"La ciencia tiene un gran potencial para generar divisas"

Federico Ariel, investigador del Conicet y ganador de reconocimientos nacionales e internacionales, contó cómo su start up Apolo Biotech desarrolla bioinsumos mediante el diseño de moléculas de ARN. "Un reflejo de la simbiosis entre ciencia y tecnología", enfatizó
20 de agosto 2023 · 04:45hs

Federico Ariel es biotecnólogo, investigador del Conicet y docente de la Universidad Nacional del Litoral. Fundó Apolo Biotech y desde que la empresa salió a la luz no para de recibir distinciones. En junio recibió el premio internacional Unesco-AI Fozan para la promoción de jóvenes científicos en ciencia, tecnología, ingeniería y matemáticas, por su trabajo sobre el papel que desempeña el ARN largo no codificante en las plantas. La semana pasada, Apolo Biotech se anunció como uno de los 19 proyectos seleccionados en la segunda convocatoria “Soluciones innovadoras para desafíos de software”, organizada por el Ministerio de Ciencia, Tecnología e Innovación y la Fundación Sadosky. Junto al Instituto de Agrobiotecnología y Biología Molecular de Buenos Aires (Conicet, Inta), la empresa hizo foco en una temática que promete revolucionar el sector agropecuario. Desarrollan una plataforma informática para el diseño de moléculas ARN que reemplacen orgánicamente a pesticidas sintéticos en cultivos. Sobre las recientes distinciones Ariel expresó: “Refleja ese espíritu de convivencia necesaria, de simbiosis entre la ciencia y la tecnología, que es el que tenemos nosotros, de pensar que las grandes innovaciones tecnológicas van a derivar de sólidos desarrollos científicos”.

En el trabajo que están realizando se nota una combinación de la informática con la biotecnología ¿cómo trabajan?

Es así. La Fundación Sadosky, que es la fundación del Ministerio de Ciencia que se dedica a los desarrollos de informática, aportará su respaldo para poder profundizar nuestros estudios bioinformáticos. Lo que estamos haciendo con ARN es intentar reemplazar a agroquímicos sintéticos o pesticidas sintéticos por la información que la planta necesita para defenderse, algo así como las vacunas. Por la pandemia hubo un avance con el desarrollo de las primeras vacunas de ARN contra el coronavirus. Si nosotros usamos agroquímicos sintéticos, matamos a la bacteria mala, pero también las bacterias buenas O sea, estamos atacando todo el agroecosistema. Cuando nosotros podemos proveer a la planta de información codificada en ARN lo que hacemos es mostrarle un pedacito del genoma del patógeno y la planta se defiende sin necesidad de aplicar agroquímicos.

Cuando realizan el diseño de estas moléculas que reemplazarían de alguna manera los pesticidas, es un diseño de laboratorio, ¿cómo se lleva eso a la práctica?

Nosotros desarrollamos son bioinsumos, insumos biológicos, orgánicos que van a reemplazar los sintéticos para la protección de cultivos. Justamente, el comienzo del desarrollo se da en la base de la informática o la bioinformática, porque lo que nosotros hacemos es comparar el genoma del patógeno con el de la planta, con el de la abeja, con el del ser humano, con todos los actores del agroecosistema. Y eso es un trabajo de informático enorme para decir: bueno, ataquemos este pedacito del genoma del patógeno y sabemos a ciencia cierta que no va a haber reacciones cruzadas con el ambiente. Por eso es tan importante la informática, porque garantiza la especificidad del producto. La vacuna contra el coronavirus no nos protege contra la gripe, nos protege contra el coronavirus. Eso pasa cuando hacemos uno de estos desarrollos. Podemos bloquear la infección del patógeno, pero sin alterar el resto del agroecosistema.

¿Esto lo están investigando sobre algún cultivo en particular?

En el laboratorio científico hace muchos años que trabajamos en biología y bioquímica de la ARN. Esta línea de investigación la empecé cuando hice mi posdoctorado en Francia entre 2010 y 2016, y lo continué en Argentina cuando volví, como como científico repatriado. Todo ese periodo de entender mejor el ARN lo hicimos en plantas modelo de laboratorio, que no tienen ningún interés agronómico. Hace pocos años tuvimos un financiamiento muy importante del Ministerio de Ciencia, en el marco del programa de ciencia y tecnología contra el hambre. Propusimos esta idea de aplicarlo en cultivos, funcionó, y decidimos conjuntamente con las instituciones, con Conicet y con la Universidad lanzar una empresa base tecnológica para poder vincularnos con el sector productivo. Ahí empezamos a trabajar con especies de interés agronómico, primero con tomate, ahora con maní y con una serie de hortalizas y frutas. Muy probablemente luego expandamos a cultivos extensivos. Pero nuestro primer interés era trabajar con cultivos intensivos por varias razones, primero porque es el consumo directo humano, entonces queremos empezar a reemplazar agroquímicos que nos estamos comiendo básicamente y segundo por el lugar donde se suelen sembrar. La producción de tomates, por ejemplo, se da en los cordones periurbanos de las ciudades. Poder reemplazar los agroquímicos sintéticos por soluciones orgánicas es muy importante, porque no solamente impacta en los consumidores, sino también en los productores y en los vecinos de la zona. Por eso nos decidimos por una cuestión más social, por el impacto social, empezar por cultivos intensivos.

