Abuso sexual
Martes 19 de Junio de 2018

Investigan si un nene de 13 años fue abusado con una escobilla

El menor sufrió graves lesiones en sus partes íntimas y fue intervenido quirúrgicamente en el hospital San Roque. En el nosocomio no los convence la idea que se está frente a un accidente, por lo que se trata de aclarar el hecho.

Un niño de 13 años se encuentra internado en el hospital San Roque de Paraná desde el fin de semana, luego de que se le localizara introducido en su ano una escobilla de lavar inodoros. Tras la intervención médica, deberá estar 60 días en el nosocomio para poder recuperarse de las lesiones internas.

Autoridades judiciales y del nosocomio confirmaron a UNO la novedad, que llevó a que un menor debiera ser internado en la noche del sábado.

El niño, proveniente de una localidad de Paraná campaña, había sido asistido en un centro de salud, pero frente a la gravedad de las lesiones se dispuso su urgente derivación al nosocomio de la capital entrerriana.

Tanto el Ministerio pupilar, como la Fiscalía de Abuso y Violencia de Género, tomaron intervención tras conocer detalles del incidente inicial.

Para proteger la identidad del menor y evitar la revictimización no se brindarán más datos sobre su persona.

Se hizo saber a UNO por parte de uno de los profesionales que asistió al chico, que es la primera vez en 30 años que le toca intervenir en un caso de estas características en el hospital San Roque.

La madre de la criatura, contó que ella junto al padre salieron a pescar y, al regresar, se encontraron con el hijo muy dolorido y con una escobilla en su cola.

Se lo trasladó al centro de salud de esa localidad, y en el camino se desmayó por el intenso dolor. Ante esto, fue llevado hacia otra ciudad de Paraná campaña y allí el médico consideró necesario y urgente su traslado hasta el San Roque.

La intervención quirúrgica fue abdominal, de modo de tratar de reconstruir las importantes lesiones internas y poder extraerle el elemento.

Con posterioridad el niño, que fue contenido por especialistas, dio una versión que es analizada por las autoridades. Contó que se estaba bañando, y que por un accidente tropezó y cayó sobre la escobilla de lavar los inodoros.

Un profesional del San Roque indicó a UNO: "Por las lesiones sufridas por el niño, y cómo supuestamente sucedió el incidente, es muy poco probable que haya sido así".

Para la autoridad consultada, hay dudas: "Vamos a seguir hablando con él, con su mamá, y con un tratamiento adecuado intentaremos llegar a conocer qué pasó".

"Acá se está frente a dos posibilidades concretas, porque descartamos el accidente. Se deberá investigar si hubo una situación conocida como autoerótica que lleva a la criatura a tratar de conocer su cuerpo en el despertar de la adolescencia, o bien si existió la participación de otra persona en la provocación de las lesiones en la zona anal", referenció.

Por lo pronto, los primeros informes fueron elevados tanto al defensor de pobres y menores, como a la fiscal en turno de Abuso y Violencia de Género.

El niño está siendo asistido y contenido por los especialistas en la materia en una sala del San Roque, por lo que se espera la intervención de más profesionales para poder llegar a establecer con exactitud qué fue lo que sucedió en este extraño suceso que derivó en la asistencia médica.




Comentarios