Transporte público
Martes 30 de Mayo de 2017

Así fue el debate del Concejo por el aumento del colectivo

El tratamiento de la ordenanza generó un controvertido debate entre el bloque del Frente para la Victoria y las bancadas de Cambiemos y Frente Renovador.

La Ordenanza elevada por el intendente Sergio Varisco, se trató sobre tablas en el Concejo Deliberante de Paraná y fue aprobada por mayoría por los ediles de Cambiemos y del Frente Renovador. Los concejales del Frente par la Victoria se retiraron del recinto al momento de la votación.


A Favor

La edila María Marta Zuiani (Cambiemos) rescató la sanción durante esta gestión municipal del Marco Regulatorio del Transporte Urbano de Pasajeros, decisión que definió como la instrumentación de una positiva norma legislativa "luego de más de 40 años". Resaltó que la misma "consagra un espacio diferente de participación a través del Órgano de Monitoreo y Control, que contempla la participación de concejales y especialistas en costos".


Zuiani definió al proceso de sanción del Marco Regulatorio, del Pliego de Bases y Condiciones de la nueva concesión del servicio y el informe público de los técnicos especialistas en costos, como "un gran mérito" de la actual gestión, donde la ciudadanía pudo constatar que "se está en un proceso de cambio".


Al usar de la palabra, el legislador Sergio David Cáceres (FpV) criticó la deficiente prestación del servicio de colectivos, donde "el promedio de espera de las frecuencias es de 30 minutos, sin que ningún órgano competente del municipio controle y castigue tal irregularidad".


Puso como ejemplo que tomando como referencia la referida infracción, las empresas prestatarias estarían cometiendo 500 infracciones por día, por un monto de 30 milllones de pesos mensuales "que le deben a la Municipalidad por tal concepto".


En tanto el legislador Pablo Hernández (Cambiemos) refutó los cuestionamientos formulados desde el Frente para la Victoria, y recordó al bloque opositor que en el año 2014 "la tarifa de colectivos se aumentó por decreto del Departamento Ejecutivo Municipal en vísperas de un jueves santo, sin la más mínima participación del Concejo Deliberante, ni de la ciudadanía".


"En 2015, un día sábado y a espaldas del pueblo, la tarifa se incrementó un 50 por ciento", apuntó, y remarcó que en esa oportunidad "los empleados municipales no vieron incrementados sus sueldos en igual porcentaje".


Finalmente, Hernández trajo a colación el acto de lanzamiento de campaña de la ex intendenta Blanca Osuna, oportunidad en que "se pusieron a disposición del mismo gran parte de la flota de colectivos afectados al servicio urbano, dejando a Paraná sin transporte", para concluir preguntándose: "¿De quiénes entonces eran amigos los empresarios?".


El concejal Luis Díaz (Frente Renovador), al hablar en representación de su bancada, sostuvo que junto a su compañera de bloque, Silvina Fadel, tienen "convicciones firmes" al fijar sus posiciones.


Al ser interpelado por parte del público ubicado en la "barra", que le recriminaba su apoyo a la sanción de la ordenanza, expresó: "Esto es la democracia, era necesario el aumento y acá expresamos el pensamiento de la mayoría parlamentaria, y no de grupos o sectores que en el año 2019 tendrán la oportunidad de cambiar".


Rescató la labor legislativa de ambos, y señaló: "Nunca vivimos del Estado y siempre hemos estado atentos a los reclamos de nuestro vecinos", y puso como ejemplo la participación activa que tuvieron ante el reclamo de los estudiantes secundarios en su lucha por el boleto estudiantil.


En la parte final del debate, el edil Gainza bajó a su banca para defender el proyecto: "En estos primeros quince meses de gestión estamos llevando adelante grandes cambios en materia de transporte, como lo marca el hecho de que hoy estemos en este recinto nuevamente hablando del tema". Y se preguntó: "Dónde estuvieron los reclamos que hoy se plantean desde el Frente para la Victoria, durante los últimos doce años de gobiernos justicialistas".


Al respecto subrayó que "estos aumentaron la tarifa por decreto, sin discusión, y sin contar con la elaboración de informe técnico alguno que lo fundamentara".


En este sentido resaltó que "si bien del informe de los especialistas surgió un índice de aumento del boleto del 61 por ciento, se tomó la decisión política de fijar el mismo en un 25 por ciento".


En contra

Por su parte, Juan Enrique Ríos (FpV) afirmó que la urgencia en la aprobación de las nuevas tarifas por parte del Departamento Ejecutivo "era y es responder exclusivamente a las demandas del sector empresarial, postergando las demandas permanentes y justificadas de los vecinos, sobre lo mal que se lleva adelante la prestación de un servicio caro, ineficaz e ineficiente, que sufren todos los paranaenses". Añadió que con esta medida propuesta por el intendente Varisco, "no se soluciona la problemática del transporte público de pasajeros, al contrario, se la torna más injusta".


Cuestionó que mientras las concesionarias pidieron un aumento de la tarifa como consecuencia de un incremento del 60 por ciento de sus insumos, "el intendente Varisco en forma arbitraria resuelve otorgarles un aumento en el boleto del 25 por ciento de una sola vez, en tanto posterga las demandas de sus trabajadores, a quienes acaba de conceder un incremento en sus haberes de solo el 21 por ciento, y en forma escalonada".


Denunció que el responsable técnico de la elaboración del Pliego de Bases y Condiciones para la nueva concesión es la empresa prestataria, que lo armó a su medida", acusando al intendente Varisco, de "haber esperado agazapado el cierre de las paritarias, para luego meterle la mano en el bolsillo a los trabajadores con este aumento de tarifas".


La presidente de la bancada del Frente para la Victoria, Cristina Sosa, manifestó: "El gran ausente aquí es el derecho de los ciudadanos, dado que en ningún aspecto se contempló lo que exige la gente, como la mejora del servicio en lo atinente a frecuencias, limpieza y mejoramiento de la accesibilidad a las unidades". "El informe técnico al que hemos tenido acceso solo le dio prioridad a la fijación de la nueva tarifa", explicó.


Más adelante, lamentó "haber tenido que asistir a un simulacro de participación", y puntualizó: "Los pliegos de la concesión fueron hechos a medida de la empresa que ganó, con nombre y apellido, frente a la prestación de un servicio ineficiente e inadecuado".

Comentarios