Caso Fernando Pastorizzo
Martes 05 de Junio de 2018

Nahir Galarza lloró, se enojó y se fue bajo una catarata de insultos de los Tribunales

La joven está acusada del crimen de su novio Fernando Pastorizzo ocurrido en diciembre de 2017 en Gualeguaychú. Hoy sigue el debate

Nahir Galarza llegó desde la Comisaría del Menor escoltada por efectivos policiales, que la metieron abrazada dentro de Tribunales.
Llegó vestida de pantalón y saco negro, con un gorro colocado por la policía que le tapaba el rostro. Luego se sentó en la sala de audiencias, y siguió con cambiante estado de ánimo la primera jornada del juicio.
Al inicio, mirando hacia uno de los laterales e intentándose tapar el rostro con su cabello, Nahir buscó eludir ser fotografiada por los periodistas.

La audiencia comenzó con la cuestión protocolar de rigor, donde se dio lectura a la imputación que tiene y también se repasaron los datos filiatorios.
Antes del comienzo de la audiencia, uno de los abogados de la joven, Darío Germanier, anticipó a Radio Máxima que Nahir no iba a declarar en el comienzo del juicio y que se iba a evaluar más adelante a medida que fueran transcurriendo las jornadas.
A poco de iniciada la primera audiencia tanto el fiscal Sergio Rondoni Caffa como los abogados de las dos querellas que patrocinan a los padres de la víctima, Rubén Virué y Sebastián Arrechea, solicitaron al Tribunal que se lean y se incorporen al juicio las declaraciones que había realizado la joven acusada, una de ellas las aportada el 29 de diciembre en sede judicial, donde confesó haber matado de dos disparos a Fernando Pastorizzo.
El Tribunal presidido por Mauricio Derudi decretó un breve cuarto intermedio para decidir si aceptaba o rechazaba la solicitud, que se produce después de que los abogados de Galarza anunciaron que su clienta no iba a prestar declaración en esta jornada.


TE PUEDEN INTERESAR OTRAS NOTAS RELACIONADAS CON EL CASO FERNANDO PASTORIZZO
Poco después el magistrado Derudi anunció que el Tribunal hacía lugar a la petición, por lo cual se dio lectura a la declaración brindada del 29 de diciembre en horas de la noche, donde Nahir Galarza confesaba en sede judicial que en las primeras horas de ese mismo día había asesinado a Fernando Pastorizzo.
En su segunda declaración, la joven contó que Pastorizzo la había desbloqueado de WhatsApp. Fueron a la casa de los Galarza y allí tuvieron relaciones sexuales, pero luego el joven la trató de "zorra" y "puta" y le recriminó tener "relaciones con otros pibes".
Al bajar las escaleras, desde la planta alta de la casa, y siempre según el relato de Nahir, Fernando la tiró, la agarró del pelo y la golpeó. El joven tomó el arma del padre de Nahir, policía, que estaba arriba de la heladera. "Mirá el fierro que tiene tu viejo", le dijo. Ella le pidió que la dejara donde estaba, pero Pastorizzo se la metió en el bolsillo. Esa arma sería la que lo terminaría matando.
La pareja salió y se subieron a la moto de Fernando. "Él empezó a ir a gran velocidad, me dio miedo", contó Nahir. Y aseguró que al doblar en una esquina, la moto tambaleó y ella le sacó el arma. Entonces, dice, se le disparó por accidente.
La chica afirmó que quedó "como boba" por el ruido y se agachó a ver cómo estaba su novio. Allí, afirma, volvió a dispararse el arma por accidente. Aturdida por lo que sucedió, cuenta, se fue a su casa.
Cuando Nahir volvió a escuchar sus declaraciones, indudablemente se conmovió y lloró por primera vez, mas allá de intentar disimularlo, para no demostrar signo de debilidad.
Luego les llegó el turno de declarar a los padres de Fernando Pastorizzo, en primer lugar lo hizo Silvia Mantegazza, quien describió en forma pausada y tranquila la relación tormentosa que vivía su hijo con Nahir, que hasta provocó alguna situación en la salud de Fernando, producto de la tensión que estaba sufriendo. Una vecina le habría expresado las agresiones que sufría Fernando de manera permanente, lo que provocó la reacción de Nahir. Luego llegó el turno del padre, Gustavo Pastorizzo, quién relató que su exesposa lo llamó para informarle sobre lo que había sucedido. Destacó también los valores de su hijo, y descartó que fuera un joven violento.
Así terminó la primera audiencia, donde el Tribunal pasó a un cuarto intermedio hasta hoy a las 8.30, sin la obligación de que Nahir Galarza esté presente en la segunda jornada del juicio.

Comentarios