Gualeguaychú

Gualeguaychú: "Vi al papá desesperado y pensé en mi hijo"

Dos policías de Gualeguaychú salvaron a un niño que se había tragado una moneda de un peso. Le practicaron la técnica de Heimlich.

Miércoles 17 de Agosto de 2022

Dos policías de la Brigada de Prevención Delitos Rurales de Gualeguaychú, ubicada en el acceso al barrio Toto Irigoyen de Gualeguaychú, le salvaron la vida a un niño que se había tragado una moneda de un peso. El pequeño ya está en su casa junto a su familia y sólo tiene que regresar al hospital Centenario en una semana para un control. "Doy gracias a Dios porque pudimos salvarlo. Mi compañero Hugo Barzola justo estaba mirando a través de las cámaras, porque tenemos un sistema de seguridad y yo entraba para hacerle una consulta, cuando vimos correr al papá desesperado con el nene en brazos. No sabíamos que pasaba pero pudimos advertir su desesperación. Me puse en su lugar como papá, automáticamente pensé en mi hijo", contó el suboficial principal Román Altamirano en diálogo con La Radio de UNO (88.7 La Red Paraná).

policias.jpg
Dos policías de Gualeguaychú salvaron a un niño que se había tragado una moneda de un peso. Le practicaron la técnica de Heimlich.

Dos policías de Gualeguaychú salvaron a un niño que se había tragado una moneda de un peso. Le practicaron la técnica de Heimlich.

Este lunes pasado un hombre llegó corriendo a la dependencia policial con un chiquito de dos años de edad en brazos, que se encontraba con dificultad para respirar y en estado de shock emocional, debido a que se había tragado una moneda.

El suboficial principal Román Altamirano y el sargento Hugo Barzola actuaron rápidamente para auxiliar al pequeño. Altamirano realizó maniobras de primeros auxilios y así lograron que el niño expulsara la moneda que le obstruía la vías respiratorias. Luego solicitaron una ambulancia al servicio 107, la cual una vez controlada la situación lo trasladó junto a su padre al hospital Centenario de Gualeguaychú.

Embed

"Mientras yo le realizaba la maniobra de Heimlich mi compañero se contactaba para solicitar la ambulancia. El pequeño ya venía con mucha dificultad para respirar. Por suerte en la segunda vez que realicé la maniobra logró expulsar la moneda. A los cinco minutos llegó la ambulancia y fue trasladado. Todo fue muy rápido. Ya está en su casa con su familia, ayer fui a visitarlo y su mamá me contó que come, toma la leche...Estábamos muy tranquilos, todavía no me cae la ficha", indicó el entrevistado. También mencionó que aún en pandemia y mediante clases virtuales, continuaron perfeccionándose y realizando capacitaciones.

ESCUCHÁ LA ENTREVISTA COMPLETA

ALTAMIRANO.mp3

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejá tu comentario