Secciones
Puente Victoria-Rosario

Un enigma sobre 24 toneladas de tabaco ilegal

La carga fue interceptada en mayo, y no se conocen empresas tabacaleras. Mario Segovia fue investigado por contrabando

Lunes 01 de Julio de 2019

El secuestro reciente de dos partidas ilegales de tabaco por un total de 24 toneladas que venían hacia Rosario generaron la idea de la existencia en la ciudad de una planta de procesamiento y acopio de ese producto, con la probabilidad de delitos conexos al caso. Uno de los decomisos fue concretado por Gendarmería Nacional en los controles del Puente Rosario-Victoria el 27 de mayo pasado. Las cargas equivalen a la materia prima necesaria para fabricar un millón de paquetes de cigarrillos, lo que significa un valor cercano como mínimo al millón de dólares. Y todo el fenómeno trae la alerta de que la manufactura de tabaco es tenida como una actividad comercial de riesgo, tanto de evasión impositiva como de contrabando, y con estrechos lazos con el narcotráfico.

El diputado provincial Héctor Cavallero llamó la atención de la Legislatura provincial con estos dos episodios ocurridos hace un mes y pidió al Poder Ejecutivo duna serie de informaciones desde la Cámara que integra . Busca saber si hay empresas con actividades declaradas en el procesamiento o acopio de tabaco en la provincia de Santa Fe y si el Ministerio de Seguridad realizó controles que permitan verificar la no existencia de movimientos comerciales ilegales de este rubro, o que incumplan las disposiciones fiscales.

El legislador hace conexiones con un caso local de resonancia. "Baste recordar que el denominado "Rey de la Efedrina", Mario Segovia, comenzó a ser investigado en los primeros hechos delictivos precisamente por el comercio ilegal de cigarrillos y también sus primeros actos se registraron en la ciudad de Rosario", dice Cavallero.

Los dos camiones

La alusión a aquel primer contrabando de tabaco de Segovia, investigación de 2005, abre un paraguas sobre actividades marcadas bajo un cono de sospechas, que implicaron a otras dos personas en esa misma investigación, Lionel Loria y Darío Rubén Ippolito, que son señaladas por el legislador. Sospechas que reiteran preguntas que palpitan hace tiempo sobre un depósito fiscal de Rosario.

El 27 de mayo pasado personal de la Sección Seguridad Vial de Gendarmería Nacional anunció la detención de un camión procedente de El Soberbio, Misiones, con una carga ilegal de tabaco, que tenía como destino final la ciudad de Rosario. Previamente efectivos de la sección San Antonio de la misma fuerza de seguridad detuvieron en la provincia de Corrientes, en el paraje Piñalito Norte, a otro camión con otras doce toneladas que estaban destinadas también a Rosario.

Cavallero expone la llamativa coincidencia de la mercadería, volumen, destino de las cargas y proximidad de las fechas de los secuestros. Para dar idea de la magnitud del tabaco decomisado refirió que representa alrededor de tres contenedores para comercio internacional por barco tanto para el comercio legal como para contrabando, actividad que la Comunidad Europea viene denunciando como en vías de incremento en el intercambio entre ese continente y Sud América. Y subrayó que "más preocupante es el silencio que se observa en nuestra provincia sobre el tema, tanto por el volumen de las cargas como por los delitos que pueden cometerse con ellos, tales como evasión fiscal, contrabando, lavado de dinero, falsificación, etcétera.

El camino del tabaco

Cavallero recordó una sonada investigación iniciada en 2005 a pedido de la Oficina Europea de Lucha Contra el Fraude (Olaf) que pedía apoyo argentino a la Unidad Fiscal de Investigaciones de Delitos Tributarios y Contrabando, Ufitco, entonces a cargo del fiscal general Mariano Borinsky. La razón de ese llamado era obtener información de una persona llamada Mario Roberto Segovia que eviaba a España dos contendedore con 375 mil paquetes de cigarrillos marca Dorchester, que se intentaban ingresar de forma fraudulenta bajo una declaración de artículos para bazar.

Cuando la Olaf y Uficto profundizaron se descubrió que los Dorchester fueron fabricados en Reino Unido y exportados a una empresa con sede en Dubai. Luego de circular por varias ciudades llegaron a Argentina figurando como remitente Adam Trading de Dubai "y consignados a nombre de un tal Loria, con domicilio en San Luis 1873, de Rosario".

A través de un despachante de aduanas llamado Andrés Torre, Segovia declaró la importación suspensiva de almacenamiento que amparaba a los cigarrillos. "Es decir que los cigarrillos consignados a Loria por la empresa Adam Trading fueron finalmente declarados en una destinación ante la aduana argentina por Segovia", indica Cavallero. Segovia finalmente reexportó la carga a Argentina en tres partes: una a España, una a Chile y la tercera a Uruguay. Solo en este caso tuvo éxito. Las dos primeras partidas fueron interceptadas.

El mencionado Loria es Lionel Loria, quien ya figuraba en otros cargamentos, "y que actualmente posee una empresa de estructuras metálicas en Villa Gobernador Gálvez, además de figurar en la sociedad Bronway, que procesa tabacos en la ciudad de Rosario".

Loria recibía mercadería y figuraba en los documentos de transportes en el teléfono de calle San Luis, un número que después se supo estaba vinculado con un distribuidor de cigarrillos rosarino llamado Darío Rubén Ippolito, y a una sociedad anónima, la Bromway SA. Loria e Ippolito son amigos de Segovia y provienen de Villa Gobernador Gálvez. Todos ellos serán socios, dice el informe legislativo, en la puesta en marcha de Bromway, que empezó sus actividades como fabricante de CD y DVD's, para luego adjuntar el procesamiento de tabaco.

"Para Rosario solo existe Bromway que comenzó su actividad tabacalera en 2017 y se amplió mediante la realización de obligaciones negociables en la Bolsa de Comercio a través de la firma Tarallo de nuestra ciudad", indica el informe. También se hace constar que al ser detenido en 2008 Segovia estaba construyendo una fábrica de CD y DVD's en la zona de Alvear.

El memo del diputado afirma que existen puntos donde todas estas personas se conocen y están ligadas: todas de la misma ciudad y en empredimientos comunes. En relación al comercio de tabaco, en 2012 recuerda Cavallero que Gendarmería Nacional desbarató una fábrica clandestina de cigarrillos que fabricaba marcas importantes en Villa Gobernador Gálvez.

El depósito Binder

Acerca de la tabacalera Bromway que tiene a Ippolito como socio principal actualmente, indica Cavallero que él junto a otros dos directores aparecen con el mismo domicilio legal de Juan B. Justo 2147 de Villa Gobernador Gálvez. "Ese domicilio es el mismo del depósito fiscal Binder, donde se lo suele ver frecuentemente a Ippolito, aunque no figura formalmente como partícipe de la sociedad ni ostenta cargo alguno en ella, al menos de manera declarada", sostiene el diputado.

Binder tenía como titular a Domingo Serpa al momento de tener complicaciones con casos de contrabando y narcotráfico. Se trata del depósito fiscal donde en 2015 se descubrió el cargamento de droga fallido de droga a Europa conocido como "narcoarroz" donde esperan juicio narcotraficantes colombianos. Domngo Serpa reside en Buenos Aires pero a los fines legales declaró como domicilio a Juan B. Justo 2147 de VGG. En los 90 fue socio y presidente de una empresa denominada Argen Tabak, registrada en ese momento como tabacalera, con autorización para importación y exportación de tabaco y sustancias químicas. En junio de 2015 se convirtió en accionista mayoritario y gerente único del depósito fiscal Binder. El mismo donde se encontraron los 50 kilos de cocaína del narcoarroz y donde poseen sus domicilios los socios de Bromway.

El negocio en Rosario

En su pedido de informes al Poder Ejecutivo, el diputado Cavallero pide se establezca si el reciente secuestro de 24 toneladas de tabaco con destino a Rosario puede tener relación con esta trama histórica empresarial, que ostenta intereses recurrentes en comercio en el rubro tabacalero. Pregunta si hay empresas declaradas en esta actividad en Rosario, si hay en la ciudad controles fiscales de habilitación y funcionamiento, y también si se verifica la existencias de galpones destinados al acopio de tabaco en el territorio provincial. (La Capital)

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario