software

El empleo entrerriano en la industria del software creció 40,9% en dos años

A nivel nacional hay más de 137.000 puestos de trabajo en la industria del software. En el avance, Entre Ríos resultó séptima en cantidad de nuevos trabajadores

Sábado 21 de Mayo de 2022

Durante un proceso de pérdida y/o amesetamiento de puestos de trabajo, la industria del software creció sin parar, tanto en el país como en la provincia. Datos dados a conocer por la Cámara a Argentina de Software y Servicios Informáticos ratificaron los índices favorables, en el área más dinámica de la economía nacional, y con los salarios reales más altos.

A nivel nacional, se habla de 137.431 puestos de trabajo registrados en el inicio de año, lo que supone un 39% más que hace cuatro años. Incluso tuvo la particularidad de que la incorporación de la mujer en ese mercado laboral transita también una senda de paulatino incremento, alcanzando un 32,9% sobre el total de trabajadores.

Días atrás se dieron a conocer algunas cifras a partir de relevamientos que realiza el Centro de Estudios para la Producción, dependiente del Ministerio de Desarrollo Productivo de la Nación.

Y ayer, en su cuenta de Twitter, el director del Centro de Estudios para la Producción (CEP XXI), Daniel Schteingart, quien es también el coordinador del Plan Argentina Productiva 2030, remarcó la importancia de la industria productora de software que “generó en marzo último 1.470 empleos, y alcanzó en los últimos tres años la creación de 28.000 puestos de trabajo”.

Hay un crecimiento en todo el país, y si bien con diferencias de magnitud, en cada provincia se generaron puestos de trabajo.

software.jpg

Medida en términos bianuales, La Rioja, Formosa, Misiones, San Juan y Tierra del Fuego experimentaron incrementos del 125,6%, el 74,5%, el 69,3%, el 66,2% y el 63,9% respectivamente en trabajadores del sector.

Por debajo le siguen, en esa línea, Jujuy (55,9%), La Pampa (53,1%), Catamarca (43,8%), Tucumán (42,5%), Salta (41,4%), Entre Ríos (40,9%), Mendoza (40,2%) y Santiago del Estero (40%).

Y más atrás Neuquén (33,3%), Chubut (30,4%), Chaco (29,7%), Corrientes (27,8%), Santa Cruz (27,6%), San Luis (24,7%), Córdoba (22,2%), Río Negro (21,1%), Buenos Aires (19,1%), Santa Fe (18,6%) y CABA (10,5%).

La singularidad está dada en que en términos absolutos de cantidades de empleo, las mayores cifras se dieron en provincia de Buenos Aires, con 8.537 nuevos puestos de trabajo en dos años; 5.074 en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires (CABA), 2.178 en Córdoba y 1.081 en la provincia de Santa Fe.

La quinta provincia con mayor crecimiento –según el relevamiento oficial– fue Mendoza, con 761 empleados. Tucumán le sigue con 441 empleos nuevos, en dos años, mientras que Entre Ríos quedó séptima, con 384 puestos de trabajo.

En orden decreciente le siguen Chaco (233), Misiones (232), San Juan (215) y Salta (201), Corrientes (172), Jujuy (152), Neuquén y La Rioja (ambas con 147), Chubut (121), San Luis (108) y Río Negro (104).

Al final de la escala, pero también con más puestos de trabajo que antes, La Pampa (94), Tierra del Fuego (85), Santiago del Estero (76), Formosa (73), Catamarca (49) y Santa Cruz (48).

La industria del software cuenta con 130.000 asalariados, y fue la que más empleo registrado traccionó en el país. Según un trabajo conjunto entre el Observatorio Permanente de la Industria del Software y Servicios Informáticos y la Cámara de la Industria Argentina del Software refleja la fuerte relevancia del sector frente a otras actividades: por ejemplo, al comparar el crecimiento de puestos de trabajo por rama de actividad del tercer trimestre 2019 frente al tercer trimestre 2021, mientras la actividad informática creció un 16,5%; la de productos químicos creció un 3,5% y maquinarias y equipos un 5%. Automotores, correos y telecomunicaciones, y petróleo tuvieron variaciones negativas.

Perspectivas

La industria del software y de servicios informáticos proyecta crear 400.000 nuevos empleos en los próximos ocho años y sumar 10.000 millones de dólares a las exportaciones que el sector realiza en la actualidad, con el sostenimiento del marco regulatorio que generó la Ley de Economía del Conocimiento.

La norma sancionada en octubre de 2020 y reglamentada por el Poder Ejecutivo en diciembre de 2021 tuvo el objetivo de impulsar al sector al promover nuevas tecnologías, generar valor agregado, fomentar el empleo de calidad, facilitar el desarrollo de pymes y aumentar las exportaciones de las empresas que se dediquen a servicios basados en el conocimiento, además de constituirse como el marco regulatorio de largo plazo que pueda garantizar estabilidad de los beneficios e incentivar las inversiones en un sector estratégico.

Esos lineamientos están planteados en el proyecto Software as a Future 2030 (SaaF2030), que comprende a empresas de esta industria y de otras actividades que requieren de soluciones informáticas, instituciones educativas y al Estado en sus tres niveles; la Nación, provincias y municipios.

Precisamente, sobre 6 millones de personas empleadas en el sector privado en el país, la meta de 400.000 puestos para 2030 “representaría un 15% de incremento de todo el empleo privado”.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejá tu comentario