Cuando se analiza el tema de los bioinsumos, en general, una de las cuestiones que aparece es el tema de los costos de producción ¿Cómo lo están trabajando?

Uno de los desafíos que planteamos en Apolo es trabajar en cuestiones que el laboratorio científico es muy difícil de abordar. Uno de ellos es optimizar la producción para disminuir o minimizar los costos de un futuro producto para meter en el mercado. Creemos que tenemos una forma de producir y un abastecimiento, por ejemplo, sustituyendo importaciones de activos clave por aquellos que nosotros mismos producimos, llegar a ser competitivos con los productos que hay en el mercado en este momento, que son de síntesis química. De todos modos, en este momento existe en Europa la estrategia From Farm to Fork, o de la granja a la mesa, qeu tiene un calendario de prohibición de una serie de de pesticidas sintéticos de acá al 2030. Es decir que no se podrán exportar allí alimentos que tengan trazas de esos agroquímicos. Hay un gran interés del sector productivo de todos los países de Europa y de todos los proveedores de Europa, incluido Argentina, de empezar a reemplazar los agroquímicos sintéticos por soluciones orgánicas, porque si no van a perder mercados de exportación. Todo este contexto empieza a impulsar la creatividad científica aplicada a nuevos desarrollos tecnológicos que antes no hacían falta porque simplemente los costos de producción con pesticidas sintéticos erán razonables sin importar las variables de lo que sería la salud humana y el ambiente. En este contexto,damos una oportunidad para crecer tanto en nuestras soluciones ARN como otras que otros equipos de investigación están elaborando en base a microorganismos benéficos y demás. Hay muchas nuevas tecnologías que están emergiendo en este contexto.

IMG-20230624-WA0051.jpg
Las firmas santafesinas que formaron parte de la  Feria BIO USA 2023, que se desarrolló entre el 5 y el 8 de junio en Boston, Estados Unidos fueron Uovo Tek; Bioceres; Keclon; Taxon Bioinformatics Solutions; Wiener Laboratorios; Dunger; Exo Mas; y Apolo Biotech.

Las firmas santafesinas que formaron parte de la Feria BIO USA 2023, que se desarrolló entre el 5 y el 8 de junio en Boston, Estados Unidos fueron Uovo Tek; Bioceres; Keclon; Taxon Bioinformatics Solutions; Wiener Laboratorios; Dunger; Exo Mas; y Apolo Biotech.

En un primer momento, los desarrollo en biotecnología se concentraban en el ADN. Ustedes trabajan ustedes con ARN.

Efectivamente. El ARN es la molécula intermediaria entre el ADN y las proteínas. Por eso hablamos de ARN mensajero, habrán escuchado hablar de eso con las vacunas. Los ARN son llevan el mensaje del ADN a las proteínas. Si uno modifica el ADN está haciendo de alguna manera un organismo genéticamente modificado o transgénico, depende de la tecnología como se la puede llegar a llamar. Eso tiene sus pro y sus contra pero sobre todo obliga a reemplazar lo que se está cultivando por esta nueva variedad de élite transformada o modificadas genéticamente, y eso siempre acarrea un peligro. Algo puede funcionar muy bien en un invernadero o en la provincia de Buenos Aires, pero cuando lo llevás al Chaco empieza a ver otros patógenos que no había, o lo llevás a La Rioja y tiene falta de nutrientes en el suelo. Entonces empezamos a agregar pesticidas, fertilizantes, porque la nueva variedad tiene falencias ya que no fue adaptándose al ambiente generación tras generación, sino que fue implantada como nueva variedad de élite. Lo bueno del ARN es que las plantas son capaces de absorberlo. Por eso nosotros nos dimos cuenta hace bastante tiempo que podíamos usarlo para comunicarnos con las plantas y proveerles información para modular su respuesta al ambiente. Ahí fue cuando muy espontáneamente surgió la idea de mostrarle información genética de los patógenos. Para que genere una molécula de defensa y poder reemplazar los pesticidas.

Mencionaste que sos un científico repatriado, trabajás en el sector público como investigador y también en el ámbito de de la empresa con este emprendimiento, ¿Cómo estás viendo el papel de la ciencia en Argentina en estos momentos y cómo lo ves a futuro?

El futuro esta semana está un poco difícil de evaluar, con candidatos a la presidencia que han dicho que fusionarían el Ministerio de Ciencias con otro, o lo disolverían directamente. Algo que pasó en el pasado reciente. El futuro es bastante incierto y preocupante. El conocimiento es poder y hay que ver en manos de quién lo tenemos. Argentina es un país que tiene un gran potencial en algunas áreas y una de ellas es la biotecnología. Tiene una gran tradición en bioquímica, con tres premios Nobel en fisiología o química. Eso generó una escuela que dio lugar a fines del siglo XX a la biología molecular y a todos los grandes avances de la biotecnología del siglo XXI. Ahora faltan herramientas para transformar ciencia en tecnología. En Argentina ye n todo el mundo va cambiando el formato de transferencia tecnológica y han surgido estas empresas de base tecnológica o startups que hacen que el científico o la científica nos pongamos al hombro el desafío y empecemos a dar forma a una empresa pequeña con un gran potencial innovador o disruptivo en algún sector del mercado. En nuestro caso, la producción de alimentos. Es notable cómo a través de la gerencia de vinculación tecnológica del Conicet y de muchas universidades empiezan a aparecer estas startups o empresas de base tecnológica. La Cámara Argentina de Biotecnología ya cuenta más de 100 startups de en biotecnología en el país y Argentina empieza a emerger como un polo de gran innovación en el área. Mantener esto implica también respaldar las empresas pequeñas, como cualquier pyme. Invertir en esto puede llegar a dar muchos frutos, puestos de trabajo de calidad y, en nuestro caso, vitar importar este tipo de tecnologías y pensar en exportarlas. O sea que es un gran potencial para generar divisas, para mejorar nuestra balanza comercial y para poder tener un poco más de soberanía tecnológica.

Ver comentarios

Lo último

Argentina clasificó a los cuartos de final de la Copa de Oro

Argentina clasificó a los cuartos de final de la Copa de Oro

Fondos: la oposición pide actitud activa a Frigerio ante Milei

Fondos: la oposición pide "actitud activa" a Frigerio ante Milei

Piano Bar presenta: Una vida de Charly García en canciones

Piano Bar presenta: "Una vida de Charly García en canciones"

Ultimo Momento
Argentina clasificó a los cuartos de final de la Copa de Oro

Argentina clasificó a los cuartos de final de la Copa de Oro

Fondos: la oposición pide actitud activa a Frigerio ante Milei

Fondos: la oposición pide "actitud activa" a Frigerio ante Milei

Piano Bar presenta: Una vida de Charly García en canciones

Piano Bar presenta: "Una vida de Charly García en canciones"

Va de Vuelta: un grupo de cumbia paranaense que crece

Va de Vuelta: un grupo de cumbia paranaense que crece

Decanos de UNER alertan por fondos insuficientes para sostener facultades

Decanos de UNER alertan por fondos insuficientes para sostener facultades

Policiales
María Grande: se hizo pasar por contador y le robó 22 mil dólares a una mujer

María Grande: se hizo pasar por contador y le robó 22 mil dólares a una mujer

Fueron detenidos tras no pagar la estadía en Federación

Fueron detenidos tras no pagar la estadía en Federación

Policías acusados de operar en banda delictiva

Policías acusados de operar en banda delictiva

San Benito: dieron detalles de la detención de un hombre por acoso callejero

San Benito: dieron detalles de la detención de un hombre por acoso callejero

General Ramírez: encontraron un cráneo en la calle

General Ramírez: encontraron un cráneo en la calle

Ovación
Argentina clasificó a los cuartos de final de la Copa de Oro

Argentina clasificó a los cuartos de final de la Copa de Oro

Angelina Hillairet, desde Cerrito hasta el corazón de Núñez

Angelina Hillairet, desde Cerrito hasta el corazón de Núñez

La final de la Supercopa Argentina tiene fecha

La final de la Supercopa Argentina tiene fecha

Boca Juniors regresó a los entrenamientos con ausencias

Boca Juniors regresó a los entrenamientos con ausencias

Sebastián Grazzini dejó de ser el entrenador de Platense

Sebastián Grazzini dejó de ser el entrenador de Platense

La provincia
Fondos: la oposición pide actitud activa a Frigerio ante Milei

Fondos: la oposición pide "actitud activa" a Frigerio ante Milei

Decanos de UNER alertan por fondos insuficientes para sostener facultades

Decanos de UNER alertan por fondos insuficientes para sostener facultades

Gobierno y gremios docentes retoman la discusión salarial

Gobierno y gremios docentes retoman la discusión salarial

Crece la demanda de fotocopias, ante altos precios de libros

Crece la demanda de fotocopias, ante altos precios de libros

Diputados del PJ y la Mesa contra el Hambre avanzan con la emergencia alimentaria

Diputados del PJ y la Mesa contra el Hambre avanzan con la emergencia alimentaria

Dejanos tu comentario