Pais
Jueves 04 de Mayo de 2017

Docentes universitarios ratificaron una semana de paro

Tras el fracaso de una nueva reunión paritaria del sector universitario, la Asociación Gremial de Docentes Universitarios (AGDU) confirmó el plan de lucha que consiste en una semana de paro, del 8 al 12 de mayo. También su participación en la Marcha Federal Universitaria que se realizará el martes 16 de mayo en Buenos Aires.

El sexto encuentro de la paritaria universitaria se desarrolló este jueves 4 de mayo en el Ministerio de Educación de la Nación.

Allí las autoridades de la Secretaría de Políticas Universitarias ratificaron la decisión del Gobierno nacional de no superar el techo salarial del 18-20 por ciento.

Además anunciaron que se resolvió unilateralmente otorgar un cuatro por ciento de aumento salarial a marzo, en caso de que se llegue a un acuerdo en las negociaciones.

La Federación Nacional de Docentes Universitarios (Conadu) -junto a los demás sindicatos presentes- rechazó la propuesta "por estar muy lejos de los reclamos y las necesidades de la docencia universitaria", y la calificó como "burda maniobra".

Cuestionó además al Gobierno porque desconoce otros reclamos llevados por los sindicatos, entre ellos la regularización de los docentes contratados y ad honorem, los programas de capacitación docente, las becas Profite y los programas socioeducativos.

Tras el fracaso de la reunión paritaria Conadu confirmó las medidas anunciadas para mayo, con una semana de paro del lunes 8 al viernes 12, y una Marcha Federal Universitaria hacia el Congreso el martes 16. AGDU, como gremio de base de la Federación, ratificó su adhesión a todas estas acciones.

La secretaria General del gremio entrerriano, Patricia Riobó, criticó "la postura obstinada del Gobierno nacional, que no quiere reconocer la pérdida del poder adquisitivo que sufrimos el año pasado, y que lleva al deterioro del salario de los trabajadores". También cuestionó la "sostenida negativa a reconocer otras demandas, como la situación de los docentes contratados y ad honorem, lo cual provoca un aumento del malestar de la docencia universitaria".

"Hay una decisión política del Ministerio de Educación y del Gobierno nacional de no invertir en la universidad ni en los salarios. De ese modo, sin fondos, no hay posibilidad de resolución de la negociación", lamentó.

APFDigital

Comentarios