Secciones
Paraná

Fabricarán termotanques solares para las familias del Volca

Utilizando materiales reciclados, la Fundación Puentes impulsa un innovador proyecto para mejorar la calidad de vida de los vecinos del barrio

Lunes 04 de Noviembre de 2019

Voluntarios de la Fundación Puentes, que llevan adelante proyectos sociales para la promoción integral de las personas y trabajan en forma mancomunada con la parroquia Nuestra Señora de Guadalupe, en Paraná, hicieron el lanzamiento de un innovador proyecto al que denominaron Reciclando bienestar. El objetivo principal de la iniciativa es poder fabricar calefones solares con material reciclado para mejorar la calidad de vida de los vecinos de la zona del Volcadero y del barrio La Floresta, sectores vulnerables de la capital entrerriana.

Luis Hualde es uno de los integrantes del grupo que participan de esta propuesta y contó a UNO cómo surgió: “Nos enteramos de que en Buenos Aires están dando talleres para aprender a hacer termotanque solares, y al observar las necesidades del barrio, a través de la Fundación pensamos en llevarla a cabo a nivel local. La idea es expandir con el tiempo este emprendimiento para implementarlo también en otros barrios y localidades que lo necesiten”.

Asimismo, señaló que uno de los miembros de la Fundación concurrió a capacitarse y trajo sus conocimientos para compartirlos con quien esté interesado en aprender a confeccionar con sus propias manos este valioso artefacto que servirá para que los hogares más humildes cuenten con agua caliente, en un sector de la ciudad en el que no todos tienen acceso a la red de gas natural ni a la instalación de calefones eléctricos, que revisten un costo y que además generan un importante consumo de energía que no todas las familias pueden afrontar.

Si bien recién están iniciando la fabricación del primer termotanque solar, los moviliza el anhelo de que cada familia del Volcadero pueda tener un termotanque solar fabricado por sus integrantes para acceder al agua caliente de manera gratuita. Para cumplir con esta meta, se propusieron brindar capacitación permanente y gratuita a quien lo requiera y generar los recursos que hagan falta para costear los gastos de materiales que se precisan. Sobre este punto, Hualde explicó: “El costo es muy económico. Hay que adquirir muy pocos materiales porque gran parte del artefacto se construye con materiales que reciclamos, como botellas, latas de cervezas y envases tetrabrik”.

“De este modo fomentamos el reciclado y la reutilización de residuos”, dijo, y destacó que se trata de un proceso en el que se trabaja aprendiendo cómo aprovechar las energías renovables, en este caso la energía solar, a través del uso de materiales reciclados, mediante la construcción comunitaria de módulos de ducha y colectores solares, para así proveer de agua caliente a los hogares de los barrios más vulnerables.

“Nos interesó mucho para poder aplicarlo en el barrio y comenzamos con la capacitación el sábado pasado en el centro de salud de La Floresta y además empezamos a fabricar el primer calefón con personas de la zona”, expresó Hualde, y subrayó: “A este termotanque lo vamos a dejar en este centro de salud, situado al lado del Volcadero, para que lo puedan utilizar y también para contagiar el entusiasmo a los vecinos, para que vean cómo funciona, invitándolos e incentivándolos a que lo hagan con sus propias manos, contando con la ayuda que estamos dispuestos a dar”.

A su vez, comentó: “Lo que habría que gastar son 3.000 a 4.000 pesos para poder adquirir los materiales que no se pueden reciclar, sobre todo lo que son los caños. Si bien en este momento no contamos con fondos, estamos buscando la manera de poder solventarlos, por un lado solicitando ayuda a la población y por otro generando eventos: este domingo por ejemplo vamos a realizar un bingo en colegio Las Mercedarias para juntar fondos y cubrir los gastos de este primer termotanque que estamos construyendo ahora. La idea es continuar haciendo cosas para recaudar el dinero que hace falta para ayudar a comprar los materiales a las familias que no tienen recursos”.

El voluntario de la Fundación Puentes adelantó que volverán a reunirse el sábado a las 11 en el centro de salud, situado en calle Ameghino al final: “Si terminamos de recolectar todas las botellas y demás productos que necesitamos, ya culminaríamos el primer termotanque. La gente está citada a las 11 y ese mismo día lo pondríamos en funcionamiento, utilizando únicamente energía solar. Lo construimos para usarse con un tacho de 200 litros, que sirve para que dos o tres personas se puedan bañar. Se puede hacer un tacho más grande y más barras de botellas para que caliente mayor cantidad de agua, ya que eso está en constante circulación de manera que eleve la temperatura del agua que está en el tanque”, explicó.

Cabe destacar que la energía solar es renovable, no contaminante, evita el calentamiento global, reduce el uso de combustibles fósiles y de las importaciones energéticas, genera desarrollo y empleo local, y contribuye al desarrollo sostenible.

Quien quiera formar parte de este proyecto o colaborar, se puede comunicar al celular 5493435070523, a través del correo electrónico fundacionpuentesparana@gmail.com, o por Facebook e Instagram: Fundación Puentes Paraná-Proyecto Reciclando Bienestar.

Trabajo colectivo

Luis Hualde comentó a UNO que la Fundación Puentes lleva adelante distintos proyectos en barrio La Floresta para promover una mejor calidad de vida de sus habitantes, para que accedan a un presente y un futuro más dignos. “El trabajo de la fundación es muy amplio. Actualmente hay unas 30 personas colaborando, pero cada una tiene su área. El proyecto de los termotanques solares se encuadra dentro del área de Ecología y somos unas cinco personas las que estamos a cargo, pero está abierta la convocatoria a más gente que se quiera sumar a formar parte de esta iniciativa”, manifestó.

Por otra parte, recordó que la Fundación cuenta con una peluquería comunitaria, una fábrica de trapos de pisos, y la panadería social San José, que fue inaugurada en abril de este año y que funcionan de manera autogestionada por vecinos de la parroquia Nuestra Señora de Guadalupe, en República de Siria 464. La misma nació como una posibilidad de que jóvenes que se recuperan de adicciones tengan una salida laboral genuina.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario