Secciones
Nahiara

Miguel Cristo y Yanina Lescano se acusaron mutuamente

El padre de la nena acusó a su ex de las heridas. Yanina Lescano sostiene que no ayudó a la menor porque era víctima de violencia de género.

Viernes 13 de Marzo de 2020

Nahiara murió producto del maltrato que sufrió durante enero y febrero de 2019 en la casa que compartía con quienes eran su familia: su papá, Miguel Cristo; su madrastra Yanina Lescano y sus tres hermanos menores de crianza.

Ayer declararon las dos personas que están siendo juzgadas por el maltrato y muerte de Nahira: Cristo y Lescano.

Su papá sostiene que no ayudó a su hija por miedo a su expareja y madre de un hijo suyo nacido el mismo día que murió Nahiara. Su madrastra, a quien ella llamaba “mamá” sostiene que no asistió a la nena porque era víctima de violencia de género. Los dos niegan ser responsables de las torturas y desnutrición que padeció la menor que falleció en el hospital San Roque de Paraná.

Cristo y su versión

Miguel Cristo apuntó contra Yanina Lescano. Aseguró que le tenía miedo y que ella andaba armada. Habló de un ritual al que fue sometido por consejo de su pareja, porque “no teníamos plata”. Cristo afirmó: “Me hicieron bañar con perfumes, hojas y otras cosas. Al poco tiempo, empecé a andar mal y no comer”.

El imputado por la muerte de su hija también contó que la acusada tenía un pequeño altar donde veneraba a San La Muerte, que “lo tiene tatuado en la espalda”. Asimismo, acusó a Lescano de propinarle diferentes malos tratos a Nahiara. Recordó que el 5 de enero la niña se quemó con agua caliente: uando estaba con ella, porque “yo me había ido a buscar mercadería a la agrupación Evita y me llamó mi tío que la nena se había quemado con un termo”. Al respecto, sostuvo que al preguntarle a Lescano cómo había ocurrido el accidente, su pareja le respondió que “se había quemado ella sola”.

Yanina Lescano
Miguel Cristo apuntó contra Yanina Lescano. Aseguró que le tenía miedo y que ella andaba armada. 

Miguel Cristo apuntó contra Yanina Lescano. Aseguró que le tenía miedo y que ella andaba armada.

Cristo sostuvo en su declaración: “Un amigo de Lescano vino un día de enero y trajo dos armas para que ella las guardara. Eran un aire comprimido y un revólver 38. Yo le dije que no las quería en la casa, y ella me contestó que las tenía que guardar un tiempo porque se las mandaba el padre”.

Además, señaló: “En otra oportunidad, escuché llorar a Nahiara en el baño, y cuando fui ella estaba con mi hija sin remera y Yanina tenía una manguera. Después, ella vino y me golpeó con el aire comprimido en la frente y me lastima. Me salió sangre y me fui a acostar. Quedé como tres días con el ojo hinchado”, afirmó Cristo.

Cristo también relató que en una oportunidad la escuchó gritar a Nahiara: “Cuando fui la encontré a Yanina que le estaba pinchando las manos con una aguja”.

En tanto, Cristo afirmó que un amigo de Lescano le pidió que lo acompañara a hacer unos viajes para buscar droga: “Yo le dije que no iba a hacer ningún viaje y con lo que yo ganaba nos íbamos a arreglar”, afirmó, y agregó: “Ella insistía en que hiciera esos viajes y discutimos por eso”.

El acusado por la muerte de su hija de 2 años contó cómo fue esa noche de febrero de 2019, cuando la pequeña Nahiara fue llevada de urgencia al hospital San Roque de la capital entrerriana, donde finalmente murió tras meses de padecimiento.

El joven padre sostuvo que la niña se ahogó con un pedazo de pan y debió pedir ayuda a una vecina, ya que Lescano no lo asistió en el momento que Nahiara se asfixiaba. Relató que un patrullero lo llevó junto a su hija al centro de salud Oñativia, de donde la derivaron al nosocomio materno infantil.

Durante este tramo de su declaración Cristo se mostró conmovido por el estado en que se encontraba su hija y recordó que estando en el San Roque recibió una llamada de Lescano, en la que la joven le decía que culpe a otra persona. “Mientras esperaba en terapia, entraron tres oficiales, me esposaron y me llevaron. Yo no sabía a dónde me llevaban. Fuimos a una comisaría y me tomaron huellas”, resaltó Cristo, y agregó: “Cuando Lescano me llevaba a lo de esa señora, Mónica, era porque ella creía en San La Muerte, Pompa Gira y todas esas cosas”, explicó.

Lescano y su defensa

Lescano no declaró. Prefirió remitirse a su testimonio realizado el 12 de febrero de 2019. Ese día ella relató que en mayo de 2018 se puso de novia con Miguel Cristo. Que a fines de ese mes se fueron a convivir al barrio Paraná III. Dijo que Nahiara se unió a la familia el 8 de agosto. “Ella estaba muy bien cuando llegó”, afirmó la mujer.

La mujer mencionó que los maltratos empezaron cuando Nahiara se quemó los pies a mediados de enero”. Lescano dijo que Cristo la dejaba encerrada. Que la casa tenía una sola puerta con rejas. “Él (por Cristo) siempre andaba con una manguerita. Él nunca la quiso llevar al médico, porque según él a las dos nenas (tiene otra hija de 9 años con la madre de Nahiara, que falleció) se las debía al padre (Cristo pertenece a la comunidad gitana)”, y añadió: “Ella comía bien porque comía con mis hijos. Ella (su hija) le contó que Miguel le pegaba cuando no quería comer (por Nahiara). Había una silla donde él la sentaba. Ella estaba todo el tiempo ahí, nadie se podía acercar”. El fiscal Malvasio en ese momento preguntó: “¿Cristo ejerció violencia contra usted?”, a lo que ella respondió: “Sí, a partir de que Nahiara se quemó los pies. Ella tuvo un golpe en la espalda. Él dijo que fue Ana (en referencia a una mujer que cuidaba a la nena) la que se lo había causado. Le dije que la lleve al médico y me dijo que no. Mis hijos dormían con las cholas puestas por si teníamos que huir”.

Alegatos y reto

El martes serán los alegatos. Ayer al culminar la etapa de recepción de la prueba, la defensa de Lescano a cargo de Patricio Cozzi y Miguel Cullen pidió que se incorpore el acta de detención de Cristo, ya que ahí figura que el hombre tenía en su poder toda la documentación de la familia. Esto sería un dato para la teoría de la defensa que trata de probar que hubo violencia de género sobre Lescano.

Si bien el presidente del tribunal Gervasio Labriola informó que aceptaban la incorporación de la prueba, tuvo duros conceptos hacia la defensa: “La omisión palmaria y flagrante en la que ha incurrido la defensa teniendo en cuenta que ha desarrollado la teoría del caso basado en que la imputada Yanina Lescano es víctima de violencia de género y que por esa situación no existía a su criterio su capacidad para evitar la muerte de Nahiara. No podemos entender que la defensa haya esperado hasta esta altura para solicitar el ingreso de un documento que está desde el primer día de la investigación. Eso hace a la preparación del caso, hace a la teoría del caso de la defensa y hace a una defensa diligente. Aún cuando la testigo experta Asensio (María Raquel Asensio de la Defensoría de la Nación) introdujo esta información sobre un acta con recibido de pertenencias, también omitió ofrecerla introducirla en ese momento, que hubiese sido el más oportuno. La existencia misma del documento no ha sido cuestionada”. El tribunal aprobó que se incorpore el documento. La Fiscalía, la querella y la defensa de Cristo irán en Casación por esa medida. El martes serán los alegatos.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario