Policiales
Jueves 31 de Enero de 2019

Una cámara permitió ubicar a boqueteros que robaron en un taller textil

Habían sustraído 400 mil pesos y por las imágenes se pudo ubicar a uno de los sospechosos. Sería un albañil que trabajó en la empresa de Paraná. Se secuestró dinero y otros elementos de valor.

Es posible que el robo de 400.000 pesos a un taller de indumentaria de Paraná, esté vinculado con una brutal "entrega" de datos por parte de una persona que trabajó como albañil en los techos de la firma. Eso parece afirmarse en la investigación policial y judicial, luego de que se realizara este jueves un allanamiento en la casa de un sospechoso.

Tal como informó UNO, el incidente fue denunciado el lunes pasado a la mañana, luego de que encontrara un boquete en el techo.

Leer más: Boqueteros se llevaron 400.000 pesos de un taller de indumentaria

Personal de la División Robos y Hurtos inició la investigación y con el aporte de datos, y en especial con la visualización de una cámara de seguridad ubicada en la zona de calle Güemes, en cercanías de la fábrica textil Winkel, donde se pudo individualizar a una persona semicalva.

En los movimientos se lo pudo ver conversar con tres personas que se encontraban en un auto, en tanto que quedó parado en la zona, dando la idea que hacía las veces de "campana".

Finalmente, el personal a cargo del director de Investigaciones Fabio Jurajuría, obtuvo información que permitió a la Justicia autorizar un allanamiento en la casa del sospechoso, en calle La Paz al 600 de Paraná, donde vive un hombre de 54 años.

En la finca, casualmente se le encontraron dos fajos de 10.000 pesos cada uno, y numerosas fajas de papel -sin dinero- y con sellos perteneciente a un banco privado, donde opera la víctima del hecho.

En la causa judicial por Robo calificado por el uso de escalamiento, tambien se secuestraron prendas de vestir, calzados y otros elementos de interés para la investigación.

Por disposición del fiscal de la Unidad de Atención Primaria, Martin Abrahan, el acusado fue correctamente identificado y luego recuperó la libertad haciéndole saber que quedó vinculado al expediente judicial.

Con respecto al sospechoso, los investigadores supieron que era muy parecido a un albañil que hace pocas semanas atrás trabajó en los techos de la empresa.

Comentarios