Secciones
Triple Crimen de Bajada Grande

Los vecinos de María Grande rechazan que los Siboldi estén detenidos en la ciudad

Los jóvenes junto a su padre están imputados en el triple crimen de Bajada Grande. Los imputados están en la cárcel esperando la tobillera.

Martes 27 de Agosto de 2019

Los vecinos de la localidad de María Grande están disconforme con la presencia de los hermanos Alexis y Brian Siboldi imputados junto a su padre en el triple homicidio de Bajada Grande en Paraná.

Mientras Oscar El Negro Siboldi continúa arrestado en la Unidad Penal N°1, sus hijos fueron beneficiados con la modalidad de prisión domiciliaria por una disposición de la jueza Marina Barbagelata, tras un acuerdo que logró la defensa de los imputados con la fiscal Patricia Yedro.

Embed

En las últimas horas se conoció que el arresto preventivo de los hermanos se cumplirá en una casa que fue alquilada para tal fin en el barrio Sur de esa localidad ubicada a unos 70 kilómetros de Paraná. Apenas se difundió la información los vecinos salieron a la calle a rechazar la presencia de los Siboldi quienes todavía están en la cárcel de Paraná esperando que les otorguen las tobilleras electrónicas.

Embed

Los jóvenes, junto a su padre están acusados por el triple crimen de Luciano Álvarez de 37 años; Miguel Aguirre de 35 años, y de Leonardo Martín Álvarez de 29 años, registrado el sábado 25 de mayo, a la madrugada, en el barrio Bajada Grande de Paraná. Además El Negro junto a otro de sus hijos que goza de arresto domiciliario están señalados como los autores del homicidio de Brian Farías, un joven de 21 años que murió tras ser atacado a balazos el 9 de junio de 2018 en el barrio La Delfina.

Embed

Fuentes judiciales consultadas por UNO indicaron que se estaría evaluando la posibilidad de cambiar de lugar de detención a los hermanos Siboldi para evitar problemas.

Embed

“Queremos una ciudad turística, no queremos una cárcel abierta. Eso exigimos, porque nadie nos va a cuidar. Los tenemos a media cuadra de mi casa, no estamos tranquilos. Exigimos que no queden acá”, remarcó una de las vecinas, en diálogo con el Nueve.

En esta línea, otra misma vecina alertó: “Desgraciadamente los voy a tener en el fondo de mi casa. No quiero asesinos en mi barrio. Somos tranquilos, vivimos bien. Si la jueza (Marina) Barbagelata quiere darles prisión domiciliaria, que los lleve a su casa, no acá. ¡Que los lleve a su casa! ¿Por qué tienen que traerlos acá? Ya tenemos otro asesino acá en María Grande. Parece la casa de Gran Hermano. Quiero que la jueza Barbagelata los lleve a su casa, no en el barrio mío”.

Por otro lado, uno de los vecinos, expresó: “Yo vivo en la casa de enfrente, tengo mi familia. Me parece que no es el lugar correcto. Si quieren ayudarlos, esa gente necesita otro lugar. A un tipo así no se los ayuda llevándolos a una casa cualquiera. Tenés que llevarlo a un lugar donde tengan recuperación”. Al respecto, el hombre pidió: “No traerlos a María Grande para que nosotros nos banquemos día y noche esa gente sin saber si mañana sale de la casa mi hija y la matan”. Finalmente, resaltó: “Vivimos en una ciudad muy linda, pero si la dejamos llenar de sinvergüenzas, mañana María Grande va a ser como la Villa 31. Nosotros no queremos eso para nuestra familia, para nuestros hijos, qué futuro tenemos”.

Los vecinos contaron que hasta hace poco, la casa donde irían los Siboldi estaba en alquiler. “La casa estaba deshabitada porque la señora se fue a vivir a Rosario. Hace un mes vino una chica con una nena de 2 años a alquilar la casa. La amueblaron y todo. Pero ahora no vive nadie, así que por eso la habrán habitado para que los traigan”, contó una mujer.

Desde la comisaría de María Grande negaron tener información oficial sobre el traslado.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario