empresas del transporte urbano de pasajeros con la certeza de que el creciente malestar de la ciudadanía apunta al presidente Mauricio Macri, y a Varisco (también dirigente de Cambiemos).

Según trascendió, la intención del titular de la cartera política nacional es manejar ese acercamiento con la menor participación posible del intendente, a quien políticamente desde la Casa Rosada se le reprocha la inacción frente al conflicto y se recela de su real intención.

Los empresarios sostienen que parte de los fondos nacionales que no recibieron se demoran por falta de gestión del mandatario municipal; y que además el municipio retuvo un aporte que llegó y que era destinado a las empresas.

En el marco de ese diálogo incipiente, se supo que la postura de los empresarios es mantenerse brindando el servicio en Paraná; aunque en la Nación creen que esa convicción no es tan firme por parte de Ersa. Entienden sí que la empresa de origen correntino no aceptará irse sin reclamar en caso de que se caiga la concesión, sino que podría plantear un reclamo judicial tal como en otras provincias.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario